Festimad

Hay que ver lo que cambian las cosas con el paso de los años. En 2004 Festimad se había convertido en todo un referente en los festivales de rock a nivel nacional sin faltar nunca los grandes nombres, ni faltaban los 3 escenarios, una organización más que correcta y el entorno del parque del soto de Móstoles hacían de Festimad una de las grandes citas año a año. Eso duró hasta que el ayuntamiento de Móstoles cayó en manos del PP, entonces fue cuando se acabó Festimad. 2004 había sido mi primera experiencia en un festival, aunque solo fui un día, y debo decir que me lo había pasado en grande.

Al año siguiente Festimad se trasladó a Fuenlabrada. Lo que pasó en aquella cita ya es histórico. Yo, por fortuna, no estuve allí para verlo ya que estaba en Barcelona disfrutando del Primavera Sound, pero para los que no os acordéis o no lo vierais, esto es lo que sucedió;

Como siempre, Telecinco sin contar toda la historia, porque luego lograron que todos los grandes del cartel actuaran, eso sí, a horas intempestivas.

A partir de 2006 el festival ha entrado en declive, aunque siempre ofreciendo algún gran nombre en el cartel, pero sin ser el festival lo que era antaño, con más de 40 grupos en dos días. Además, este año prometía ser la gran recuperación del festival, pero resulta que ha llegado el Electric Weekend de Getafe, que presumiblemente robó unos cuantos nombres y el recinto (que estaba totalmente asegurado para Festimad), además de la mayoría de público, ya que fue un gran éxito y es presumible que este festival se consolide en años venideros (aunque la organización dejó bastante que desear, por otra parte).

Este año la gran atracción de Festimad fue Linkin´ Park; en realidad los dos grupos grandes del sábado, puesto que también actuaron Lostprophets, a los que tenía muchísimas ganas después de que cancelaran en 2004 por culpa de los atentados del 11-M.

Llegamos a La Cubierta a eso de las 19:30, cuando The blackout estaban terminando su actuación, sus últimos tres temas no estuvieron mal, pero en cualquier caso no pasan de ser un grupo punk del montón. Después llegaron Lostprophets, que como ya he dicho, les tenía muchísimas ganas, pero entre el público y el técnico de sonido me aguaron la fiesta. Primero, el público, compuesto mayoritariamente por niñas que no les habían oído nunca, y que les recibió con frialdad, acentuado todo ello por su técnico que debía estar muy colocado a juzgar por el pésimo sonido que tuvieron durante toda la actuación; formando una bola entre las dos guitarras, sin escuchar nada el bajo (que además tuvo problemas toda la actuación), ni el teclado, y con la batería ultra desequilibrada al estar el bombo demasiado alto y el resto de la batería por debajo de la bola de sonido que formaban las dos guitarras. En cualquier caso, el setlist fue sumamente acertado ya que se basaron en Start Something y tocaron todos los grandes temas de aquel disco, tocando también los singles de Liberation Transmission y, lo mejor de todo, tocaron "Shinobi vs. Dragon Ninja" -dedicada a las tardes echadas en los rescreativos en los años 80-, de su primer disco, los cuatro o cinco que la sabiamos la disfrutamos como enanos y el resto ni caso, claro está. Acabaron con otra de las grandes, "Burn Burn" -que está en la banda sonora de FIFA 04-, intentaron que la gente se agachase en el puente que hay antes del último estribillo, pero el público, muy sosaina, no lo hizo, aunque creo que fue porque casi nadie entendía el inglés :). Lo dicho, mal el recibimiento del público y el sonido. En cualquier caso, un 10 para la banda, que puso mucha energía en su directo y su setlist fue genial. Os dejo los videos de Shinobi vs. Dragon Ninja y Burn Burn;

Luego llegó una larga espera para que empezasen Linkin´ Park, que salieron con 40 minutos de retraso. La espera, sin embargo, mereció muchísimo la pena ya que dieron toda una lección de firmeza y potencia sobre el escenario. El sonido fue perfecto y descargaron en su mayoría temas de Minutes to Midnight y Hybrid Theory, dejando un poco más de lado Meteora, del que solamente tocaron sus singles. Lo que más me gustó de la banda fue su enorme complicidad sobre el escenario, ya que todos sus miembros saben donde tienen que estar en cada momento. En total el concierto duró hora y media y no creo que hubiese nadie defraudado por ellos. Lo cierto es que no puedo destacar ningún tema sobre otro porque ejecutaron todo lo que tocaron a la perfección; y en lo único que tienen que mejorar (aunque ya lo han hecho desde que publicasen Live in Texas), es en esforzarse en que las canciones no suenen exactamente iguales al disco, pero en cualquier caso, como digo, ya han mejorado en ese aspecto y no todos los temas se escuchan igual que en casa.

Ahora que el Electric Weekend ha sido un éxito, hay que esperar al año que viene para ver qué pasa con el Festimad. En mi opinión deberían mover el festival a Septiembre para tratar de volver a ser un grande y no juntarse en fechas con el de Getafe, pero está claro que a partir de ahora la competencia por los grupos va a ser feroz.