Recordando: Micro machines 2: Turbo Tournament (Mega Drive)

Micro Machines 2: Turbo Tournament

Corría el año 1994 cuando Codemasters lanzó un interesante invento al mercado de la Sega Mega Drive: Se trataba del J-Cart, un curioso cartucho que tenía algo más de memoria (y tamaño) que los cartuchos habituales de la Mega Drive, aparte de esto, lo realmente novedoso residía en su aspecto físico, pues tenía dos entradas extras para un tercer y cuarto mando sin necesidad de otros accesorios. ¿Os imaginais lo que podía pasar al reuniros por aquel entonces para jugar con otros tres amigos todos a la vez?, ¡solo diré que la cosa siempre acababa en pelea!

Los puertos que rompían amistades

Micro Machines 2: Turbo tournament es usado junto a Pete Sampras como conejillo de indias para probar esta característica, lo que hizo que el juego tuviese bastante éxito a pesar de que la Mega Drive acababa de iniciar la última parte de su ciclo vital. Es 1 de los 5 juegos que a la postre llevarían esta característica implementada. El juego era una versión extendida y con mejores gráficos que la versión aparecida en 1993, y se incluían vehículos como un hovercraft o los helicópteros por primera vez en la serie. El juego contaba con un enorme número de pistas y de entre sus modos de juego destaca principalmente el "head to head" (cara a cara), que consistía en dejar a los rivales atrás en la pista para ganar puntos, lo que convertía las partidas a cuatro jugadores en auténticas batallas de supervivencia sobre ruedas. Los escenarios, los ya habituales de la saga, con la clásica mesa de billar, la casa del árbol, la cocina, el sótano, un pinball, una playa… siendo el mejor (y de los más difíciles)… ¡la taza del water! 

Algún niño se ha dejado caramelos por el suelo

Recuerdo que por aquella época mi padre andaba buscando trabajo y nunca le he visto tan enganchado a un videojuego como en aquel momento. No le gustaba jugar cara a cara sino a batir los records de tiempo. Nuestro pique era descomunal. Cuando yo volvía del colegio, casi todos los días me encontraba un record superado, y daba todo lo que tenía para que por la noche volviera a estar en mis manos 🙂 No me quiero imaginar lo que habría pasado de haber existido el juego online.

Realmente es el Micro Machines más importante de las 16 bit por ser el estreno del J-Cart y por el salto técnico y cualitativo desde la primera parte, pues los dos Micro Machines posteriores (96 y Military) eran meras actualizaciones de la fórmula que clavó codemasters en 1994. No le faltaba absolutamente nada y aún hoy en día es un juego ideal para reunirse con colegas y reirse durante una tarde. Nadie recuerda que las 3D le sentaran tan bien a la serie como la vista isométrica absolutamente frenética de Micro Machines 2.

Hay un vídeo en Youtube recordando este magnífico juego, si aún no lo habéis jugado… ¡id a por él!