El mercado de videojuegos de segunda mano en Japón

Los que seguís este blog desde hace tiempo, recordareis que cuando estuve en Japón encontré un gran número de tiendas de videojuegos de segunda mano. Algunas de ellas increíblemente interesantes, con mogollón de material y unos precios que a veces son de risa. Y eso que por estar en el centro de las ciudades me perdí lo mejor: las tiendas de barrio.

Las tiendas de barrio son tiendas de segunda mano en las que se compran y venden muchos tipos de material. Normalmente, si tienen videojuegos, también habrá otros artículos de entretenimiento como discos, libros, películas, y, como no, manga, pero entre los videojuegos y el manga lo habitual es que se lleven el 50% del espacio de la tienda. Entre los videojuegos hay de todo, con un poco de suerte se pueden encontrar Neo Geo Pocket desde 500 yens (unos 3,60€) y Ps1 desde 1000… con lo que podeis imaginar lo que cuestan los juegos, en especial cartuchos muy comunes de Megadrive, Famicom o Snes… por supuesto, en buen estado de funcionamiento, aunque el precio aumenta en función del estado del artículo.

Sin embargo, no es oro todo lo que reluce, ya que muchos artículos están más caros que en las tiendas del centro de las ciudades, de todas formas, las comparaciones con lo que vemos de segunda mano en España son odiosas, ya que la mayoría de los artículos japoneses están en un estado casi nuevo y a menudo perfectamente cuidado … Lógicamente, tampoco faltan los juegos de sistemas actuales, y ahora mismo ya se pueden adquirir algunos cartuchos sueltos de Nintendo DS a partir de 700 yens. 

¿Porqué en Japón se da esta cultura de la segunda mano? Bien, la respuesta es bastante sencilla. Sobre todo es debido a la falta de espacio en las casas. Muchos apartamentos miden menos de 30 metros cuadrados, y la necesidad de espacio es obvia. Eso, unido al interés y a la cultura japonesas sobre lo último en tecnología, hacen que muchos japoneses se deshagan de sus antiguas consolas iendo a la tienda de segunda mano más cercana del barrio cuando la nueva consola empieza a comerse una parte considerable del apartamento… Las tiendas de barrio, lógicamente, al estar situadas fuera del centro de la ciudad, pagan mucho menos por el suelo, y, por lo tanto, sus precios son bastante más bajos que el de un Super Potato, por poner algún ejemplo. Sobre esta tienda en concreto, podeis encontrar incluso vídeos en Youtube, y también hay alguna en mi blog de cuando estuve allí, pero yo he preferido poner algunas fotos que he encontrado de algunas tiendas de barrio, que las disfruteis!!

A mí, personalmente, se me cae la baba con todo ese material… si vuelvo a Japón buscaré alguna tienda como esta para enseñaroslo todo 🙂