Los próximos tres días, Million Dollar Baby y Modern Warfare III. Lo importante es contar historias.

Estamos hablando nada menos que de Paul Haggis, el dos veces ganador del Oscar al mejor guión por Million Dollar Baby y Crash, el guionista de Casino Royal, de Cartas desde Iwo Jima, de Banderas de nuestros padres.

Un guionista con un prestigio a prueba de bombas y grandes películas a sus espaldas. Y, sin embargo, "se rebaja" a escribir el guión de Call of Duty Modern Warfare 3. 

¿Porqué, quiere tirar su prestigio como uno de los guionistas más cotizados de Hollywood y un director de cine muy respetado?

No es probable.

Más bien es que las cosas han cambiado.

Call Of Duty vendió  mil millones de dólares en sus primeros dieciséis días.

Entre Los próximos tres días, En el valle de Elah, Cartas desde Iwo Jima, Casino Royale, El último beso, Crash y Baderas de nuestros padres recaudaron en total cuatrocientos nueve millones cuatrocientos dieciocho mil dólares.

Es decir, con siete películas no se ha llegado a recaudar ni siquiera la mitad de lo que con un solo videojuego se recaudó en 16 días.

Eso tambiién significa que su trabajo más visto ha sido Call Of Duty muy por encima de todo lo demás. El trabajar en un videojuego le permite llegar a una audiencia a la cuál no legaría no con siete películas de éxito.

Los tiempos están cambiando y posiblemente sea para mejor. Si un shooter bélico empeza a contar con un guionista con dos oscars, otro con otro guionista/director como John Millius, quizá los aficionados a los videojuegos nos beneficiemos de tres formas.

La más importante, a lo mejor se incrementa la calidad de las historias y de los personajes. Es posible que mejore la aceptación de los videojuegos en la sociedad. Por tanto, es posible que mejore la consideración hacia los jugadores.y enriquezcan los juegos con más matices. Ya se busca que las decisiones del jugador tengan consecuencias, como en Mass Effect o The Witcher 2. Es una línea interesante que explorar.

Veremos si es una línea que se mantiene pero, con la mejora de la tecnología que permite expresar cada vez mejor las emociones, como se ha visto en L.A Noir o Heavy Rain, es probable que las historias sean más humanas.

Por otro lado, ya que hablamos de Paul Haggis, recomiendo la última película de Paul Haggis: Los próximos tres días.

Es un thriller en la que un padre de familia, Russell Crowe, se encuentra con que su mujjer es acusada y condenada por asesinato. La reacción del padre está magistralmente bien contada para que sea verosímil, quedando una  historia que deja conscientemnte el drama de lado para pasar a la acción sin descuidar a los personajes y tomándose el tiempo necesario para empatizar con ellos. Aunque el final es una concesión comercial innecesaria porque todo estaba ya en la película, merece la pena. Recuerda un poco al final de "Sospecha" de Hitchcock.

Saludos fremen