Mi peli cutre favorita es… Crank. Veneno en la sangre.

 

 

 

Corría el año 1950 cuando Edmon O’Brian recorría los pasillos de la comisaría y llegaba a división de homicidios.

" – Vengo a denunciar un asesinato
– ¿Quién era la víctima?

– Yo lo era"

D.O.A. (Dead On Arrival) es una obra maestra del género negro de Rudolph Maté y a Neveldine y Taylor se les ocurrió darle una vuelta de tuerca a la idea. En realidad un tornado más que una vuelta de tuerca.

Chev Chelios (Jason Statham) es un asesino al que le inyectan un veneno mientras duerme y le queda una hora de vida y para poder aguantar más tiempo hasta encontar el antídoto necesita mantener disparada la adenalina, pero no hay antídoto.

 

 

 

A partir de aquí la película se desmadra. Se esnifa lo que pilla, bebe montones de latas de redbull y rockstar se mete en todas las peleas, conduce como un suicida, atracvesa un centro comercial con el coche, folla en la chinataown en la calle delante de los turistas, causa guerras de bandas y muchos, muchos , muchos muertos con litros de hemoglobina.

Exigencias del guión, necesita adrenalina.

La forma de rodarlo es como un videoclip con tías semidesnudas, pantallas múltiples, planos cortos y rápidos, y en muchos casos recuerda a un videojuego, con imágenes dvideojuegos y animación intercaladas.

Es toda una ida de olla, pero hay que reconocer que la película es trepidante, tiene una banda sonora muy cañera y mantiene el interés por ver la nueva barbaridad que tiene que hacer Chelios para mantenerse con vida.

La intensidad va aumentando

En cuanto al final,  es una peculiar llamada telefónica para un final aún más peculiar y que parece definitivo.AL final de los créditos hay un huevo de pascua en "pixel-art".

Acepto que la película no es más que una montaña rusa en una historia de venganza, pero es innegable que no se había contado esta historia así y que es trepidante, muy divertida y entretenida y con una banda sonora potente que encaja perfectamente con el resto de la película. ¿Es mala? puede, pero me gusta.

Ah! Y hay segunda parte, mismos directores, mismo actor.

 

 

Saludos fremen.