Post Express: Trabajo, ¡Siiiiiiiiii!

 

Ayer me habían llamado para trabajar y hoy es cuando he digerido la noticiaLMAO.

Vale, no tiene casi nada que ver con mi titulación (me encargaré de ser un Agente de Encuestas…otra vez) y tampoco es que dure mucho ya que se trata de un contrato por obra y servicios, si supero el mes es un milagroLMAO. Así de triste es la situación laboral española señores, nos conformamos con muy pocoCrying or Very sad.

Pero era algo que ya exigía desde hace mucho tiempo mi psique, ains, me siento tan felíz con soltar una palabra culta sin venir a cuento XD, pero ocuparme en otras cosas me ayudará a tomar las riendas de mi vida aunque sea por poco tiempo.

En fin, que desde hoy martes a las 16:00 (hora más en la península) Banke ha retomado su cotización en la Seguridad Social aunque sea más corta que la pilila de Duke Nukem.

Hijos de los Hombres, by Morgennes.

AÑO: 2006
DURACIÓN: 114 min.
DIRECTOR: Alfonso Cuarón
GUIÓN: David Arata, Alfonso Cuaron, Timothy J. Sexton, Hawk Ostby, Mark Fergus (Novela: P.D. James)
MÚSICA: John Tavener
FOTOGRAFÍA: Emmanuel Lubezki
REPARTO: Clive Owen, Julianne Moore, Charlie Hunnam, Michael Caine, Chiwetel Ejiofor, Peter Mullan, Danny Huston, Claire-Hope Ashitey, Pam Ferris, Oana Pellea

Hace escasos meses conocí este film por parte del creador de este blog. Me extrañé al desconocer por completo la existencia de esta película tan reciente, aunque sinceramente, de llegar a saber su existencia no sé si la hubiese llegado a visionar. Alfonso Cuarón, realizador mexicano, al cual ya había visto en acción en films como Paris je t´aime (comedia francesa, 2006), Y tu mamá también (con Maribel Verdú, desconozco bajo que tipo de droga pude llegar a visionar la película) ambas películas obtuvieron ciertos reconocimientos, pero servidor prefirió correr un telón de indiferencia. Sin embargo, la mayoría de personas lo conocen por Harry Potter y El prisionero de Azkaban, una película…. una película.

Al no conocer la película por más fuentes, decidí visionarla tras la buena opinión de la crítica en general y de quien me la recomendó. Algo tenía a su favor, su estilo futurista, en contra, que se trataba de una adaptación de un libro, con los graves peligros que ello puede traer consigo. El resultado podía variar.

Pongámonos en situación, el argumento en cuestión procede de la novela de P.D James (la cual no he leído, asi que no puedo contrastar la fidelidad película-libro). Se nos sitúa en el año 2027, concretamente en Londres. Una serie de acontecimientos biológicos, bélicos y sociales han provocado que la raza humana se vea abocada su posible destrucción. El problema radica en un hecho fundamental: los seres humanos no pueden obtener descendencia, no se obtiene vida de la procreación.La tasa de natalidad es nula, el crecimiento natural negativo, la población envejece sin que haya un reemplazo generacional acorde, y el pavor a una irremediable extinción siembra caos y maldad en la vida del hombre. Esta maldad provoca disturbios continuos, los inmigrantes son repudiados y repatriados o peor aún, confinados en barrios derruidos. El hombre contempla el fin de propia especie, y se torna como un animal en peligro, agresivo, peligroso y que solo anhela su propia supervivencia.

Los pocos adolescentes que restan son tratados entre algodones, ellos pueden ser el salvoconducto que inicie una nueva era. Teo (Clive Owen), nuestra protagonista, es un antiguo activista político con una juventud rebelde, pero que ahora se ha convertido en un burócrata, un funcionario más en una época decadente. Tras su jornada laboral, es reclamado por una organización terrorista que teóricamente defienden los derechos de los inmigrantes y necesitados, y que lucha contra el gobierno, al cual acusa de dictador. La jefa de dicha organización es Julia (Julianne Moore) la ex-mujer de Teo, la cual confía en él para una misión que puede cambiar el destino de la raza humana, en el camino, Teo se topará con el objeto de su misión, y contará con la ayuda de su amigo Jasper (Michael Caine) un hippie de personalidad peculiar…

Con esta premisa inicial tan interesante comienza Hijos de los Hombres. El argumento de la película no podría ser más prometedor, una historia cruda y real que retrata a una sociedad humana desvastada por sus propios actos y comportamiento, que únicamente se preocupa por su propio bien, y que confía su bienestar a un gobierno corrupto y autoritario, que retiene y trata a los inmigrantes como animales, y que no es más que un reflejo del pueblo que lo sostiene. La trama se centra en el viaje continuo de Teo junto con el objeto de su misión, mostrando los detalles de la época en la que se centra, y las penurias de la misma.

Cuarón tiene ante si un planteamiento la mar de interesante, una trama que puede dar mucho de si. Pero es precisamente en el guión, donde la película muestra su punto débil. El desarrollo no es todo lo fluido como debería ser, y hay ciertos momentos en los cuales uno no puede evitar preguntarse lo que está pasando. La historia está poco desarrollada, es decir, no da las explicaciones suficientes (se nos introduce en la historia sin una explicación clara de por qué la sociedad se ha visto empujada a esa situación, tampoco se nos explica del todo bien la causa de la infertilidad del ser humano y por que el objeto misión tiene ciertos atributos). Todo esto da como resultado que algunos diálogos se tornen insulsos e innecesarios, y que los hechos se precipiten demasiado deprisa (pese a la duración) sin demasiadas justificaciones.

El guión es el talón de Aquiles del film, bien es cierto que nos deja momentos remarcables que no voy a descubrir, y que hay algunas escenas y actos que pillan por sorpresa, acontecimientos inesperados que aumentan el grado de inmersión y que son bien introducidos, captando la atención del espectador eficientemente. Los giros argumentales son precisos, y la acción está bien distribuida, dejándonos escenas muy impactantes, debido en gran parte por la gran labor técnica que ahora desglosaré. Sin embargo, esta falta de explicaciones y de profundidad que adolce la trama deja como resultado un sabor agridulce y un final quizá previsible, una sensación de que se podría haber hecho algo más para elevar a la película a un nivel superior.

Pese a ello, Hijos de los hombres es un film de una alta calidad, debido al gran trabajo de Cuarón en cuanto a inmersión se refiere. Previamente he comentado la aparición de momentos remarcables y escenas impactantes que aumentaban la cuota de inmersión y acción, la calidad de estas escenas es debido en gran parte al gran uso de las cámaras que desprende el film. Planos personales y muy cercanos al conflicto, que ofrecen una visión muy directa de lo que acontece, escenas de acción bien dirigidas y realistas, sin caer en tecnicismos ni efectos que sobrecargan y dotan de una ficción perjudicial al producto. Sólo un pero, en una escena la sangre de lucha, la sangre empaña la cámara, un recurso vistoso, si, pero que resta puntos a la inmersión al ver que alguien dirige la cámara y que contradice todo lo que acabo de exponer.

Si el uso de la cámara y el rodaje de las escenas clave son notables, la fotografía alcanza un nivel aún más alto. Los planos de los paisajes, de la ciudad derruida, de la urbe inhumana alcanzan un gran nivel. La ambientación es uno de los puntos fuertes del film, ofreciéndonos localizaciones de corte futurista, pero sin demasiados alardes, que evocan la tristeza y oscuridad que envuelve adecuadamente a la película. Una atmósfera y ambientación muy marcada y bien realizada, lo que unido a la bellísima fotografía ofrece al conjunto plástico de la película un nivel muy alto. Cuarón ha sabido transmitir de manera precisa el aura de asfixia y depresiónde la desesperada sociedad, y la decadencia y marginalidad de los bajos fondos poblados por inmigrantes. Como ya he dicho, una gran labor técnica en todos los aspectos.

A nivel interpretativo se acanza nuevamente un buen nivel. Michael Caine es de lo mejorcito de la película, en un papel que choca con otras de sus interpretaciones, pero que reafirma el gran talento natural del británico, que se desenvuelve como pez en el agua en papeles secundarios, donde demuestra que es un camaleón interpretativo que sabe adaptarse a cualquier situación (ya sea como Jasper, Alfred o cualquier otro). Julianne Moore se mantiene en su línea, ni desentona ni destaca, ofrece una actuación llana y suficiente, con un registro poco variado. El resto de secundarios ofrecen un buen nivel, y no hay que mencionar ningun fracaso estrepitosos.

Respecto al papel protagonista, me asaltan ciertas dudas con respecto a Clive Owen. Bien es cierto que junto con el inestable Ewan Mcgregor forman una dupla de gran talento, las promesas del cine británico, pero el actor de Sin City, Closer entre otras, ofrece detalles y fallos. Que conste que lo considero un actor de gran talento natural, pero pese a realizar una interpretación notable durante gran parte de la película, ofrece un registro un tanto limitado, y quizá le falta un mayor enfásis en algunas escenas dramáticas,aunque lo subsane en parte con su gran presencia en pantalla. Pese a ello, ofrece un papel sólido, aunque limitado como comento, quizá sea por el hecho de haberla visto doblada ante la imposibilidad de verla en VOS.

Llegando ya al final de la crítica, mención especial se merece la BSO. El tema principal Fragments of a Prayer alcanza un nivel de dramatismo muy adecuado, y acompaña al film de manera intachable, un 10 para el tema en cuestión que podéis escuhar. El tema ha sido creado por John Travener, y es el único creado originalmente para el film, el resto son composiciones suyas compuestas con anterioridad, de un buen nivel. También cabe mencionar el uso de temas clásicos (como Handel y otros) y canciones de un gran nivel como Ruby Tuesday, Hush (de los grandes Deep Purple), y la aparición de Rolling Stones o los Beatles.

En definitiva, Hijos de los Hombres es un film bastante decente, con un gran trabajo técnico detrás, una ambientación y atmósfera bien definidas y logradas, una gran dirección de algunas escenas (con algunos momentos destacables) pero que flojea a nivel argumental en ocasiones, ofreciendo un argumento en ocasiones insustancial y flojo, que podría haber dado mucho más de si. Un producto recomendable de alta calidad, y que os hará pasar un buen rato, pero que podría haber sido algo más.

Por variar un poco, mi puntuación en IMDB: 6,5/10 (una gran nota dadas mis elevadas exigencias en cada película, y sobretodo dados mis peculiares gustos fílmicos ¿verdad, Zerael? xD)


A continuación, el listado de temas que componen la BSO oficial, con el vídeo correspondiente de alguno de ellos y otras canciones que aparecen durante el film:

1. Fragments Of A Prayer (15:23)
2. Eternity’s Sunrise (10:54)
3. "War, He Sung, Is Toil And Trouble" – G.F. Händel (4:43)
4. Nun will die Sonn’ so hell aufgeh’n – Gustav Mahler (5:32)
5. Threnody For The Victims Of Hiroshima (1951-61) – Krzysztof Penderecki (9:57)
6. Song Of The Angel (4:37)
7. The Lamb (3:20)
8. Mother And Child (12:39)
9. Mother Of God, Here I Stand (3:32)

1. Fragments Of A Prayer (15:23)

3. "War, He Sung, Is Toil And Trouble" – G.F. Händel (4:43)

4. Nun will die Sonn’ so hell aufgeh’n – Gustav Mahler (5:32)

* Hush – Deep Purple

* Ruby Tuesday – Rolling Stones (Canta Franco Battiato)


¡Excelente reseña Morgennes! Me alegro que te haya gustado, o al menos que la hayas aceptado. Desde el momento en el vi esta película quedé totalmente impactado por el interesante guión y el realismo de algunas imágenes en los momentos de acción. Una gran película que ha pasado injustamente desapercibida.

Lógicamente no estoy de acuerdo con algunos aspectos que has criticado. Tengamos en cuenta que se trata de una película basada en un libro, esto quiere decir que algunos sucesos parecerán más precipitados que otros por el simple hecho de la adaptación libro-película, pero en este tema no profundizo mucho por que aún no me he leído el libro, ni falta que me hace .

Para mí hay un antes y un después en el mundo del cine después de esta película, su dramatismo, ambientación, giros argumentales, etc, la elevan al puesto de Obra Maestra. ¿Por qué?, pues por nunca he vivido con tal intensidad las emociones que se suscitan en esta película, algo que no sentía desde Jurassic Park 1 o en mi caso desde Jumanji (Lo creáis o no, esta última fue muy revolucionaria en su época, no tanto por los efectos especiales sino por el sonido, así que no me mires mal Morgennes XD). Con tan sólo deciros que algunos de los enfrentamientos que veréis los ha implementado el propio God, ejem, Kojima en Metal Gear Solid 4: The Guns of the Patriots.

No muráis sin antes ver esta película ¡NO OS ARREPENTIRÉIS!.