Una terrible enfermedad que vuelve a golpearme…

¡Hola queridos lectores! Aquí estoy una vez más para intentar que paséis un rato por lo menos agradable en este, mi blog. Y para ello, hoy, uno de esos horribles lunes en los que cuesta levantarse de la cama y te dan ganas de coger el despertador y lanzarlo contra la pared más cercana con una fuerza relativamente fuerte (O mejor aun, hacerse con un despertador de los que saco Jandro en “El hormiguero” que no sonaban) voy a desvelaros algo que no es ningún secreto: Estoy gravemente enfermo.

 

Como habréis reparado, vosotros fieles seguidores de mi blog (Esto ultimo no me lo creo ni yo XD) en las dos ultimas semanas, no se puede decir que este muy propenso a poner entradas, pero esto tiene una explicación lógica a la par que triste, la enfermedad que yo creía erradicada a vuelto ha hacer mella en mi ya poco constante cordura. Las noches vuelven a ser una vorágine de pesadillas que no me permiten conciliar el ansiado sueño, y el día es aun peor, pues convulsiones me asaltan cada instante mientras rezo al “Señor Rosa” que me quite este suplicio aunque sea con el remedio eterno: La muerte a manos (O mejor debería decir tentáculos palpitantes) de seres innombrables y poco agradables de ver (Salvo para enfermos crónicos como yo).

 

Y ahora viene la pregunta que estoy seguro que os esta asaltando la cabeza: ¿Pero que de que co… de enfermedad habla este hombre / ser / criatura / algo? La respuesta es tan sencilla como deciros que hace dos semanas, con 20 Euros en el bolsillo y unas ganas irrefrenables de gastarlos en algo (Esto ultimo tiene una extraña explicación, que dudo que muchos podáis comprender. Digamos que el dinero en mi cartera es como una especie de “Anillo Único” que me insta a correr a algún lugar de esos molones (Introducir aquí: Fnac, Carrefour, Media Mark o cualquier otro lugar atestado de aparatejos, discos, DVDs, libros o videojuegos), y gastarlos en lo primero que se me pase por la cabeza (¿Comprador compulsivo? Si… Creo que esa seria una definición bastante exacta), me dirigí raudo y veloz a mi querida Fnac, y vi… “señor Rosa” Lo que vi… Bueno, mira que me enrollo para no decir nada XD, el realidad lo que cogí entre mis manos no fue otra cosa que el “Final Fantasy IV” de la DS, y aquí empezó una vez mas mi deterioro.

 

portada

¡Me encanta este estilo de dibujo!

 

A partir de aquí, entra la siempre obligatoria explicación de antecedentes para que el avispado lector no se pierda entre tanta palabrería sin sentido que suelo soltar cuando me pongo a teclear sin ton ni son a estas tempranas horas de la madrugada (¿Quién me niega que las 9:00 AM no son madrugada? ¿Quién?). Bien, el caso es que lo mío con estos juegos del demonio que deberían estar ardiendo en terribles hogueras a temperaturas superiores a las alcanzadas en estrellas de clasificación W (Me refiero por supuesto a todos (Sin excepción) los RPGs de consola, o PC) viene de hace mucho tiempo, cuando a la tierna edad de 8 años (Edad no corroborada, mi memoria es muy selectiva, y preguntarme por un dato en concreto suele acabar en una respuesta sin ningún fundamento e inventada en el acto) empecé la larga andadura que ha hecho que a lo largo de los años hallan pasado por mis manos multitud de RPGs de todo tipo y colores.

 

el bicho feo

Los bichos para variar tienen un diseño cuanto menos… ¿Curioso?

 

En esa época, al igual que hoy en día, mi nivel de ingles era nulo, pero esto no impidió que mi mente ansiando aventuras mágicas y alejadas de la asquerosa realidad que me rodeaba, quedara encandilada de ese tipo de juegos que me hacían volar la imaginación y abstraerme durante el tiempo que era posible del mundo. Como ya algunos habréis caído, la mayoría de los juegos que he llegado a analizar en este blog (Pocos, muy pocos a lo largo de estas mas de 100 entradas ¡Esta es la 101!) cumplen esta premisa fundamental, y lo cierto es que no los habría analizado si no hubieran causado en mi una grata impresión. Y este (El Final Fantasy IV, que se que entre tanta verborrea ya os habréis perdido) ha causado este efecto en mi impresionable mente (Erik, madura que ya son 27 añazos… ¡Bah! Como si tuviera 10, adoro la fantasía en todas sus vertientes, además… la madurez es tan relativa… ¿Quién es capaz de llamarse a si mismo maduro, sin renunciar de esta manera a la madurez?).

 

me encanta

Para ser DS no pinta tan mal ¿Verdad?

 

Y de esta manera, paso a contaros lo que nos ofrece el juego en si: un “remake” de un Final Fantasy de los clásicos que supera al original con creces.

 

Si, el Final Fantasy IV ya me lo había pasado por ese método tan majo llamado “emulación”, y lo cierto es que a pesar de su clásica y bella historia, me había llegado a aburrir soberanamente debido a un gravísimo error que yo no concibo en un juego de estas características: Los personajes no eran nada (Y cuando digo “nada” quiero decir eso mismo) personalizables. Y para explicar esto me remito a los hechos. En el juego original lo único que tenias que hacer como jugador era enfrentarte con las hordas de enemigos aleatorios para subir niveles sin mas y hacerlos mas duros para afrontar los retos que te proponía el juego (Esto sigue presente, que quede claro, pero por lo menos han añadido la opción de ponerles y cambiarles algunas habilidades). De esta manera, solamente me lo pase por pura insistencia y porque mi extraño orgullo no me permitía dejar el juego sin terminar.

 

Pero ahora si que esta perfecto como juego, ya que han añadido la opción de poner las dichas habilidades (Clásicas como contraataque, o autopoción), además de otras cosas que hacen el juego mas ameno, como la pseudo invocación (Me niego a llamarla con el nombre ese raro “euolon” o como co… se escriba) que mejora con unos divertidos minijuegos. También quisiera recalcar que los gráficos renovados le sientan realmente bien en la DS (A pesar de que haya gente que prefiera los antiguos, yo estos los veo bastante bonitos, y eso que a mi los juegos “retro” como que me encantan). Otro añadido genial es la música, que ha sido regrabada para darle un toque mas acorde con los tiempos que estamos, y que suena realmente preciosa (Las melodías originales ya lo eran, pero ahora han sido superadas con creces). ¿Y como no hablar de su dificultad? ¡Me encantan los RPGs difíciles! (En realidad todos los juegos difíciles me encantan, he aquí la absurda dificultad de mis propios juegos XD) Y este amigos míos… Es solo para tipos realmente duros… No diré más…

 

lucha

No os fieis ni del mas infimo enemigo… te hara besar el suelo.

 

En cuanto a la historia poco más que decir que no se haya dicho, ya que apenas sufre variación de ningún tipo (¿Acaso la necesita?). La clásica historia del caballero oscuro que emprende el viaje hacia la luz gracias a que se para a pensar en que los actos que esta haciendo no encajan con su autentica forma de ser. Una historia típica, pero que no por ello deja de ser preciosa, y que te atrapa sin remisión desde principios de la larga aventura, la cual por cierto guarda bastantes sorpresas (Para el que no la haya jugado con anterioridad) y momentos realmente emotivos.

 

Y de esta manera acabo por hoy, con ganas de continuar la aventura de Cecil y CIA, la cual ahora si puede tener el honor de entrar en mi particular TOP 5 de Final Fantasys (En el que están por este orden: Final Fantasy VI (El mejor sin duda alguna, gracias en gran parte a Kefka), El VIII (Se diga lo que se diga, este juego me enamoro… Por no hablar del mas que apreciable parecido de mi mujer con Rinoa), el VII (Mira que es bueno el jodio), el IX (Ese mundo lleno de magia y que ha sido tan criticado) y por ultimo este que os hablo (Porque ahora si tiene todos los ingredientes para asentarse con los grandes).

 

¡Que intro mas chula!

 

¡No dejéis de probar esta maravilla! (Y para los ansiosos de nuevas entregas de las “Crónicas del señor Rosa” deciros que no me he olvidado, simplemente decir que estoy demasiado viciado como para acabarlas rápido… Eso si, esta semana si habrá nueva entrega, que ya tengo el evangelio de Zerael casi terminado ;). Y una cosa mas… ¡Al fin he vuelto a la lista de blogs mas populares! ¡¡¡Si es que se me saltan las lágrimas solo de ver mi nombre entre tanto blog tan bueno!!!

 

¡Hasta la próxima entrada!