Mis 10 juegos del Oeste preferidos (2 parte)

Con más tiempo de separación del que me habría gustado llega la segunda parte de mi lista de videojuegos favoritos del oeste. Sí, se quedan fuera algunos clásicos como Outlaws (el de Lucas arts y el de Ultimate) pero es lo que sucede cuando te propones hacer esta clase de listas. Siempre se queda alguno en el tintero.
Gunfright (1985) Ultimate

Coria el año 1985 y oscuros rumores se cernían sobre la mítica compañía Ultimate. Después de haber revolucionado el mundo de los videojuegos con la creación de Knight Lore y haberse consolidado con títulos como Alien 8, un rumor crecía entre los entendidos del mundillo: se iba a vender el sello así como los juegos creados bajo él a US GOLD. Mucho nos temíamos que a partir de entonces ver el logo en la carátula  dejase de ser una garantía de calidad. Como de hecho fue. Uno de los últimos juegos de Ultimate antes de este traspaso fue Gunfright y para muchos uno de los menos afortunados en el uso de la técnica Filmation. Se aleja del estilo aventurero del resto del catalogo siendo éste un arcade más directo, sin prácticamente ningún toque de aventura.

La mecánica que nos propone el programa no puede ser más simple: perseguir y acabar con una serie de maleantes que pueblan la ciudad. Es un lugar peligroso pues los habitantes no pararan de deambular de un lugar al otro y perderemos una de nuestras vidas si chocan con nosotros. A mayor nivel más población y más rapidez en sus trayectorias. Éste es básicamente el obstáculo que tenemos mientras patrullamos en busca del malhechor. Afortunadamente contamos con la ayuda de chivatos que nos señalan el lugar donde están los forajidos y caballos con los que doblaremos nuestra velocidad a la vez que nos hacen inmunes.

Una vez consigamos localizar al bandido buscado de la fase debemos dispararle. Si acertamos pasaremos a un subjuego de duelo en primera persona. Al abatirlo antes de que logre desenfundar acabaremos con su impía carrera criminal y pasaremos a la persecución de un nuevo maleante. Así entrábamos en un bucle que se volvía repetitivo y monótono.
A pesar de su planteamiento fallido tenia puntos que lo convierten en un titulo reseñable.  Gráficamente está a gran altura. Especialmente el decorado de la ciudad con sus paredes perfectamente ambientadas que desaparecen para no obstaculizarnos la visión. Lamentablemente carece de vida. No hay objetos ni podemos interaccionar con nada, lo que acentúa una sensación de vacío. Los personajes están bien recreados y se mueven correctamente animados  y con precisión. El diseño del protagonista se asemeja bastante al de Sabreman, quizá se trate de un ancestro. Las melodías, además, especialmente en su versión MSX, son de una notable calidad.

El juego es divertido, ideal para partidas rápidas con amigos. Por el contrario, su mecánica simplista y repetitiva hace de él un titulo poco profundo. Al menos cabe decir en favor de Ultimate que intentaron hacer algo nuevo y no sólo un Knight Lore del oeste, lamentablemente la jugada no les acabo de funcionar del todo bien.

Norte y Sur

Basado en el Comic belga Les Tuniques Bleues apareció en 1989 este juego que mezclaba la estrategia por turnos con combates en tiempo real. Realizado en su momento por Infogrames nos proponía un interfaz simple en el que se había dividido el mapa de estados unidos en secciones que podíamos ocupar con nuestras tropas. Durante nuestro turno podíamos moverlas, y si entrábamos en alguna ocupada por nuestro enemigo comenzaba una escena arcade en la que los dos bandos se enzarzaban en una trepidante lucha a golpe de artillería, infantería y caballería. Además, para profundizar un poco en la estrategia, podíamos conseguir líneas de tren que nos aportaba dinero para nuevas tropas.

Sencillo y a la vez muy eficaz sistema de juego que daba lugar a míticos enfrentamientos para dos jugadores. Carecía de la estructura clásica de videojuegos alejándose de niveles o historias globales para acercarse más a la del juego de tablero. Donde las partidas son independientes y autoconclusivas. Salió en plena efervescencía de los ordenadores de 16bits (Amiga, Atari St) aunque tuvo su correspondiente port a Commodore 64 y NES, perdiendo buena parte de la gracia en la traslación.

Blood Bross

Creado en 1990 por la mítica compañía TAD Corporation, creadores de Toki. Fue el sucesor espiritual de Cabal. Sabe retener toda la esencia de la mecánica que llevó a este último al éxito. Nos propone partidas de uno o dos jugadores, en modo cooperativo. Con una vista en primer plano que nos permite movernos lateralmente a la vez que controlamos una mirilla con la que apuntaremos a los enemigos que nos surjan en pantalla.

Los frenético del desarrollo arcade está potenciado por la necesidad de compartir la atención entre el apuntado de enemigos y el esquive de las balas que nos disparan. Acción trepidante en forma de pixel colorido que nos mantenía pegados al monitor del mueble de la recreativa. Lamentablemente no gozó de tanta popularidad como Cabal y curiosamente nunca llegó a portearse, al menos que yo sepa.

Kane

En 1983 Martin Alper, Frank Herman y Alan Sharam fundaron una de las compañías más curiosas que se han creado en el mundillo del videojuego, Mastertronic. No tienen ningún juego que haya marcado época, ninguna de esas joyas que casi toda compañía importante a tenido alguna vez. Es más, todos sus títulos eran más bien del montón, sin destacar. Sin embargo, en su momento álgido, fueron la compañía que más juegos vendían en el reino unido. ¿Cómo lo consiguieron?

La formula que emplearon fue la de rebajar el precio de los juegos a una 2 libras, 4 los superseries. Así como estudiar los canales de distribución, consiguiendo grandes exclusivas en algunos de los centros comerciales más importantes de Reino unido, como Toy’r us. Fueron los primeros en hacer realmente accesibles los juegos, sacándolos de tiendas especializadas y colocándolos, por ejemplo, en los paneles giratorios de otros comercios. Como resultado fueron los lideres de ventas durante unos cuantos años. Actualmente existe una Mastertronic que se dedica también a la venta de juegos baratos, ahora para Pc, pero excepto el nombre de empresa (lo compraron) poco tiene que ver la compañía original que se desmantelo. En España los juegos en cinta comenzaron con un precio de entre 2000pts y 2500pts. En esta época Mastertronic distribuía juegos a unas 800pts y 1100 los de clase top. Más tarde, con el revolucionario cambio de precio de Erbe, pasarían a valer unas 300pts. ¡Que viejo me hace sentir hablar de pesetas!

Una de estas joyas que vieron la luz al módico precio de  1.99 libras fue Kane. Modesto juego multifase con un apartado técnico pulido y colorista que nos ponía en la piel de un intrépido Sheriff al que se le acumulan los problemas. 4 fases independientes forman el arco argumental más bien caótico que nos lleva en la desde una cacería de patos arco en mano pasando por un duelo al atardecer, que todo gran juego del oeste debería tener. Durante las fases pares deberemos guiar a nuestro caballo al galope con un scroll lateral. Tenemos que esquivar los obstáculos que nos surjan al paso con una mecánica calcada al clásico Moon Buggy, con el agravante de que en la cuarta además tendremos que espolear a nuestro caballo para llegar a la cabeza del tren que vemos de fondo para poder detenerlo. Lamentablemente un apartado sonoro pésimo y el escaso número de fases le impedía poder aspirar a más. Eso sí, bien valía las 2 libras que pedían por él.

Una modesta joya que hará pasar buenos ratos a quien se acerque a él sin prejuicios y que divertió aquellos que con un par de libras en mano pudieron hacerse con él en su momento.

Red dead redemption

El doctorado de Rockstar en el genero Sandbox. Un salvaje oeste recreado como nunca, con un diseño audiovisual híbrido de Ford y Leone y que recupera de manera brillante el genero. Jamás el oeste lucio tan bien, con sus desiertos y sus formaciones rocosas desnudas de fondo. Es quizá el mejor y más coherente decorado en la historia del videojuego. Un lujo.

En ocasiones, su aspecto es tan bueno que da sensación de que sobrepasa el resto de apartados, dejando cierta sensación de desaprovechamiento, como si el gameplay y la historia hubieran quedado algo por debajo y necesitasen un pequeño plus para igualarlo.

Una de las apuestas más interesantes en el mundillo de este año, al que sólo nombraré para poder, en el futuro, hacer un análisis más detallado.

Si te quedaste con ganas de más y todavía no lo has hecho pasate por la primera parte de la lista.