EA, Bioware y su Falta de Vergüenza

No sería nada nuevo si hablo del abuso que hay con el contenido descargable desde hace unos años y cómo Bioware, desde que EA metió mano en ella, es una de las compañías que más ha abusado de él.
Está resultando más económico e incluso cómodo esperar a ediciones que contienen todo el contenido de por sí, llamadas GOTY, Complete o de cualquier forma. Y si son a precio reducido, mejor.

Y en estas que tenemos a la citada Bioware con su franquicia de un año de antigüedad Dragon Age, con una cantidad de DLC bastante abultada. El pasado viernes 29 se ponía a la venta la edición Ultimate, que en un paquete de unos 50 o 60$ contiene todo el contenido lanzado de Dragon Age: Origins. Mientras que en España parece que aún no hay forma de encontrarla en versión física (cosa que por alguna extraña razón no me sorprende), en la tienda online de EA está disponible y en el momento de escribir esto puede obtenerse por 18€ entre ofertas puntuales y códigos de descuento. Así que ni corto ni perezoso un servidor se lanzó a comprarlo y darle más vida a un juego que, si bien en ocasiones aburrido por resultar exageradamente sencillo, no deja de ser uno de los mejores RPG de los últimos años.

Los procesos de compra y descarga bien, como siempre. Instalación, correcta. Jugarlo es una pesadilla.

Se ha implementado un sistema para manejar el DLC en el que éste se asocia a una cuenta de usuario de EA. Con dicha cuenta se permite, tras una navegación poco intuitiva y lenta en la llamada Bioware Social Network, registrar juegos y descargar aquellos elementos asociados a él, como es el DLC, adquirido por compras o promociones (maldigo el Project Ten Dollar).

Cuando con Dragon Age, en su lanzamiento, o con Mass Effect 2 el sistema ha funcionado correctamente, con DAO Ultimate algo raro ha pasado y no hay manera de usar el DLC. Ello viene a cuenta de que el juego no autoriza el DLC.

Y es curioso, porque sin embargo la expansión, Awakening, sí puede jugarse.

El subforo soporte de Bioware se ha llenado de quejas y búsqueda de soluciones al problema, y la misma Bioware y el soporte de EA (que debe estar teniendo unos de sus fines de semana más moviditos) no hacen más que dar palos de ciego al respecto. Desde borrar archivos hasta toquetear los servicios de Windows porque el servicio que debería activar el DLC no arranca. Y nada.

Finalmente, perdido entre los hilos y respuestas, se encuentra una solución: modificar un archivo del juego con el bloc de notas. La gracia es que esto no activa el DLC, simplemente hace que el juego se salte el proceso de autorización, de manera que puede jugarse pero sigue sin estar reconocido como nuestro.

Y llegados aquí uno se pregunta qué carajo de testers tiene esta gente, porque no es un problema que se vea sólo si se da un cúmulo extraño de circunstancias, como pueda ser tener equipado el objeto A cuando se inicia la conversación B con la habilidad C activada, sino que ya en el proceso de instalación se ve que algo raro hay (se nos pide seguir instrucciones en una web y no hay más que información de Mass Effect 2 y su DLC) y al arrancar el juego con ir al menú de Contenido Descargable se ve una enorme ristra de contenido no autorizado.

Me parece una vergüenza que una compañía lance al mercado un producto en estas condiciones. Encontramos luego quejas de que hay una gran piratería, pero hijos míos, con este trato que no haya recurrido a ella para jugar a  AQUELLO POR LO QUE HE PAGADO y en su lugar haya estado un buen tiempo reinstalando y redescargando el juego a la par que leyendo el foro de soporte sólo se me ocurre tacharlo de milagro. Y suerte que no les ha dado por incluir en el juego uno de los DRM restrictivos tan tristemente comunes hoy en día en PC…