Retro Classics: AXELAY O POR QUÉ ADORO KONAMI (II)

HE aquí a uno de los juegos más brillantes de la SNES, un original que compré en cuanto salió y un juego que venía precedido de un halo de clásico desde Japón.

¿Qué es lo que hace especial a este juego? Para empezar: es un arcade matamarcianos magnífico, posiblemente el mejor de la consola. Segundo: combina fases en vertical con fases en horizontal. ¿Y como se hace esto? Cómo funciona un matamata en vertical sin hacer el formato de pantalla vertical? Pues con el tercer punto que lo hace especial: logrando un efecto bestial de profundidad con el modo 7, dando la sensación de que pilotamos sobre un planeta esférico. El efecto es sensacional.

Luego tocaría hablar de los enemigos finales, enormes. Son seis fases en los que nos enfrentaremos a una araña gigante, un robot enorme similar al enemigo de Robocop (y animado con un uso abundante de rotaciones y efectos), un bicho gigante en las cavernas, un platillo volante rotatorio, un enemigo gigante de lava (espectacular) y una nave alienígena que nos mantendrá ocupados un buen rato.

La música: inolvidable, con brillantes composiciones, digna de sistemas actuales (de hecho, todo el apartado sonoro parece propio de una recreativa actual: voces digitalizadas, explosiones, etc…).

Por favor, jugadlo auque sea en emulador: será una experiencia de la que no os arrepentiréis. Konami exprimió el "Cerebro de la Bestia" tanto como era posible. Para mí, este juego es uno de los TOP 5 de SNES. Aunque la SNES tiene tantos clásicos que no sé…