ALGO PASA CON MARYSONY: ¿Con qué sujeta Sony el flequillo de su PS3?

Y es que la consola de Sony ya no se sostiene ni con… En fin, amigos, que a todas luces se está deshinchando como un globito pocho. Es una pena porque era impensable que su teórica potencia quedara, con un añito más de desarrollo, por debajo de su competidora directa la XBOX360.

El último paso lo he visto en una publicidad navideña de GAMESTOP, que parece tener especial empeño en relanzar como sea la consola.

El cambio es el siguiente: te dan una PS3 (80Gb)+ LBP + Fallout 3 (es decir, la consola con dos de sus mejores juegos) a cambio de 199 euros más tu PS2 machacada, cinco juegos y una memoria de 8 GB.

Sí, por lo visto la tienda se reserva el derecho de admitirte “ciertos accesorios” o supongo que la propia consola, pero no deja de resultar llamativa la oferta, que me parece más que interesante. ¿Qué hay en el trasfondo del asunto? ¿Una necesidad imperiosa de la cadena de vender y reafirmarse frente a GAME? ¿O de dar salida a un stock de PS3 que amenaza con convertirse en un molesto lastre?  Tengo verdadera curiosidad por ver las cifras de ventas de estas Navidades, porque parece que todas las WIIS ya se vendieron los dos años anteriores, y la PS3 tiene pocos roscos que comerse. Aparece como valor en auge la excelente máquina de Microsoft que ha ido resolviendo sus gravísimos problemas de fiabilidad técnica, pero dudo que su precio la haga convertirse en un superventas, al menos en el actual conexto de “apriétate el cinturón”.

Sony, mientras, es incapaz de ofrecer a sus desarrolladores facilidad para programar juegos por la complejidad que entraña la PS3. Los resultados no son tampoco especialmente atractivos, ya que la XBOX360 muestra en pantalla mayor fluidez y calidad gráfica en la mayoría de los juegos comunes a ambas. El hecho de contar con Metal Gear Solid o con “maravillas” como LBP (que no sé si lo es tanto, desde el punto de vista de que es un juego que cuenta con los usuarios para que hagan el trabajo duro a cambio de no recibir dividendos) no parece suficiente y las exclusividades empiezan a migrar a otros sistemas. No creo que sea un caso similar al de Nintendo en los 90 ya que la N64 y la GameCube cuentan con muchos de los mejores juegos de la historia, pero sí me recuerda a casos como los de Sega Saturn, difícil de programar y con escaso soporte para efectos como transparencias, y que a la larga lastraría a Sega hasta el punto de arrastrar una excelentísima consola como era DreamCast. Nintendo es Nintendo y sus fieles ya saben a lo que van.

La verdad es que espero que Sony se espabile, pero por lo pronto me encuentro con un panorama extraño, y es el de que si algo justifica el tener una consola es el de disfrutar de sus juegos exclusivos. Si casi todo lo de PS3 ya está (y mejor) en otros soportes, ¿qué sentido tiene el tenerla? Hay muchos desarrolladoras que claman por el “soporte único”, cosa ridícula porque es socavar el factor esencial del desarrollo de la industria: la competencia, ofrecer exclusividad.  Pero si encima de no tener exclusividad dificultas el “multisoporte”, entonces dedícate a otra cosa. Combina eso con el aparente desprecio por la PSP (excelente máquina) y échate a temblar.

 

Suerte, Sony… y sujétate el flequillo. Con lo que puedas.