Yu Yu Hakusho: Makyou Toitsusen: Los últimos coletazos de Mega Drive.

¡Hola!

Hoy traigo otro de mis repasos a juegos de la gran Mega Drive de SEGA. La verdad es que echaba de menos escribir alguno ^^

Corría el año 1994 y la generación de los 16 bits estaba ya tocando a su fin. Por contra, las consolas de cuarta generación estaban tocando su techo técnico y compañías como Treasure (Dynamite Headdy entre otros) no se tomaban el trabajo a broma.

El juego que nos reúne aquí es el primer juego de lucha en 2D al que se enfrentaba Treasure. El título basado en el manga de Toshihiro Togashi "Yu Yu Hakusho: Makyou Touitsusen" fue toda una sorpresa tanto para los que conocíamos el manga, como para los que no.

Carátula del juego en su versión japonesa (y única, no salió de Japó)

El juego cuenta con varios modos de juego (4 para ser precisos) y un total de 11 personajes seleccionables. Los modos de juego son los típicos pero me gustaría destacar uno en concreto.

El juego cuenta con el modo historia, en el que podremos seguir los pasos del jugador que seleccionemos por los distintos escenarios de los que dispone el juego. La pega es que de modo historia tiene poco, ya que poca relación con el anime guarda y al terminar tampoco vemos ninguna cinemática final sobre la historia.

También podemos elegir el clásico modo versus en el que nos podremos enfrentar a la CPU o bien (y aquí el modo que me gustaría destacar) el multijugador o bien el todos contra todos. En el multijugador tenemos la opción de luchar contra 2 o 3 personajes o bien, hacer equipos de 2 contra 2.

El todos contra todos (que era mi favorito) la única misión era sobrevivir. Entre estos modos citados, tenemos un modo práctica, en el que podremos preparar y probar combos y movimientos especiales.

Otro modo de juego es el modo torneo, en el que celebraremos un torneo entre 8 personajes por libre o bien en equipos de 2 jugadores, los cuales se irán eliminando hasta llegar a la final.

Todo esto en 4 dificultades distintas; Fácil, normal, difícil y muy difícil.

El apartado técnico era realmente digno de mencionar. Los detalles de los personajes eran realmente excelentes, Los detalles de los personajes, tanto como sus posturas y movimientos estaban recreados de una forma excelente.

Los escenarios tenían un efecto tridimensional curioso jugando con elscroll, además contaban con 2 planos. El principal y otro más atrás en el que podías también luchar o bien ir a ese otro plano para esquivar algún ataque.

Las luchas entre 4 personajes al mismo tiempo no dejaban ralentización alguna en pantalla, se movía de una forma fluida y brillante.

El apartado sonoro se mantenía al nivel máximo que podía ofrecer Mega Drive. Todos sabemos que la SNES de Nintendo podía reproducir MIDI a una calidad que Mega Drive no podía, pero las voces de este juego, son de las mejores voces digitalizadas que había escuchado (al menos yo) en ese momento.

Las melodías y músicas del juego estaban al nivel del resto del juego, un muy alto nivel. Ambientando los combates casi a la perfección según el escenario en el que nos encontrábamos.

Algunas de las melodías fueron las mismas que las del anime, mientras que otras fueron compuestas expresamente para el juego.

A nivel jugable, cada personaje tenía sus movimientos y magias especiales, amén de los movimientos especiales. No eran nada complicados de ejectutar y el PAD reaccionaba a la perfección a nuestras ordenes.

Por lo demás poco a añadir de lo que ya habíamos visto hasta la fecha. A destacar combos de hasta 20 hits y bolas de energía que al realizarlas, si manteníamos pulsado el botón de ataque, se iba haciendo grande, y podíamos elegir la fuerza del ataque. Algo que estaba realmente bien.

Y poco más que añadir a este corto y rápido repaso a uno de (para mí) los mejores juegos de lucha de la 16 bits de SEGA.

Como siempre, muchas gracias por leerme y comentar 🙂

¡Saludos!