Sin categoría

Calentando Motores para los 300.000 Desterrados con «El Duque del Destierro» – Capítulo I: Siete – El Esclavo Mentalizador

En la Arcadia, unaestación espacial pirata oculta en el interior de unasteroide, había un joven diferente a los demás. Sellamaba Siete yera su esclavo más valioso. Había nacido con eldon psíquico de los Mentalizadores, y poseía lahabilidad innata de leer y manipular mentes. El preludio de lospoderes que llegaría a desarrollar de adulto, si es quesobrevivía hasta entonces.

Los seis Mentalizadoresanteriores a él, no habían tenido esa suerte. Duranteel inicio de la adolescencia, inspirados por el vigor de su crecientefuerza, se habían rebelado contra su amo, El Conde Venom, ysus formidables guardianes Sszharon. Un error por el que fueroneliminados y reemplazados. Siete, tenía catorce añosy nueve meses. Era el primero en superar la barrera de los trece añosde edad. Un logro conseguido armado con una madurez y pacienciaimpropias de su edad. Herramientas de supervivencia que habíaaprendido a pulir a lo largo de una vida de esclavitud, a la esperade su oportunidad. Sabía que si sobrevivía unos añosmás, tendría la fuerza necesaria para romper suscadenas. Hasta entonces, sería un esclavo servil, sumiso yobediente.

El Duque del Destierro: Capítulo I

La furia que ardíaen su interior, la reservaba para alimentar su determinaciónen las horas más duras de confinamiento en la cámara deaislamiento psíquico. Una oscura celda de metal bruñidoherméticamente sellada, que le impedía expandir sumente al exterior, de modo que no pudiera escapar manipulando a losceladores. Sabía que con eltiempo, su mente sería capaz atravesar la celda, pero susconstructores, también lo sabían. En realidad, la habíadiseñado un consorcio de científicos al servicio de losSeñores Piratas, pensando en los auténticosMentalizadores: Los Guerreros Psíquicos al servicio delEmperador. Leyendas cuyas historias se contaban de boca en boca enlos mil mundos coloniales y los dos planetas artificiales del Éxodo.Eran un centenar de mutantes que habían alcanzado la cumbreevolutiva de su raza, realizando proezas en el campo de batalla queningún ejército o rival del Imperio, era capaz siquierade igualar

Siete soñabacon escapar e ingresar en La Academía.

Y se aferraba a esesueño para sobrevivir a las exigencias extremas de la celda.

Su programa deseguridad había sido creado para garantizar que unMentalizador adulto fuera incapaz de usar sus poderes psíquicos,y él no era más que un chico sin entrenamiento previo.Todo lo que sabía, lo había aprendido por símismo, y ocultado rápidamente a ojos de su amo, El CondeVenom. Jamás averiguaría que ya era capaz de manipularenergía y mover pequeños objetos con la mente. No hastaque pudiera usar semejante poder estando completamente agotado. Ahoramismo, apenas podía sobrevivir a los rigores de la celda.

Estaba desnudo colgadode la barra de entrenamiento del techo realizando flexiones con losbrazos manteniendo las piernas cruzadas en el aire, soportandotemperaturas muy por debajo de cero y gravedades superiores al dobledel estandard imperial, luchando por generar el calor corporal quesalvara su vida. El sudor se le congelaba sobre la piel. Temblaba ysufría calambres. El único motivo por el que aúnno había vomitado era el ayuno periódico al que erasometido. Los músculos apenas le respondían y le dolíanlos dientes de la fuerza que les imprimía.

Si se caía o seagotaba antes de finalizar la tabla de ejercicios, moriría.

No detendrían lacelda, ni enviarían un médico a ayudarlo. Era demasiadopeligroso. Alguno de los seis Mentalizadores anteriores, habíaasesinado a varios celadores que le prestaron ayuda, tratandodesesperadamente de escapar, cuando vieron que no podíansoportar más los tormentos de la celda. Un Mentalizadorarrinconado contra la espada y la pared era el ser humano máspeligroso de la galaxia, y los maestros de esclavos habíanaprendido la lección, tras contemplar a subordinados con elcerebro aplastado por dentro o el cuerpo carbonizado por una descargade fuego psíquico.

Si un día Sieteno sobrevivia a la celda, buscarían a un Ocho.

Lo único querealmente diferenciaba a Siete de los otros esclavosMentalizadores, era su vínculo paterno. Él no habíasido encontrado abandonado en el callejón de una colonia porunos padres que habían reconocido su don y no queríansufrir el acoso de los Maestros de Esclavos.

Siete habíanacido en Arcadia.


La Arcadia era unagigantesca estación espacial construida por piratas en elinterior de un asteroide, equipada con unos modernos motores depliegue espacial clase supercapital, que habían robado de losrestos de un acorazado imperial hundido durante la guerra civil porla independencia del tercer planeta artificial y sus mundoscoloniales. Una base secreta que saltaba de sistema en sistemabuscando refugio en los cinturones de asteroides cercanos a lossoles, a la que acudían piratas de todas las regiones delImperio para vender sus botines al mejor postor en el mercado negro,reparar sus naves y contratar nuevas tripulaciones. No importaba quela mercancia fueran naves robadas, productos exóticos,tecnologías exclusivas, mejoras genéticas, implantescibernéticos, drogas experimentales o prisioneros convertidosen esclavos. Todo se podía vender y comprar en la Arcadia.

Sus padres eranCarroñeros, esclavos de segundo rango. Utiles y pocoprescindibles. Se dedicaban a limpiar las naves robadas por lospiratas: confiscaban las mercancias y hacían inventario,clasificaban a los esclavos antes de ponerlos a la venta, registrabanla nave en busca de objetos de valor, limpiaban las huellas delcombate y la reparaban. Todo a cambio de un pequeño porcentajede los beneficios de la expedición y de algún pequeñopresente que tomaban por su mano.

Los SeñoresPiratas de prestigio contrataban a sus propios Carroñerospara poder vender la mercancia yreparar sus naves en el menor tiempo posible, mientras ellos y latripulación se entregaban a unos días de permiso y deexcesos: drogas, prostitutas, juego, además de negociossuculentos y entrevistas con mercenarios en el caso de los capitanes.

Lamadre de Siete, Saxa,fue durante su juventud la prostituta esclava más bella deArcadia. La llamaban bruja por su larga cabellera azul, heredada porsu hijo. Un signo de que la antigua sangre corría por susvenas. Su nobleza, elegancia y carácter indomable, la hicieronla favorita de los Señores Piratas hasta que rompió suscadenas. Una noche, se desfiguró el lado izquierdo del rostrocon un puñal y juró que asesinaría al próximohombre que intentará abusar de ella. Su amo, tras darle unapaliza de muerte, la abandonó en los tenebrosos pasillos deArcadia, donde contra todo pronóstico prosperó. En unmundo de hombres, se abrió paso como Carroñera desde lomás bajo hasta aprender a reparar naves estelares.

Fueentonces cuando conoció a su padre, Elmir, un antiguo piratacaído en desgracia, que fue traicionado por su socio y vendidocomo esclavo, hasta que compró su libertad vendiendo otrosesclavos como carroñero para su amo. Época en la queconoció a Saxa, y consciente de que jamás volveríaa surcar el vasto océano de las estrellas, decidióaceptar su destino y crear una familia junto a ella, lo máslibre que no podía llegar a ser en una sociedad brutal.

Sudesgracia ocurrió en el día más feliz de suvida, el nacimiento de Siete.

Todoslos niños nacidos en Arcadia tenían que superar laprueba del Conde Venom, el temible anciano cíborg, maestro deesclavos, y uno de los nueve grandes Señores Piratas deArcadia. Como encargado del proyecto de Mentalizadores, examinaba acada recién nacido con un detector de energía psíquica.Saxa y él tenían grandes esperanzas por motivosdistintos: Saxa esperaba que su gen inactivo en su generaciónno emergiera con un padre carente del gen, y el Conde Venom aguardabael despertar del gen con la nueva generación.

Unalectura hizo que Saxa perdiera a su hijo justo después denacer.

Elmedidor de energía psíquica se salía de lasmedidas habituales en un recién nacido con el don. Al parecer,la antigua sangre corría con fuerza por las venas de Siete.

Saxa,fuertemente sedada, no pudo impedir que el Conde Venom se llevara asu hijo. Gritó y gritó desgarrada en el alma, abrazadapor su esposo Elmir, que ya se había resignado a la perdida desu hijo varón. Los rigores de la vida corsaría hacíamucho tiempo que habían acabado con la fuerza de su espíritu.Además, al igual que Saxa, conocía los rumores quecorrían por Arcadia respecto a los recién nacidos queel Conde Venom se llevaba: jamás regresaban con vida.


ElMaestro de Esclavos, se internó en las profundidas de Arcadia,hasta su mismísimo santasacturom. Un bastióninexpugnable que ni siquiera sus implacables guardianes Sszharonconocían. Era el lugar donde llevaba acabo sus experimentosmás intimos, y el mantenimiento de su cuerpo cíborg;casi siempre, al coste de una vida humana.

Siguiendolas indicaciones de un libro prohibido por los Sacerdotes del Éxodo,los soldados fanáticos, invencibles y personales del Emperadorque luchaban por mantener el avance de la humanidad, siempre lejosdel otrora antiguo enemigo: Los Izzhakk, la civilización quehabía destruido el mundo natal de la humanidad, y expulsado dela galaxia bajo pena de extinción; El Conde Venom habíaconstruido con sus propias manos una cámara del dolor. Másconcretamente, un cilindro negro y gelido, capaz de reconfigurar elADN humano. El mayor misterio del aparato eran las runas mágicasrojas con las que había sido imbuido, imprescindibles parahacer funcionar plenamente la máquina. El Maestro de Esclavoshabía pagado el rescate de un mundo por la inscripciónejecutada por manos no humanas…

Quepara Siete, fue su primera cuna.

Cuandohubo sellado la cámara del dolor con el recién nacidoen su interior, después de retirar el cadaver del sujetoanterior, El Conde Venom analizó el código genéticode Siete con detenimiento. Los resultaros fueron másprometedores que en otras ocasiones, aunque su destino era el mismo:se trataba de otro Mentalizador en potencia sin el talento necesariopara llegar a serlo, como su madre.

Lanaturaleza hubiera tardado siete generaciones en concebir unMentalizador.

Yel Conde Venom lo creó en unos minutos, a vida o muerte.

Alterólos códigos genéticos de Siete desde la raíz,suprimiendo el material irrelevante, al tiempo que introducíalos códigos que había recopilado de los sujetosanteriores, elevando la pureza de Siete hasta la excelencia. Elproceso se realizaba estimulando cada celula del cuerposimultaneamente induciendo un dolor inconcedible. El Maestro deEsclavos sabía por experiencia que casi todos los niñosmorían durante la transformación, pero Siete fuemás fuerte.

Sobrevivió.

Ala mañana siguiente, descansaba en brazos de su madre, Saxa.
 
 

Crónicas de Mundo Destierro:

Lester Knight:¡Saludos, queridos amigos de Gamefilia! Deseo que os hayagustado el primer capítulo de la novela. Después delprólogo del Maestro Mentalizador Merodak, la historia regresaatrás en el tiempo para narrar desde la infancia de Siete,el Esclavo Mentalizador, a su adolescencia, el momento en que ambospersonajes se conocen. Es una etapa de la novela muy especial paramí, pues la idea de contar la juventud de Siete mesorprendió escribiendo las correrías de ambosMentalizadores ya de adultos, combatiendo juntos durante la épocaconocida como “La Caída de los Mentalizadores”. Por lo querechace la planificación y me lance a la improvisacióntotal, dejando que la historia evolucionará por símisma, de modo que fuera tomando forma capítulo a capítulo.

El capítulode hoy comienza en el presente de Siete, en el día apartir del cual su vida cambía en gran medida, y luego,durante los próximos capítulos, nos presenta su vidaanterior, abordando hoy su siniestro nacimiento en “La Cámaradel Dolor”. Un nacimiento que aunque no se mencione aquí, escompartido por nuestro temido Falkenberg; la única diferenciaentre ambos, es que en el caso de Falkenberg fue empleado un códigogenético que jamás debería haberse introducidoen un ser humano, y que además, la maquinaría empleadaera original y su padre, un personaje que aparecerá en lasfuturas novelas de “El Duque del Destierro” el origen de unbrutal… bueno, ya estoy hablando demasiado Mr. Green

Lo único quetendréis que disculpar de esta parte de la novela es sucarácter de borrador. El texto presente jamás fuepensando para publicarse, quería acabar la novela antes deescribir una versión final más pulida; una queincluyera ideas posteriores y que desarrollara más fragmentosdel texto que aquí son pasados casi por alto, aunque, noobstante, según se suceden las páginas, a medida que mefui haciendo a la novela, el estilo narrativo se define y la historiava ganando en profundidad. De momento, en el próximo capítulo,sabremos más del pasado del padre de Siete, Elmir, y decomo nuestro protagonista se adapta a su vida de EsclavoMentalizador.

PD: Acabando elcomentario me acabo de dar cuenta que hoy el blog llegará alas 300.000 visitas. Quiero daros las gracias a todos de corazón,jamás me imaginé que este humilde blog de literaturallegaría a semejante cifra; algo que vosotros habéishecho posible apoyando a cada relato y autor a seguir adelante y darrienda suelta a la pasión que nos une por la literatura Wink

Estoy muy contentode haber regresado aquí, mis queridos amigos y lectores, paracelebrar juntos de la mejor forma este acontecimiento: publicando lanovela que se gestó gracias a este blog, pues ha sido vuestroánimo lo que me ha permitido ir superando paso a paso lasdificultades de la creación de Mundo Destierro, ya que notiene nada que ver la ilusión de escribir para el cajónque para un grupo de amigos que aguardan nuevos relatos y capítulos Very Happy

Este blog es paramí un sueño hecho realidad, del que espero daros buenasalegrías a lo largo del 2010. Estoy recuperando la inspiraciónde antaño y vuelvo a trabajar en distintos relatos. Asíque después de la publicación de la novela, mucho metemo que voy a seguir publicando entradas semana tras semana Wink

Hablando de sueñosy alegrías, ahora es cuando debería dedicar el resto dela entrada a celebrar las 300.000 visitas, pero esta vez me despidocon una firme promesa: la promesa de compartir con vosotros un nuevosueño muy pronto. Una ilusión que me ha rondado por lacabeza desde hace algunos años, que ha cobrado formadefinitivamente, a falta de concluir los detalles previos a su puestaen marcha, dentro de unos días. Un proyecto muy personal delque os puedo adelantar tres pistas: está basado en el ámbitoliterario, en Mundo Destierro, y en la participación libre ycomunitaria; por lo que, si os parece bien, en breve y por sorpresa,haré la presentación de esta nueva aventura aquí,en vuestra casa, como debe ser. Hasta entonces… 

¡Un saludo,gracias por las 300.000 visitas y feliz Semana Santa! Mr. Green 

Gamefilia