Análisis y Repaso: DLC Fallout 4 Nuka World





Fallout 4. Ese juego que tantos premios se ha llevado, y que  su vez tanto ha dado que hablar. Que si se ha casualizado, que si ha traicionado el núcleo de la saga, etc. En una semana, veréis aquí un análisis hecho por mí de lo que pienso del juego, pero resumiendo, me parece un gran juego. Le faltan cosas para ser un juego de 10, pero no se puede negar que es uno de los bombazos de esta generación, y un gran paso adelante respecto a Fallout 3 (Aunque New Vegas me sigue pareciendo superior en casi todos los aspectos).

Pero hoy no vamos a hablar de eso, vamos a hablar de uno de los dos DLC que Fallout 4 oferta. ¿Y porque no hablamos de Far Harbor, que fue el primero? Porque mientras que ese DLC es un claro ejemplo de lo que un DLC ha de ser, Nuka World es el claro ejemplo de lo que NO se debe hacer, cuando piensas en expandir un juego.

La premisa es simple: Sintonizamos la radio de Nuka World, y escuchamos que podemos ir a un parque temático de la marca de refrescos de Fallout. Cuando llegamos a la estación de monorraíl que nos traslada a dicho parque, encontramos un herido que nos dice que todo es una trampa, que Nuka World está lleno de saqueadores y que rescatemos a su familia. Lo que no dice es que todo es una trampa de saqueadores de la que él es cómplice. Todo para llevarnos a una arena de supervivencia para el disfrute de los saqueadores.

Hasta ahí, todo es típico de Fallout: El planteamiento, la engañifa,… Pero antes de meternos en lo que falla, veamos lo que funciona.

La localización de Nuka World, pese a no ser tan enorme como Far Harbor, es grande. Tenemos muchos sitios para explorar, e incluso sitios dentro de sitios con las atracciones temáticas. Solo en explorar se nos irán un buen puñado de horas, y si queremos examinar todos los recovecos tendremos que pensar, puesto que gran parte de las localizaciones están cerradas y encontrar la forma de entrar conlleva observar bien el escenario.




Las diferencias entre las bandas solo son estéticas.

Hay nuevos enemigos animales, lo cual le da aún más variedad al roster de enemigos del juego. Estos tienen patrones de ataque similares a los ya vistos en el juego base. Los gusanos por ejemplo, hacen lo mismo que las ratas topo. Se meten bajo tierra y te atacan por sorpresa. Aún así, no se sienten como un mero reskin, sino que consiguen tener identidad propia.

Asimismo, la ambientación de Nuka Cola es brutal. No solo el parque se siente como si fuera real es que además descubrimos la historia de la Nuka Cola y sus variantes. Hasta podremos crear nosotros mismos nuevo sabores.

Tenemos nuevas armas, tanto en versión cuerpo a cuerpo, como de fuego. Y aquí si que me parece innecesario. Tenemos las armas de 7’62 mm. Pero a teníamos las de .45 y las de 5.56, con lo cual es un añadido más que sin molestar, no es necesario.

Y hasta aquí lo bueno.

Porque Nuka World comete un error imperdonable, y más en un juego de rol. Si, puristas de los primeros Fallouts, Fallout 4 es un juego de rol. Bastante más simple que los primeros, si. Y podría ser más extenso a la hora de darte las opciones, también. Pero se podía elegir. En Nuka World, no puedes elegir. En un juego de rol, nos meten un camino linear. Vamos por partes.

Al acabar la arena de supervivencia, y matar al actual líder de Nuka World, se nos nombra nuevo líder de los saqueadores, y se nos dice que las bandas están a punto de romper el tratado de paz y matarse entre ellas. ¿Suena genial, no? Imaginad las posibilidades. Poder hacer que, efectivamente, se maten entre ellas. O no estar de acuerdo, matarlos a todos y colonizar con colonos de la Commonwealth Nuka World.

Pues no. Tu UNICA opción, es ser saqueador. Es decir, si quieres disfrutar del 60% restante del DLC. Por ejemplo, el parque entero está sin energía, lo que implica que hay muchas cosas que no puedes hacer en modo de libre exploración. Para activarla, tienes que completar las misiones de la historia que te convierten en un saqueador. Puedes matarlos a todos, si, pero eso anula las misiones y por tanto, anula el DLC ya que solo te queda rapiñar lo que puedas.

Pero eso no es lo peor. Si la historia se redujera a que lo que haces en Nuka World, se queda en Nuka World, pues bueno. Seguiría siendo un DLC traidor, pero al menos no afectaría a tu progreso en la Commonwealth. Pero no es así.





Si en tu partida de Fallout 4 has sido un cabrón con números, genial. Pero mi personaje se centró en siempre ser buena, liberar esclavos, ayudar a todo el que se ponía por delante, y darles plomo a los saqueadores y a cualquier alimaña. ¿Y ahora estoy bien en un sitio donde hay esclavos e hijoputas por doquier? No solo eso, ahora las sidequests se basan casi todas en hacer esclavos, luchar contra los minutemen, o el bando de que te aliaste en la historia principal EN LA MISMA COMMONWEALTH (Que dicho sea de paso, las sidequests no influyen PARA NADA en la guerra entre bandas, pese a que se basa en joder a otras bandas).

Recapitulando, yo en mi partida me alié con el Instituto, y con los Minutemen. Estuve un rato hinchándome a mentats y buscando cosas que me aumentaran el carisma para convencer a los segundos de que el Instituto no era malvado. Y ahora, de buenas, me da un happening y tengo que ir a por ellos.

Pero el insulto no acaba ahí. Ahora tienes la opción de cargarte tus asentamientos de la Commonwealth para convertirlos en puestos de saqueadores, o amenazar y chantajear a los colonos para que te paguen un tributo,… Es decir, te pasas medio puto Fallout creando asentamientos, defendiéndolos, haciendo mini sidequests para protegerlos… para NADA.

En mi caso me duele el doble, puesto que me he pegado un buen puñado de horas diseñando todos los asentamientos, protegiéndolos, currándomelos, para que ahora todos esos esfuerzos se tiren por la puta borda. Pues no me da la gana.

En resumen, el DLC de Nuka World comete dos errores garrafales, y más en un juego de rol. El primero, no darte elecciones. El segundo, joder todo lo que te has currado en el juego base. Y es una pena porque la ambientación esta currada, pero no justifica el tirar por la borda todo lo que has hecho hasta llegar al DLC. Si has jugado como malo en Fallout 4, este DLC puede tener algo de valor para ti.

Para los demás, quedaos con Far Harbor. Ese si que merece la pena.

Nota: 3/10

Crítica destructiva: Terminator Génesis, o análisis de que cojones ha pasado


Desde luego, si algo demuestra la existencia de la película es lo mucho que escuchan al público los estudios de Hollywood (Nótese la ironía). Tras dos primeras películas legendarias (Con una segunda parte considerada hito del cine por gran parte del público y crítica), y dos secuelas horrendas, nos llega Terminator Genesis, una película que no es mala ni buena, pero viniendo de esta saga, es una puta aberración.

Lo diré claro, Genesis es mejor que la 3º y que Salvation. Pero eso tampoco era muy difícil. Ahora bien, ni de puta coña es una digna secuela de la saga. James Cameron, eres un vendido por haber dicho eso. Doble dolor porque además son dos de tus obras magnas, a las que le pusiste cariño en su día y te costó llevar adelante. Si fuera mi caso, estaría tremendamente ofendido por los que perpetraron Genesis.

Mas que analizar la película escena a escena, me voy a centrar en comentar los puntos que no funcionan. Es decir, todos. Y aviso, SPOILERS como barcos. Pero si estas dudando de verla, léete esta entrada y ahórrate pagar tiempo o dinero. De todos modos, si has visto el tráiler ya te has tragado el spoilerazo definitivo.



En todos los posters tiene que salir la Clarke dando el culo. Mal rollo cuando una película usa ese reclamo.

1.- El principal de todos, el villano:

Vamos a ver si hacemos memoria ¿Por qué Schwarzenegger en la 1º y Robert Patrick en la segunda imponen respeto y dan miedo? Si no se os ocurre porque, yo os lo digo: Son asesinos implacables. Carentes de emociones y letales. Si eres su objetivo y te ven, ni una pared, ni un cuarto blindado, ni una fundición… NADA va a impedirles que lleguen hasta ti. Y lo harán rápido y sin dudar.

En esta película, John Connor, que es el villano, HABLA MAS QUE EL RESTO DEL ELENCO JUNTOS. No ataca, no corre, no hace nada sino HABLAR. UN MONTON. De hecho hay un momento en el que tiene a Reese y a Sarah al lado y ellos sin sospechar. Podéis decirme “Es que no quiere matarlos”. Pero joder, que los deje inconscientes y los ate, o algo. Desde luego, hacer discursos no los va a matar del aburrimiento (Al infeliz que vea la película si). En serio, hay una escena en la que habla por cerca de 8 minutos. Es acojonante. Por tanto, nunca vemos al nuevo enemigo como algo peligros, sino como un puto coñazo. Aburre.

Y otra cosa. No estoy en contra de que Connor sea un villano. En serio, bien hecho puede ser una vuelta de tuerca interesante. Pero enfatizo lo de bien hecho. Aquí, ni de puta coña está bien hecho.

Resulta que Skynet se mete en un Terminator, nadie en la resistencia sospecha de esa nueva cara y se los carga a todos (Asumo que los 40 soldados en la cámara miran sin hacer nada) y entonces coge a Connor, le mete nanomáquinas por la boca y ¡Hala! Ya es malo.

Me cago en vuestros putos muertos. A cualquier fan de Terminator que odie la idea de que John se vuelva malo se le ocurriría una forma mejor de conversión que este escupitajo a la mente de cualquier ser pensante de la tierra.

Ah, y no nos olvidemos de Skynet… perdón, Genesis. Resulta que es una app que se conecta a los teléfonos normales, ordenadores… es decir, mientras los códigos de misiles nucleares se escriban en un papel o en un ordenador sin conexión a internet, estamos a salvo.

2.- Casting:



Dejemos algo claro: Es casi imposible superar a Michael Biehn.

Madre de Dios, por donde empiezo… en serio, salvo Schwarzenegger (Y porque eso no se podía hacer mal ni adrede) no han dado ni una.

– Emilia Clarke como Sarah Connor: Obviemos el hecho de que en cada puto poster promocional sale dando el culo en pantalón de cuero (Esto no es culpa de la actriz, sino de los productores/as que creen que todos los hombres pensamos con la polla) y centrémonos en su papel: Cierto es, que es muy difícil superar a Linda Hamilton. Pero esto es porque la Sarah Connor de Cameron en su estado de guerrera era una mujer fuerte y decidida, pero con miedos, con una enorme carga sobre sus hombros. Emilia llega como una Terminator hecha y derecha y en todo momento vemos como a pesar de intentarlo, nos proyecta a una mujer que lee un guión y ya está. No hay angustia en su personaje, en ningún momento la miramos y vemos el peso de ser la madre de la resistencia.

Jai Courtney como Kyle Reese: A este señor le han llovido palos por todos lados: Que si es inexpresivo, que si es soso… discrepo: En Jack Reacher hace muy bien de matón a sangre fría, y en la Jungla de Cristal 5 es el único personaje que no da asco del todo (Si alguien dice que Willis como McClane es mejor, escupe en la tumba de McClane) Lo que le pasa a este actor, es que no ha sabido escoger bien sus papeles.

Y este es un caso muy claro de ello. Dejemos clara una cosa. Es IMPOSIBLE superar al Kyle Reese de Michael Biehn. O al menos una tarea titánica que hasta el mismo Daniel Day Lewis temería enfrentarse. Jay hace lo que puede, pero no es suficiente. Este Kyle Reese está demasiado limpio, demasiado recto y serio, como un soldado en cualquier armada. No es un hombre que nos proyecte agobio, miedo por lo que ha visto, angustia por saber cómo es el futuro y la pesadilla que será.

Jason Clarke como John Connor: Jajajajajajajajajajajajajajajajaja.

Y además, jajajaja.

Joder, si ya Christian Bale me chirriaba como Connor (Y eso que lo considero un excelente actor), este directamente me parece un cachondeo de líder.

John Connor es un tío que infunde valor, respeto, coraje y seguridad nada más verlo. Es un humano, un ser hecho de carne y hueso que sabes que le puede a una maquina asesina de metal. Y mira que no habrá actores con ese porte: Gerald Buttler, Clive Owen,… hasta Matthew McConaghey si me apuras. Todos, menos un tirillas que lo único que hace en la película es poner cara seria y ya. Además, su gran momento táctico cuando el asalto en el futuro sale mal es lanzarse gritando como un poseso ametrallando desde la cadera (Y por supuesto, sin que sirva de nada) Madre de Dios, que pedazo de líder, ¿Eh?

Y cuando se vuelve malo… bueno, ya lo he dicho arriba. El nivel de patetismo sube a límites insospechados.



Hasta los putos posters promocionales te spoilean a gusto. Y por cierto, ni da el pego como malo, ni como John Connor.

3.- Escenas de acción:

Tras ver esta película, las escenas de acción de A todo Gas 6 & 7 te parecerán realistas. Lo digo completamente en serio.

Hay cada gilipollez que es digna de estudio. Y no me refiero a que el T1000 muera tan rápido o que el T800 que debía matar a Sarah Connor muera de un disparo. Coño, es de suponer que el T800 que fue enviado al pasado a proteger a Sarah sabía de estos hechos y había preparado planes para vencerlos. SI este fuera el problema de la película, no estaría haciendo esta entrada.

En cambio, atropellan a los protagonistas y se levantan por su propio pie. Aja. En inmunolandia puede, pero en esta realidad, yo lo llamo “mis cojones 33”. Y no mencionemos la escena del autobús. Madre del amor hermoso. Es una puta mierda carente suspense, pero lo mejor viene cuando el autobús da dos vueltas en el aire, cae y nuestros protagonistas como una puta rosa, agarrándose además para no caer al vacío.

¿Recordáis las dos primera de Terminator? Las escenas de acción eran sencillas, bastante realistas y sin fantasmadas o momentos “venga ya”. En una saga como A Todo Gas no me importa demasiado porque sé que es lo que voy a ver. Pero en la saga Terminator, no.

4.- Ambientación:

No seré yo quien diga que odia los reboots. Hace ya tiempo me di cuenta de que un reboot no anula el material original, de forma que me es indiferente que se haga o no.



Verguenzajena.jpg

El problema de Genesis no es solo que el reboot este hecho con unos agujeracos de guión que demuestran que el mismo no pasó por la fase de revisión. El problema es, que estamos hasta los cojones de “el pasado” en las películas de Terminator.

Que a ver, Terminator 2 dejó un final cerrado de cojones (Y por lo que a mí respecta, así sigue, el resto son what if), pero si queréis seguir la saga, dadle a la gente lo que quiere ver: Ese futuro desesperanzador. Ese futuro que a través de flashbacks se muestra aterrador. No como la mierda de Salvation, donde solo hay 1 Terminator por cada país y puedes viajar tranquilamente a la luz del día (Cosa que contradice lo que dice Reese en la 1º, cuando dice que por la noche es cuando se puede salir al ser menos peligroso). Un futuro en el que se muestre la lucha de la resistencia, los peligros del día. Joder, se puede hacer tranquilamente una trilogía solo en esa ambientación, de forma madura, y sin gilipolleces o fantasmadas.

Pero no, tenemos la misma mierda, reescrita a peor y a conveniencia de los guionistas de turno, de algo que ya hemos visto mil veces (Lo triste es que esta es la primera vez, pero huele ya a viejo)

5.- Conclusiones:

¿Llegará el día en el que veamos por fin una secuela digna de Terminator? Yo lo dudo mucho, aunque todo es posible. Terminator es una saga que solo por el nombre, ya tiene aseguradas las ventas. Deberían aprovechar y hacer algo que asombre y merezca la pena ser recordado, antes que el nombre deje de valer un duro.

AH, por si no había quedado claro. Si quieres ver esta, mejor que no. Ponte las dos primeras y redisfrútalas, que nunca serán suficientes las veces que las veas.


Análisis y Repaso: Hansel y Gretel Cazadores de Brujas, o como a muchos espectadores de cine les falta un hervor


Seré claro: Cuando oí por primera vez el título de esta película, me dieron unas ganas locas de verla. Y solo por el título. Es loco. Una estupidez. Un “what the fuck” de proporciones bíblicas. Y hasta algo lógico, si lo pensamos.

Pero salió en el cine y las críticas me desanimaron (Razón por la cual hace tiempo que si me interesa una película la veo antes de ver o leer nada sobre ella). Pero me quedó la espinita de verla. Así que me descargué la edición extendida, para ver si tan mala era.

¿El Resultado?





Sí, me la he pillado en blu ray. De hecho, la he visto ya dos veces. Y algo que me pregunté tras el primer visionado fue “¿Por qué coño la gente se metió con ella” y decidí leer las críticas.

-El 40% de los críticos a los que no les gustó el film dicen que no es seria.
-El 30% de los críticos a los que no les gustó el film dicen que es una idea muy tonta.
-El otro 30% de los críticos a los que no les gustó el film dicen que el filme a veces se toma en serio a si mismo, y otras veces que no.
…
…
…
(Imaginaos 400 espacios con puntos suspensivos porque sino la entrada se me va a hacer larga)
…

¡¡¡LA PUTA PELÍCULA SE LLAMA HANSEL Y GRETEL CAZADORES DE BRUJAS!!!

Joder, por supuesto que no va a ser seria. Por supuesto que es una idea muy tonta. Y por supuesto que va a tener desvaríos en las actuaciones. JODER, GENTE, LEED EL PUTO TÍTULO. Coño, si cojo una película como Mar Adentro y le pongo el subtítulo “Desmadre en el Campus”, no es precisamente un drama lo que me voy a encontrar ¿NO? Pues habrá gente que se quejaría de que no es un drma.

De hecho, la película es un claro ejemplo de una película de los 80, pero con los medios de hoy en día. Y con mucho mimo en ciertas cosas.

La historia sigue el cuento de Hansel y Gretel, que sirve como prólogo de la cinta. Los dos hermanos se cargan a la bruja de la casa de dulces, y desde ese entonces, juran ir a por todas las brujas que encuentren en su camino y matarlas.



Here come the witchunters in black.

Hansel es interpretado por Jeremy Renner, y Gemma Atterton es Gretel (Que por cierto, esta como 100 trenes y la película no tiene ni un puñetero plano en la que la traten como a un objeto, chapeau por el director). Los dos hacen una buena interpretación de cazarrecompensas duros, sin más. Su única debilidad es el uno y el otro, pero ambos son lo suficientemente hábiles para escapar de casi cualquier situación peligrosa sin la ayuda del otro.

Los dos comparten un pasado que da sentido al principio del cuento y ayuda a contar la historia de ellos dos, incluso de algo que sucede tras la batalla final relacionado con Gretel. Y quiero resaltar un punto de la trama que me moló bastante. No solo porque es lógico, sino porque no se usa como método de "el bueno va a perder pero de repente recibe el poder y revienta al malo". Es que Hansel, debido a todos los dulces que comió cuando fue capturado por la bruja de niño, sufre de diabetes y ha de tomarse una dosis de medicina para no morir cada X tiempo. Un detalle curioso y bien pensado.

Y antes de hablar de los secundarios, quiero hablar de la villana del show, Famke Janssen. Y si, ya sabréis los que me seguís, que considero que esta como el queso y buenorra como ella sola. Pero aquí, no hablaré de eso.

Aquí, Famke Janssen esta desatada. Pero totalmente.



Its desatamiento time!!!

Es como si el director le hubiese dicho “Famke, tu actúa como te salga del chochamen, haz de mala y disfruta, y lo que salga va para postproducción”. Sabe en la película que esta, y vaya si se lo va a pasar bien. Es una villana que entra en mi Top 10 de Villanas en el cine, y por muy buenas razones. Realmente da miedo, pero a la vez te descojonas con ella. Simplemente, brillante.

Los secundarios son también muy buenos, y os recomiendo no buscar que hacen o qué papel interpretan para no spoilearos nada. Solo mencionaré a Peter Stormare, que otra vez hace de villano (Del lado de los humanos) pero no está del lado de las brujas. Es el comisario de la ciudad, que se impone al alcalde y abusa de su poder para hacer lo que él cree que es correcto. Hay incluso una escena de casi violación en la que realmente le coges asco al personaje.

La película incluso se permite hacer un comentario social (A sabiendas o no, eso no lo se) y es como no solo en tiempos antiguos sino ahora, la masa de gente tiende a creer lo que le diga alguien importante, ya sea una autoridad o un erudito, sin tener pruebas de ningún tipo. Lo vemos a menudo en los medios: Se estrella un vehículo, sale alguien a la hora diciendo que la culpa es del conductor del aparato y a los dos minutos redes sociales y gentes en el bar claman la cabeza de esa persona, sin tener pruebas o saber cómo va la investigación. Otras películas como “perdida” de David Fincher hablan de esto también.

Y este caso se repite tres veces en la película de forma distinta. El hecho de gente abusando de su poder y la masa creyéndose lo que cualquiera que se diga experto le cuente.

Pero la película no es solo eso. Tiene su propio lore y mitología, expandiendo la del cuento original. Y no solo en criaturas o hechizos, los cuales no mencionaré para que quien lo ha haya visto se deje sorprender, sino en las armas hechas por Hansel y Gretel, hace que se vea un mimo extremo en la producción de esta película.

Y no quiero terminar sin hablar del gore, o el PG 18. SI, esta película tiene esa clasificación y la usa, tanto para un desnudo (No es el de Gemma Atterton, listillos) y para bastantes escenas de casquería, pero en vez de regodearse en eso, se usa para ayudar a la historia, tanto en momentos lógicos como para incluso momentos cómicos.



Esta parte en el final va entre el molar y el descojone.

Lo único malo que tiene la película son dos escenas, y es por notarse bastante el uso de una pantalla verde. Lo que es raro porque salvando un personaje creado por CGI, el resto de la película usa maquillaje sobre los actores y efectos hechos a mano, es decir, nada de efectos digitales. Pero en esas dos escenas, y por solo unos segundos, se nota el uso de una pantalla verde. No llega a sacar de la película, pero se nota.

Esta película no la puedo recomendar a todo el mundo. Solo a la gente que ha leído el título de la película, sabe lo que significa y le gusta el mismo. Si eres de esa gente, vete a verla. Mínimo, te entretendrá.

Si eres de los que el título de la película te parece estúpido, no la veas. En serio, no te vas a perder nada. De hecho, si dices a alguien “Es que la idea es una mierda” lo que vamos a preguntarnos los demás será… “¿Y porque la has ido a ver, tonto de los cojones?”

Por desgracia, esta gente seguirá existiendo. Y si no, mirad a Ant Man. Cuanta gente hay que la idea de un superhéroe hormiga le parece estúpida, y la irá a ver. O la gente que tiene miedo de hacer paracaidismo y paga por hacer paracaidismo.

Sea como sea, da igual. Esta película se llevó palos injustamente. Si quieres una cinta entretenida y hecha con mucho mimo, aparte de momentos bastante buenos, no mires más. Prepara las palomitas y disfruta.


Analisis y Repaso: XCOM Enemy Unknown





¿Sabéis porque no me gusta el Risk?

Si, ese juego de mesa de “estrategia”. Porque todo depende de la pura suerte. Lo que tú planees no tiene nada que ver. Ahora me vendrán los típicos “expertos del juego” diciendo que si no se jugar, que si bla bla… Os diré que hace una semana jugué contra tres oponentes, y gané. Sin esfuerzo. ¿Por qué? Porque me tocó gran presencia en las cartas de territorio iniciales, coincidiendo con la carta de objetivos. Solo tuve que ganar 7 territorios y hala, victoria. Tardamos más en los turnos que en los combates. Y es una victoria que te sabe a nada, porque ni yo tuve que planear como colocar mis tropas, que tipo de tropas poner en el tablero, o elegir como combatir. Todo eso, lo hacen los dados por ti.

¿Por qué esta parrafada? Porque con cuatro opciones más, tenemos el Xcom Enemy Unknown.

Tenemos un juego con un combate bastante dependiente en los dados, en los que la IA hace trampas, y en los que la parte de gestión es simplemente un camino pobremente enmascarado que te hace pensar que tienes posibilidades de decidir.

La historia es la que sigue: Unos alienígenas deciden empezar a realizar incursiones poco amigables en nuestro mundo, con razones desconocidas. Los países del mundo activan XCOM, una organización con la tecnología más puntera disponible especializada en hacer frente a una posible amenaza extraterrestre.

El argumento tiene alguna que otra parte intrigante, pero por lo general solo es una excusa para los escenarios de combate.

Los gráficos son bastante buenos, estando muy bien optimizado y funcionando perfectamente en cualquier PC que cumpla sus requisitos mínimos. Tampoco es un referente gráfico, pero no es lo que se busca en un juego de estas características.

El juego está completamente traducido y doblado al castellano, siendo este doblaje muy bueno (Salvo Marcus Fenix, que hace de piloto: A algunos esto les parecerá algo malo. A mi, me da igual)

Los efectos de sonido son estándares, al igual que la BSO, a excepción del tema de antes del combate, cuando elegimos los soldados. Toda una declaración de intenciones de que manejamos a los soldados más preparados de la tierra.


El tema que suena en esta pantalla es la leche, así de claro.

En la Jugabilidad, es donde entramos en territorio meh.

Tenemos para empezar, nuestra base de operaciones. Desde ahí podemos elegir qué proyecto investigamos, que construimos o si vendemos algo en los mercados grises. También tenemos la sala de situación, y la parte en la que hacemos avanzar el tiempo activando eventos sorpresa o esperados.

La cosa es tan simple como parece, y no hay en absoluto profundidad en las opciones a destacar.

-Elegimos que investigar.
-Elegimos que construir (Con espera de X días)
-Podemos vender algo en el mercado negro para ganar dinero
-Podemos contratar nuevos soldados

Y ya está.

En eso se basa nuestra estancia en la base, con un aliciente (Nótese la ironía)

SIEMPRE irás falto de algún material. Ya sean aleaciones, elerio, potencia, dinero,… y lo peor, es que no tendrá que ver con tu gestión de los recursos, sino con el mismo juego. A cada segundo parece que la escasez de algo este predeterminada para que no avances demasiado rápido en tus progresos. Por mucho que construyas laboratorios/talleres/generadores/etc juntos, siempre te faltará algo para seguir investigando, o para construir un rifle de plasma (Por cierto, no puedes vender lo fabricado… cojonudo ¿Para qué coño quiero un rifle láser en el almacén cuando tengo ya 3 de plasma?)

Hubo un caso, en el que una investigación de prioridad para avanzar en la trama me requería de ciertas cantidades de aleaciones, y solo tenía 20 cuando me asignaron la misión. Pasaron dos meses ingame hasta que conseguí que me tocara una misión en la que conseguir las aleaciones suficientes (Ya que en las anteriores o solo recuperaba partes de armas, o 4 aleaciones mal contadas)

Vamos a la parte del combate. Prepárate para cagarte en todo dos veces por turno como mínimo.

Tenemos un escenario en el que nuestros soldados tienen dos acciones por turno y pueden moverse, disparar, recargar,… y un abanico de opciones, que francamente no están muy bien pensadas. Por ejemplo, (Salvo que seas francotirador) puedes moverte y LUEGO disparar, pero si disparas primero se agota el turno (Searching for coherence…) y de esas hay muchas. Como por ejemplo, una de las dos habilidades que puedes elegir para tu francotirador coronel (El más alto rango de un soldado) es que si flanqueas a un enemigo le haces instakill con el rifle de francotirador. ¿EL problema? Que moverte, aunque gaste solo una acción, ya te impide usar el rifle de francotirador (Seguimos buscando la coherencia…)



33% de acierto teniéndolo a la vista y casi "at point blank"… se ve que he de evitar que mis soldados vayan a la misión tras beberse 3 litros de whisky.

Por no hablar de la mamonada mas grande que te hacen los enemigos. Para empezar, no se mueven mientras no los hayas detectado. Piensa en ellos como minas. Puedes pasarte al principio de la misión 20 turnos sin hacer nada, que no pasará nada. Eso sí, cuando los ves, ellos automáticamente se activan y te detectan, y por la puta cara se cubren EN TU TURNO. Máximas risas cuando los descubres con tu último soldado al que le quedaba acciones disponibles, con lo cual se cubren en ese turno, pasa el turno enemigo y tus soldados pasan a recibir plomo, el 90% de las veces flanqueados de antemano gracias al turno extra del enemigo, recordemos, EN TU TURNO.

Las coberturas no sirven de nada. Solo evitan críticos o reducen tu puntería (La de ellos no, ríete de Chris Kyle con la puntería de los alienígenas). Y son destructibles, de forma que si ves a un enemigo con pinta de destruir coberturas, dispersa a tus hombres.

El porcentaje de acierto es otra cosa de las que dan risa. Disparos con un 99% de acierto que fallan a puta quemarropa, o disparos que aciertas con un 1%. Hazte a la idea de lo siguiente: EL 80% de las veces, tu soldado fallará un tiro a quemarropa si es para rematar a un enemigo, salvo que tengas un 100% de acierto (Lo cual exige acercarse al enemigo). También me parece muy gracioso el hecho de que un francotirador, con un 80% de acierto, falle a un mutón (Un enemigo pesado de más de 3 metros y más lento que el caballo del malo).

Al final pasas del porcentaje y pruebas suerte, sin más. EN ocasiones te arriesgas, pero lo mejor suele ser medio cubrirte como puedas y rezar. Estrategia pura, según algunos/as lumbreras de internet.

Tenemos opciones como guardia (Consiste en que si alguien se mueve en la línea de visión del soldado que este en guardia, dispara). Lo gracioso es que solo 1 de cada 100 disparos en este modo aciertan, pero siempre pruebas, por si hay suerte (¿Vais viendo un patrón en el juego?)

Los soldados en sí, no los eliges tu. Cuando te los dan, son reclutas. Cuando ascienden, el juego les asigna una clase. Tú no eliges un carajo. De forma que te pueden tocar perfectamente 5 francotiradores de golpe. Asimismo, cuando suban de rango puedes asignarles habilidades. Salvo casos extremos, normalmente está claro cual tienes que coger, y que hay algunas que no tienen sentido.

Las misiones son diferentes, pero no en gran número (No en los escenarios, que son bastante variados). Tenemos las básicas de localizar y destruir, extraer al VIP, desactivar la bomba y evacuar civiles. Esta última suele ser muy “graciosa” y donde más nos “reiremos” de nuestros fallos, puesto que en los turnos enemigos las crisálidas se moverán más de 5 km y aún así podrán atacar. No os preocupéis si en el primer turno os mueren 10 civiles. Es completamente normal, a no ser que te dé por atacar a lo kamikaze sin cubrirte, momento en el que las crisálidas darán cuenta de tu equipo.



Enorme juego de la saga, aunque no tenga la licencia del nombre. Echadle un ojo si podéis, no defrauda.

Y aún así el juego no es del todo difícil a no ser que te dé por jugar en dificultad imposible con Iron Man activado. Lo único que tienes que hacer es salvar tras cada turno en el que las cosas te salgan bien. Si te salen mal ya sea porque descubres a los enemigos con tu último soldado con movimientos (Cosa bastante habitual), o porque a un enemigo le sale un hipercrítico y revienta de un disparo a tu soldado con armadura goliath (Risas y ganas de destruir tu existencia cuando pasa eso), cargas partida y santas pascuas.

Conclusiones:

Xcom Enemy Unknown supone un fiasco. En mi caso, lo esperaba como agua de mayo pese a que en su día la demo en 360 me dejó un poco frio. El último juego que probé de la “saga” aunque no tenga la licencia fue el UFO Afterlight, el cual era un juego redondo en todos sus aspectos. XCOM EU esta simplificado hasta la nausea, y el combate es una partida de risk en la que tu habilidad no importa, solo los dados y la suerte.

En mi caso lo conseguí gratis, con lo cual no me duele especialmente, pero si habría sido así de haber tenido que pagar por él. Me han dicho que el Enemy Within es mucho mejor y arregla ciertos problemas del original. Otras personas me han dicho que Xenonauts es lo que XCOM EU debería haber sido y no fue. No sé si alguna de esas dos partes tienen o no razón. Solo se que XCOM EU es cuanto menos, una tremenda decepción

Nota: 4


AL FILO DEL MAÑANA (Edge of Tomorrow) ES LA POLLA EN VINAGRE (Análisis y Repaso Agresivo)



Y porque mi entrada de cine la tengo en un cajoncito, que si tuviese ganas la ponía aqui también.

… o como dicen en twitter, mejor que el follar.

Lo voy a dejar claro. Si te gustan las películas de ciencia ficción, de aventuras, o de acción y no has visto Al Filo del Mañana, no tienes perdón de Dios.

Y si eres de los que se quejan de que en Hollywood solo hay secuelas, remakes y nada original… y no has visto o no quieres ver esta sea por la razón que sea, te sugiero que de hoy en adelante, mires a tu izquierda o a la derecha, porque te has ganado una hostia a mano abierta.

Así que, antes de que te reafirmes en la gilipollez de odiar algo que no has visto, déjame darte un buen par de razones por las que has de ver esta película:

La historia es, original y muy buena. Tenemos la invasión alienígena que poco a poco y casi que sin esfuerzo se está merendando el planeta. Los humanos resisten como buenamente pueden hasta que una pequeña victoria da un foco de esperanza. En ese momento todas las naciones supervivientes acuerdan apostar el todo por el todo, y recuperar Europa (La cual está completamente sitiada) de las manos de los aliens.

¿La chicha? Tom Cruise es medio protagonista. Y no lo digo porque no salga mucho o poco, sino porque comparte protagonismo con Emily Blunt (Hablaré de ella abajo porque se merece un párrafo aparte)



En serio, NO OS IMAGINAIS lo que pasa segundos después. Y esto lo digo sin sarcasmo.

El personaje de Cruise, William Cage, es una mezcla entre creído y cobarde. Un señor que trabaja para el ejército pero que no tiene ni idea de cómo disparar un arma. Y no quiere ir a la guerra. Le aterra. Es de los que piensan que son superiores a los soldados. Y una parte de la película se mueve así. Y el arco argumental de su personaje es magnífico. Y lo mejor es que no se convierte al final en el “héroe americano que todos merecemos”, sino en un buen soldado, sin más.

Y quiero dejarlo claro. Y más, en esta película. Sacaos el puto palo del culo con vuestro odio sin fundamente a Tom Cruise. En serio. ¿Qué el tío cree en la cienciología? Bien, mi pregunta es la siguiente:

¿En qué COÑO afecta eso a la película?

En serio. Ya os lo digo yo. EN NADA. ¿Qué esta acomplejado por su altura? Pues, repito:

¿En qué COÑO afecta eso a la película?

EN NADA.

Es más, en esta película demuestra que es una persona muy humilde, que es capaz de echar a un lado su ego, para que una mujer le dé lecciones (A mi párrafo de debajo de Emily Blunt me remito)



Además de reventar aliens para desayunar, tiene una personalidad interesante. Mas mujeres como esta en el cine, por favor.

Sencillamente, puedo entender que un actor no te caiga en gracia. A mí me pasa con Nicolas Cage, pero eso no impide que disfrute con La Roca cada vez que la veo, por poner un ejemplo. Pero, bromas que pueda hacer con colegas aparte, no odio a Nicolas Cage. Es decir, a mí no me ha hecho nada malo o bueno. Así que, cuando una persona me dice que odia a un actor porque si, normalmente pasa a mi lista de “Eres gilipollas y encima te enorgulleces de ello”.

Y me descojono cuando los que han visto la película se ponen en plan “Oh, Tom Cruise no haciendo de macho man, que refrescante”… EEEEEM, SEÑORES, ¿Habéis visto Nacido el 4 de Julio, Tropic Thunder, Magnolia, Risky Business, Algunos Hombres buenos –en esta su personaje guarda ciertas similitudes con el de Al Filo del Mañana-,…? Decir que Cruise solo hace papeles de héroe es no tener ni puta idea de lo que se habla. Pero es cierto que en España, esto es deporte nacional.

El resto de secundarios son también muy buenos y recordables. Tanto Brendan Glesson (Que aquí no hace de malo, para variar) como Bill Paxton como el sargento Farrell, se te quedan con pocos diálogos.

Y aquí quiero hablar de Emily Blunt, alias Rita Vratasky. Y no voy a decir lo siguiente a la ligera:

Esta mujer está al lado de Sarah Connor y Ellen T. Ripley tranquilamente (Y recientemente la Emperatriz Furiosa de Mad Max).

Y no es porque sea una marimacho, un hombre en cuerpo de mujer o similares, o razones similares. Rita es un personaje fuerte. Un ser humano con dos ovarios y no un canto al feminismo, sino a la igualdad. O como una mujer fuerte e independiente ha de ser en el cine.

Porque en esta película, es el personaje de Tom Cruise quien necesita desesperadamente a Rita. No al revés. Ella le explica lo que le pasa. Ella le entrena en combate, le enseña tácticas. Y en todo momento, es ella la que lleva la batuta. Y por otro lado es obvio que ha de ser así ya que ella tiene más experiencia en combate que Cruise. Y hasta el final esto es así.

Y patea culos de aliens. Vaya si lo hace. No es solo que tenga puntería, sino que con su espada revienta otros tantos. Y ante todo, es humana. Dura como el hierro, porque es dura como el hierro. No es la típica mujer que en el fondo desea que un hombre rompa su coraza y la ame. Rita es un excelente soldado porque así es, ni más ni menos.

Y aquí quiero hacer un pequeño llamamiento, sobre todo a la humanidad en general, y a lo gilipollas que es. ¿Por qué digo esto? Pues porque durante AÑOS, tanto hombres como mujeres (Cada vez mas estas últimas) claman que no hay personajes femeninos fuertes, que si los hombres son útiles y las mujeres floreros que han de ser rescatadas… veamos, por ejemplo, una película como No hay Dos sin Tres, que fue vendida como Feminista y “Woman Empowering”, dobló en recaudación su presupuesto solo en los EEUU (cerca de 90 millones de dólares, cerca de 120 millones fuera de EEUU). Y si habéis visto algo de ella, sabréis que la película es de todo, menos feminista: Mujeres que solo hablan de que no pueden vivir sin los hombres y actuando de una forma cuanto menos estúpida.



Razones por las que la humanidad ha de morir, vol 1.

Al Filo del Mañana sacó 100 millones de dólares en EEUU (De los 170 millones que costó). EN cines le salvó la recaudación fuera de EEUU pero por poco, aunque tengo entendido que en DVD y Blu Ray vendió bastante.

Así que veamos: Comedia prefabricada que trata a las mujeres como objetos = éxito (Y desde luego que no son hombres el público objetivo). Película fresca, original y con personajes cojonudos, en especial un personaje femenino con fuerza y coraje, y todo un ejemplo a seguir = Casi fallo. Lo voy a decir claro:

No os podéis quejar de lo que se os da si sois de los que no apoyasteis Al Filo del Mañana. Esto es así. Yo la vi el día de salida en el cine, y la compre en BD el día de salida. La he visto un chorro de veces desde entonces y mi madre, que no es que sea muy aficionada al cine quiere verla una tercera vez.

Yo si puedo quejarme. Yo, y cualquiera que viese la película o que la haya apoyado económicamente, de que queremos más personajes como Rita Vratasky. Queremos más mujeres como ella en el cine, que nos hagan vibrar en la butaca, en vez de pensar “Hale, otra mujer florero mas, y van…”

Hablemos ahora de la acción. Esta increíblemente bien llevada. No hay cámara tembleque o “Shakycam”, y en todo momento te enteras de lo que está pasando. Asimismo el tema de poder retroceder un día en el tiempo podría ser algo aburrido al pensarlo, pero en la película lo usan como una forma de alivio cómico entre tanta seriedad. Esos momentos son oro puro, y de por sí solos constituyen una sólida razón por la que ver la película. Querría entrar en detalles pero sinceramente, si no la has visto, mereces llegar virgen a ellos.





¿Y los aliens? Pues amenazadores y letales. Rápidos y con una habilidad única de camuflarse con el entorno, no sabes de donde te puede venir el peligro. Y no hablamos de que la película se desarrolle por la noche, sino a plena luz el día. En todo momento sale el peligro de que nuestros héroes pueden morir (Y de hecho lo hacen bastantes veces) precisamente por ese elemento del enemigo.

El diseño una vez descubiertos, es metálico y agresivo, sin dar tiempo a que puedas admirarlos. Como ha de ser una verdadera amenaza.

Al Filo del Mañana es una película redonda. No le falta ni le sobra nada, y sinceramente, no hay manera de hacerla más perfecta. Es una película que si te gusta la ciencia ficción, la aventura o la acción no te deberías perder. Es un regalo a los amantes del cine.

Solo te digo, querido lector que si no la has visto, te estás haciendo un flaco favor. Necesitamos más joyas como esta.


En Defensa: Depredador 2 (Predator 2)





En no pocas ocasiones he visto a gente por internet despreciar o ningunear la 2º parte de esta irregular franquicia, que desde la 2º no ha tenido ningún producto destacable (Entretenido o no, es otra cosa) En mi opinión:

Alien Vs Predator 1 era decente. No era horrible, pero tampoco era un producto notable. Entretiene cuando la ves y no aburre, aunque tampoco se te queda en la cabeza al rato de terminar de verla.
Alien Vs Predator 2 es boñiga de buey putrefacta con extra de detritus. NADA se salva de esa bazofia maloliente
Predators (La 3º)… simplemente diré Adrien Brody como mercenario badass. [Pausa de un minuto para dejar asentar vuestras carcajadas] Eso, y un climax horripilante, al nivel de AvP 2.

Sin embargo la 2º de la franquicia, Depredador 2, es una más que digna secuela de la franquicia. Ya no es solo comparándola con las tres que han salido después de ella, simplemente a casi cualquier saga cinematográfica le encantaría tener una 2º parte con tanta calidad como esta.



Y tendría la segunda en Digibook si la hubiesen sacado en dicho formato… como odio tener dos formatos distintos en una misma saga.

Que conste que la primera para mí es un clásico atemporal. La he visto nosecuantas veces y la veré nosecuantas veces más en un futuro. Pero cuando hablamos de la 2º parte, no se me ocurre ponerla por encima de la 1º, pero tampoco por debajo. Pienso, que son cintas ciertamente distintas, y ambas tienen cosas diferentes que ofrecer, y ahí radica la gracia de la secuela. Y es que no se limita a calcar los momentos de la 1º parte y a cobrar el cheque, sino que se molesta en dar algo nuevo. Similar a lo que pasó con Aliens, de James Cameron.

Vamos por cachos:

La historia nos muestra a un depredador liándola parda en Los Ángeles, que podría ser perfectamente ambientada en la historia de Robocop, por lo crítico de las guerras crminales que vemos al inicio de la película. Al principio los policías que investigan los brutales crímenes, creerán que es obra de una sádica guerra de bandas, pero poco a poco se darán cuenta de que todo esto, es algo nuevo.

Una de las cosas buenas de la trama es que sabe que nosotros sabemos que es lo que pasa. Pero hace que ver a los detectives de la policía de Los Angeles resolviendo el misterio, sea interesante de ver. No solo con una fenomenal puesta en escena y ciertos elementos nuevos en la saga, sino con los personajes, que en solo 2 minutos se ganan nuestro más profundo cariño. Realmente, es lo importante en una película de slashers o de terror: Que los personajes te importen para así querer que sobrevivan, con lo cual empatizas con ellos.



Mike Harrigan, sus cojones y una Desert Eagle con Mirilla.

Hablando de esto, el casting es sobresaliente. Podrían haber tirado por lo fácil y encasquetarnos a Stallone, Van Damme o cualquier otro musculitos y otro par de secundarios mas con mas músculo que cerebro, pero optaron por poner a gente dura, pero diferente de la 1º película.

Tenemos a Maria Conchita Alonso jugando el papel de mujer dura (Y ya la veríamos en Perseguido de Arnold Schwarzenegger haciendo el papel de mujer badass a la fuerza) a Bill Paxton como el novato y Danny Glover como el duro detective jefe Harrigan. Sinceramente, es un papel que lo borda y le da un carisma acojonante a la saga. Lo siento por los haters de esta película, pero tanto Dutch (Schwarzenegger en la original) como Harrigan son igual de cojonudos.

Como secundarios tenemos a Ruben Blades (Y no anda buscando guayaba, chistaco), Adam Baldwin y al sempiterno Gary Busey que, sorprendentemente, está muy contenido en esta película. No tendremos salidas de tono o imitaciones del Nicolas Cage style.





Asimismo, los efectos especiales son de cine, al igual que la primera parte, pero añaden nuevas formas de matar por parte del Depredador. El disco dirigido o la red menguante, esta última auténticamente angustiante cuando te paras a pensar lo que conlleva morir así.

La película mantiene en general un buen nivel, pero es al final, en el climax, donde destaca. Si soy sincero creía complicado poder igualar el climax de la original. Pero aquí lo consiguen. Tenemos a Danny Glover, que consigue el disco del depredador y con él, alza la mano y consigue defenderse como puede del susodicho. Cuando las armas chocan cual duelo de espadas… recuerdo que hacía tiempo que no me levantaba de mi sillón queriendo que el protagonista de una película de este tipo ganase. Y el final… añade muchísimo a la mitología del depredador, y lo que es mas encomiable, sin una sola palabra o línea de diálogo.

Realmente no quiero decir más porque, sinceramente, quien no haya visto la película merece ver todo lo que le depara sin que por mi parte diga nada más.

Solo quiero concluir con que Depredador 2 no es, ni de lejos, inferior a la original. Ya le gustaría al 90% de sagas cinematográficas tener una 2º parte con tanta calidad.


Análisis y Repaso: To The Moon (PC)





Si, amigos, yo jugando a un juego indie cuasi desconocido. Y no, no es que se acabe el mundo. Recientemente, me compré un bundle por un juego llamado Magicka, para jugarlo con un amigo por Steam. Por 2’60 euros me vinieron 8 juegos además del Magicka, y este “To The Moon” estaba entre ellos. No había oído hablar nada de él nunca, pero me propuse esta semana salir de mi retiro de vicio de Terraria (400 horas que le llevo ya, maemia), y comenzar a, al menos, pasarme todos los juegos que tengo en Steam que no haya probado antes, y decidí empezar por el fondo de mi lista.

Admitiré que esta es posiblemente, la review mas difícil que voy a hacer en este blog ¿Qué porque? Porque este juego es una historia, y cualquier cosas del argumento que se me escape puede ser un spoiler como un barco de grande, de forma que no voy a detallar nada de la trama mas allá del punto de partida. Tiene mecánicas jugables muy simples, pero no es su punto fuerte. Lo es su increíble historia y guión, y una banda sonora que sinceramente, ha entrado en mi Top 10 personal de forma indiscutible. De forma que no voy a hacer esta review como la hago siempre, sino que voy a ir comentando partes del juego. Aquí no va a haber spoilers porque, sinceramente, este juego merece ir al susodicho sin saber solo lo básico de él.

Nos cuentan la historia de dos doctores/científicos/empleados de una empresa que se especializa en conceder recuerdos a moribundos mediante la implantación de los mismos en su memoria. Para ello, tienen que viajar por la memoria del paciente hasta su misma niñez e implantar ese deseo, de forma que la mente reconstruya la realidad haciendo que para la susodicha sea real.

El contrato es en teoría sencillo esta vez: John es un moribundo que quiere ir a la luna. No sabe porque, pero es su deseo. A partir de esto, nuestros dos protagonistas irán recorriendo su memoria, con tal de encontrar un punto en la niñez de John en la que poder implantarle el deseo de ser astronauta. Sencillo, ¿Verdad?

No diré nada más. Aquí no hay enemigos, no hay combates (Bueno, hay uno y es hilarante), solo hay recuerdos, a los que avanzaremos mediante puzles bastante sencillitos y exploración del mapeado, también bastante sencilla. No os equivoquéis. To The Moon es una aventura bastante sencilla y lineal, con 4 horas de duración en total (Sin contar dos descargables gratuitos) ¿Qué lo hace especial entonces? La historia y su banda sonora.

Seré honesto con los que me estéis leyendo. Tres veces rompí a llorar. Y cualquiera que haya jugado habrá hecho lo mismo, aunque os diga lo contrario. El juego es una montaña rusa de emociones, con momentos cómicos sorprendentemente bien ejecutados (En un momento triste o emotivamente alegre puede saltar una coña y hacerte reír) pero una gran carga emocional. Un recorrido por ambiciones, sueños rotos, recuerdos bonitos, recuerdos malos… cualquier persona se podrá ver reflejada en alguna de las partes de la vida de John. Pero lo más importante es la pregunta ¿De verdad sabemos lo que queremos?

Lo más importante es, que los personajes de este juego son, humanos. Aquí no vais a ver estereotipos baratos o hechos para la lágrima fácil, como podría ser y yéndome a ejemplos cinematográficos “El diario de Noah” o cualquier historia de Nicholas Sparks. John es una persona normal, y realmente no puedo decir nada más porque serían destripes criminales.





Asimismo, la banda sonora es puro oro. Tenemos unos temas a piano que sencillamente, son una delicia. Para muestra, mi novia oyó el tema principal un rato (Me quedé escuchándolo por primera vez en el menú bastante tiempo) y me preguntó cómo se llamaba el artista para buscar el disco, pensando que estaba escuchando música de cámara.

Los temas son totalmente adecuados para cada situación. Solo diré que en cuanto pueda, gastaré los 5 euros que cuesta comprarla en MP3. El autor se los ha ganado.

El juego está hecho con el RPG maker, pero aquí da muestras de la versatilidad de dicho programa, puesto que tira mas a ser una aventura gráfica de point & click, sin nada de elementos de rpg. Los gráficos son los del mismo programa, pero los diseños del mismo son resultones y bastante variados, de forma que no existe la monotonía. El juego también cuenta con algunas secuencias dibujadas. Como servidor es negado para dibujar, considero que son bastante decentes.

La parte jugable es bien simple, pero variada. En gran parte del juego tendremos que investigar por el escenario buscando momentos importantes de cada recuerdo para conseguir desbloquear un elemento que nos lleve más atrás en la memoria de John. Para desbloquear dicho elemento, tendremos que, una vez encontrados los 5 recuerdos importantes de dicho momento, recomponer con un sencillo puzle, el elemento. Otras partes de la historia conllevarán hablar con personajes, o investigar por el escenario, todo de forma muy linear.

Entonces, con 4 horas de duración y una Jugabilidad bastante sencilla, ¿Cómo es que lo recomiendo? Porque, sinceramente, la historia en total es oro puro. Hacía tiempo que un drama, una historia de sueños rotos y esperanzas no sacaba mis sentimientos a flote, de la forma que lo ha hecho esta pieza de software. Creedme cuando os digo, que el dinero que os cueste este juego será más bien poco en comparación con lo que os ofrecerá a nivel de emociones. Una película de este juego podría ser perfectamente una obra maestra sin mucho esfuerzo, por lo increíble de su trama, y sus personajes, y momentos que se te quedarán en la memoria.

Una obra maestra de la que el 90% de los dramas hechos en la historia, deberían aprender. Para mí, un clásico instantáneo.

Nota: 10





Análisis y Repaso: Distrito 13 Vs. Brick Mansions, o como no se ha de hacer un remake.



Original vs Remake.

Hace poco, mi prometida y yo hemos tenido el placer de disfrutar de una excelente película de acción llamada Distrito 13 (Como he ido repitiendo cual loro en mis últimas entradas). Producida por Luc Besson y dirigida por Pierre Morel (Director de la 1º película de Venganza –Taken en inglés-), ha sido toda una sorpresa.

Pierre Morel sabe cómo dirigir películas de acción y sabe cómo hacer que una película del género resulte interesante. A su vez, la película tiene un guión simple pero sólido y se toma su tiempo en presentarte el día a día de la Francia “futurista” en la que se ambienta. Las actuaciones son sobresalientes, y más cuando te das cuenta de que los protagonistas no son actores propiamente dichos, sino coordinadores de dobles en películas de acción, especialistas en motion capture… David Belle, que es uno de los dos, introdujo el parkour en Francia. Imaginad el nivel. Es una cinta sólida, divertida, bien hecha y redonda. Quiero señalar que se estrenó en 2004, y estamos a 2015 que es cuando la he visto por primera vez. Si, aguanta el tipo.

Tras ver la secuela, -Distrito 13 Ultimatum-, que es bastante estándar (No es mala, pero tampoco buena), me enteré de que se había hecho un remake de la original en 2014. Sinceramente, es la primera vez que pienso que un remake no es necesario. Y entonces pensé que quizá aportaría otro punto de vista a la franquicia, así que en compañía de mi prometida, vi la película. Y… por decirlo de una forma suave, menuda catástrofe. Preguntaré lo siguiente ¿Cómo puede ser, que una copia 1:1 en un 90% de la original, sea peor? ¿Y cómo puede ser que el 10% nuevo sean chorradas o cosas que no tienen puto sentido? Vayamos punto por punto para descubrirlo:

1) Los Actores:

En la original tenemos a Cyrill Raffaelli como Damian Tomaso, oficial de policía que no solo sigue el reglamento al pie de la letra, sino que cree en la justicia y hará lo que sea por llevarla a cabo. David Belle interpreta a Leito, un criminal de guante blanco al que no le gustan las drogas e inicia una guerra contra otro señor de la guerra de los que, sinceramente, no pueden dar más asco (No por escatológico, sino por los pocos escrúpulos que tiene). Los secundarios son todos memorables, desde el comentado jefe de la mafia hasta K2, pasando por la hermana de Leito que no pocas veces demuestra tener unos ovarios de acero (Personalmente, prefiero no soltar muchos más spoilers porque merece la pena verlo).

En el remake, el tristemente fallecido Paul Walker interpreta a Damian, esta vez apellidado Coller, el cual es idéntico al de la historia original, salvando el hecho de que a este personaje, su padre murió a manos del malo principal de la historia. Es decir, tenemos la típica y tópica subtrama de venganza que huele a refrito pakistaní. Y encima, te meten el giro de guión mas refritado aún de que el malo de la historia no tuvo nada que ver, sino que era un policia corrupto quien lo mató al final. Esto aparte de visto hasta en las etiquetas del gel de baño FA, es totalmente innecesario y no aporta nada. Porque, ya sabéis, al público no le basta que un policía sea honrado y quiera hacer cumplir la ley. No señor, hay que poner algo triste en su pasado porque sino la gente puede que no simpatice con él {/irony}.

David Belle vuelve interpretando a Leito, y mientras en la original se salía, en esta hace un papel bastante discreto, entre otras porque apenas comparte protagonismo con el personaje de Paul Walker. En la original los dos protagonistas tenían el mismo tiempo en pantalla, dándonos uno de los mejores dúos del cine de acción. Aquí todo parece un vehículo para el lucimiento de Paul Walker que no lo hace mal, pero el guión no da para más y poco puede hacer él para soportar el peso del mismo.

De los secundarios, ninguno se te queda en la mente a excepción del rapero de turno, RZA, que interpreta al mafioso de turno, y es por una incoherencia de cojones que ocurre al final de la película.



Parkour, Tiroteos y emocion a partes iguales Vs Tiroteos insipidos, diálogos de parvulario y dos saltos en toda la película.

2) Acción:

La original es, a falta de otra palabra más refinada, acojonante. Al ser los dos protagonistas expertos en coreografiar dobles, y uno de ellos fundador del parkour en Francia, uno ya sabe que no va a salir decepcionado. Y así es. Ninguno de los saltos que se ven en la película son falsos. Uno de esos saltos, literalmente, te acojona cuando te enteras de que fue real, es decir, de edificio a edificio, y te das cuenta de los cojones que le echa el señor Belle. Las peleas están muy bien filmadas y Cyril Raffaelli demuestra el porqué de que sea coordinador de dobles y coreografiador de peleas. Todo un espectáculo.

A su vez todo está bien dosificado entre acrobacias, ostias y diálogos. Todo está bien hecho de forma que nunca te satures de adrenalina, o te aburras por exceso de hablar.

Por desgracia, tenemos lo opuesto en Brick Mansions. Paul Walker obviamente no practicaba Parkour, y eso unido a que David Belle no le dejan lucirse tanto como debería, nos deja solo las secuencias de cuerpo a cuerpo y tiroteos de Paul Walker, que no están mal, pero tampoco destacan. Y mientras que en la original dejan claro que Damian es un atleta consumado, ágil, rápido y letal, en esta es un policía normal. Con lo que no tiene sentido que le asignen la misión de la trama de desactivar la bomba. En la original si lo tiene puesto que Tomaso es el mejor de los policías, pero en la de Walker, no.

Así que para tapar la falta de acción nos quedan los diálogos. Y estos aburren hasta las piedras. Y no por malos, sino porque lo alargan hasta el infinito. La original no tiene un guión de Shakespeare ni lo necesita. Argumento simple pero coherente y ya está. El remake intenta extender lo inextendible.



Todos en la imagen rezuman carisma vs ¿Carisma y Coherencia? ¿LOQUE?.

3) Guión:

Aquí voy a decir el que es el a mi juicio el único punto débil de la original: Se ambienta en 2013. Y si, eso puede ser un pequeño contratiempo. No tengo problemas con que una película futurista especifique el año, pero si vas a situarla en un futuro cercano, pon eso: “En un futuro cercano”. Lo digo porque, cuando se establece la película en nuestra realidad a pocos años de donde estemos, y llega la fecha que dice en la película y ves que eso no pasa, pierde un poco de “suspensión de incredulidad”. No es algo realmente grave, pero está ahí.

El guión de la primera se toma su tiempo para presentarnos a nuestros dos protagonistas. Uno es un criminal pero de los “buenos”, es decir, que no trafica con drogas o armas, que precisamente, por un mafioso y su intento de traficar en su área con droga, le declara una guerra de un solo hombre. Aquí vemos como Leito siempre va un paso por delante de sus enemigos, aunque al final del prólogo comete un fallo con el que no contaba (Ni él ni el espectador). Damian por otro lado se nos presenta como policía infiltrado que es de los que planean antes de lanzarse a la piscina, pero no es del todo inútil improvisando, aunque no le guste.

Establecido esto, llegamos al arco argumental de la película en sí, y es una bomba que en 24 horas hará explosión en el distrito 13. Damian es forzado a aceptar la misión de desactivarla, e intenta engañar a Leito haciéndole creer que es otro criminal para que le guíe por el distrito 13, pero este último no se lo traga y desde un primer momento se cosca de que es policía. Al poco de esto se darán cuenta de que separados no llegarán lejos y forjan una alianza sabiendo que aunque son de mundos distintos, pueden confiar el uno en el otro. Esto es un giro muy bueno, puesto que lo típico en estas películas es que el otro personaje se entere al final y de lugar al típico momento pelea. Pero aquí todos los personajes son inteligentes y para nada cascarones vacíos.

El remake hace lo mismo punto por punto, salvo que añade un personaje del bando de los malos (Una mujer negra) que sinceramente, para lo que hace, mejor que no la hubiesen puesto. Eso sí, esta película lejos de esto se marca un “¿Pero qué cojones?” de los que marcan época para mal:

El personaje de RZA, el mafioso maloso (Que no llega ni a 1/10 parte de la maldad del original) acaba volviéndose “bueno” en el sentido de que no mata a los protagonistas y les ayuda de repente (Cambio de conciencia porque si). Pero se prepara, tras parar la bomba, para presentarse a las elecciones de Brick Mansions. Y el personaje de Paul Walker, un policía que, recordemos, defiende el cumplir la ley, no solo lo apoya (A un mafioso que trafica con drogas y armas) sino que se deja sobornar por él con un coche para que le apoye en las elecciones. Y las encuestas lo ponen como favorito para ganar dichas elecciones.

ME CAGO EN VUESTROS PUTOS MUERTOS.



Carisma vs Anticarisma.

Que cuando lo pienso, no es tan raro. Aquí en España la gente sabe que los políticos a los que votan roban a dos manos y cometen crímenes a pares y les siguen votando, así que no es poco realista. El problema es que, aparte de lo enfermo de ese mensaje final, corrompe por completo la moraleja de la original.

Esta era “los criminales también son personas”, “no todos los que han incumplido la ley son monstruos” y la hipocresía de los que se creen por encima de los criminales. De hecho, hijoputas y héroes hay en ambos bandos y eso la original lo deja claro.

En el remake ese mensaje se pierde totalmente.

4) Conclusiones:

Brick Mansions es un remake no solo innecesario, sino totalmente irrespetuoso con el material original. Y lo peor es que el guión tanto de la original como del remake, es de las mismas personas, Luc Besson y Bibi Naceri. Yo, personalmente, quiero creer que en la ficha eso de guión quiere decir “original” y que el del remake lo han modificado otras personas, porque si no, no entiendo porque han hecho lo que han hecho.



Comerse la pantalla en la primera escena y acabar siendo grande vs Error 404 carisma e importarme un comino not found.

Tenemos las típicas americanadas malas de cliché (Policia con historia de venganza, disparo al bueno a cámara lenta de cara al final, etc) añadiendo tiroteos insípidos y pasa el protagonismo al personaje de Paul Walker, que no lo hace mal, pero siendo honestos, ningún actor podría haber hecho funcionar ese rol.

Y recomiendo ver ambas películas a todos los que os quejáis de los remakes, para que veáis que os quejáis por nada. Hasta el remake de Desafío Total de entrada, nos da algo diferente de la original (No está Marte por ningún lado así a primera vista) con lo cual, intenta ofrecer algo nuevo.

Un buen remake ha de coger la idea original y aportar situaciones completamente nuevas. Puede gustar más o menos que la original, pero al menos habrá hecho el esfuerzo de no copiar y pegar. Eso es precisamente lo que hace Brick Mansions. Copypaste 1:1 de la original, y las 3 cosas que pone son pequeñas, innecesarias y te hcen preguntarte a cada segundo “¿Y porque no pongo la original y me dejo de gilipolleces?”

Nota: Al final del remake, le dedican la película a Paul Walker. Todo un detalle. Irónicamente lo único que me gustó del remake.


Análisis y Repaso: Se7en





Si en mi anterior entrada quedaba satisfecho con la película analizada, en esta ya aviso que no tanto. Algunos pueden pensar que voy contracorriente por ir de guay, pero aparte de que no es así (Y quien me conozca, lo sabe), es lo que tiene que menciones cualquier película – la que sea-, y salga alguien comparándotela con la que él o ella considera que es la mejor del género (Y si le das coba te dirá esas gilipolleces de irrepetible, obra maestra y bla bla bla). Se7en es víctima de ese tipo de aficionado. Es esa película en la que de mencionar una película de su género (Thriller, asesino en serie, policiaco) ya te dirán los cuñadismos tipo “Bah, como Se7en ninguna” y demás lindezas.

Y ojo, que para esa persona puede serlo, como para otra distinta no. Pero cuando creas unas expectativas tan altas, te arriesgas a que la persona que no la ha visto se lleve una decepción. Dicho esto me pregunto lo siguiente:

¿Es Se7en una mala película? Ni de lejos.

¿Es una masterpiece atemporal? Ni de lejos.

En su salida, pudo ser (Y seguro que lo fue) todo un puñetazo sobre la mesa. Pero a día de hoy se queda en un thriller más, con alguna que otra imagen fuerte. Yo soy de los que opinan que lo atemporal, será atemporal siempre. Hay cosas que no envejecen y hay cosas que están viejas desde antes de que se creen siquiera. Esta película puso según tengo entendido ciertas cosas que no se habían hecho en cines aún. Pero con el tiempo, esos golpes de efecto acaban siendo perfeccionados irremediablemente. Es algo normal (Y afortunadamente pasa, el día que nos quedemos estancados, temblemos).

Llegados a este punto, lo que queda de la obra son los personajes, diálogos, historia y situaciones. Y siento decirlo, lo que ha quedado es normalito. Veamos, en mi opinión, que está mal y que está bien.



Kevin Spacey tras comer mermelada… ¿Que pasa? Él se la come así.

Lo bueno:

Kevin Spacey lo borda como asesino “putoloco”. Una frialdad en lo que hace que cuanto menos, asusta. Hasta cuando las cosas se le van de las manos, actúa fríamente.  Coherente con su papel hasta el final. Pero, sin quitarle mérito… ¡Es Kevin Spacey! Un tío que solo con mirar mal ya borda el papel de malo. Es como Jack Nicholson, son tíos que nacieron con ese aura de “soy el malo de la historia y lo sabes”. Pero repito, eso, ni mucho menos, le quita mérito a su actuación.

Las imágenes de los crímenes iniciales, incluso a día de hoy, dan grima de la buena. A mí, el de pereza me dejó mal sabor de boca. Pero el que se lleva la palma es el del “dildo metálico”. Es un crimen que no se “ve” ni falta que hace. Cuando se insinúa en lo que consiste, das gracias a Dios de que a David Fincher no se le ocurriese plasmarlo visualmente (O quizá sí, y no le dejaron). En cualquier caso, alivio.

La ambientación de ciudad decadente también está muy bien llevada. La suciedad del entorno va a juego con la visceralidad de los crímenes. Es algo que va con David Fincher y siempre es para bien su firma personal, la obsesión porque todo sea visualmente perfecto. La fotografía es una pasada.

Lo malo:

Diálogos malillos entre Freeman y Pitt. Los dos no hacen mal papel y cuando no tienen que hablar lo bordan. Pero en cuanto abren la boca sube el pan. Diálogos que intentan ser trascendentes, intentar meter al espectador el mensaje de que todo está perdido en el mundo… pero no está bien hecho y se quedan en nada, moralejas de garrafón (Soy viejo y he visto mucha maldad, no hope, etc…). Y estereotipos con patas. Freeman es el típico experimentado que siempre las acierta todas y Pitt el novato sabelotodo que siempre acaba en ridículo por la sabiduría de Morgan Freeman, porque es impulsivo y no piensa y “lomismodesiempre”.

De hecho, ese es uno de mis mayores problemas con la película. Mientras que los crímenes y el estilo visual de la cinta son asombrosos, no me trago en ningún momento la supuesta química entre los dos detectives protagonistas, y en consecuencia los diálogos entre ellos me suenan vacíos.



Si soy sincero, este momento me sacó una sonrisa.

Y sobre ellos mismos, hay puntos de la trama básicos que ni se molestan en explicar. El personaje de Morgan Freeman se retira en 7 dias, pero se queda, pero sí, pero no y cuando sí, no te dicen cuando se toma o se llega a esa decisión. Es algo que se deja en el aire.

Y los pocos secundarios son, nunca mejor dicho, secundarios. Tanto el jefe de policía que esta ahí para ser el típico jefe medio broncas, como la mujer de Pitt, que solo está en la historia como vehículo para catalizar el final.

Y casualmente, nada me dio más sentimientos encontrados que el final, y en varios niveles.

Para empezar, la gente se maravilla y asombra de que al final el personaje de Pitt matase al asesino. Conociendo al personaje, la sorpresa habría sido que no lo hiciese. En todo el metraje es el detective novato, es impulsivo, bocazas, violento como él solo y que siempre actúa antes de pensar. De forma que eso no es una sorpresa a poco que sepas sumar dos más dos. La sorpresa habría sido que no lo matase, sino que le diese el arma a Morgan Freeman y simplemente llorase la pérdida de su mujer. Pero ahí esta tras matarlo, en el coche con cara normalita. Vamos, que se ve que amor, no había. Una persona normal en esa situación (Mujer, felizmente casados, embarazada) no podría parar de llorar a moco tendido.

Luego, tengo problemas con los dos crímenes finales:

Por una parte, tenemos un criminal que fuerza a una persona a comer hasta que le revienten las entrañas, durante días. Una persona, que desangra a otra. Que ata a una persona a una cama un año entero y la desfigura. Que le raja una cara a una mujer a sangre fría. Que hace que otro hombre asesine a una mujer con un puñetero consolador de pinchos ¿Y cuál es su actuación final? Le corta la cabeza a una mujer. Para que su marido que es policía le dispare. Ah. Pues, que bien ¿Eh?



A poco que sepas sumar dos mas dos, esto no debería sorprenderte.

No me malinterpretéis. Sigue siendo un crimen asqueroso, como todos. Pero hablando del build up, o “in crescendo” de los crímenes en la historia, es como si en Star Wars, en vez de la estrella de la muerte, el enemigo  del final de la película a parar es un Tie Fighter, contra 22 cazas rebeldes. Algo anticlimático, visto lo que hemos visto antes.

Por otra parte, el asesino dice que se hablará de su obra durante años… y al final, ni hay fotógrafos o cámaras de prensa a donde van, ni hay una triste cámara, ni nadie más allá de la policía sabe lo que ha pasado. Como no sea en libros de estudio de la academia de criminología, no se a que se refería. Y esa es otra cosa, esperaba que al final alguien captase ese momento como parte del plan del asesino y ahí quedase si brillantez. Pero es como si al final hubiese decidido no esforzarse.

El final tiene el problema de no sobrevivir al hype que la misma historia te crea. Ves a alguien metódico pero brutal, y su último movimiento es el de un Jason o Freddy de garrafón, cuando antes de eso había sido brutal cuanto menos.

Luego tenemos los otros clichés del asesino que siempre va por delante de la policía a pesar de que casi siempre están a punto de pillarle, el asesino se deja coger para que veamos lo superior que es, etc.

En mi opinión, es una película que no está mal, y que posiblemente en su tiempo revolucionó el género. Pero no aguanta muy bien el paso del tiempo.

No es una mala película, y es recomendable su visionado. Pero, en mi opinión, está lejos de ser una obra maestra. Si nunca la has visto, mi consejo es que la tomes como una entretenida película de asesinos en serie. Es lo que es, ni mas, ni menos.


En Defensa: Robocop (Remake, 2014)





Recientemente, he visto el remake de Robocop. Le tenía ganas, puesto que lo poco que sabía de la cinta, incluyendo a su director, la fama y que había batallado hasta la extenuación con los productores para conseguir hacer lo que tenía en mente, tenía pinta de que no iba a ser tiempo perdido. Y así ha sido, tanto, que me ha gustado muchísimo más que la original de Verhoeven.

Dejemos una cosa clara: La original de Paul Verhoeven la vi hace un año de nuevo y salvo algunas escenas y detalles, no ha aguantado muy bien a mi juicio el paso del tiempo en algunos detalles. No hablo de los efectos especiales, bastante decentes hasta la aparición del ED, sino de ciertos conceptos y una estética quizá demasiado ochentera. El mismo Robocop era demasiado ortopédico y, realmente no me llegaba a impresionar o a dar sensación de superioridad. La crítica ácida a la sociedad americana estaba bastante bien, y el momento sin censura de la “muerte” de Murphy al principio es bastante crudo, pero algunos diálogos y situaciones están algo anticuados. No era una cinta mala, pero tampoco me pareció una obra maestra.

Y aquí llega el remake. Mi pensamiento es “Oye, que si alguien mira esta historia desde otra perspectiva, quiza esta premisa me aporte algo diferente a lo que hizo la original”. Y así ha sido. Tiene algún que otro “pero”, pero a mi ver es superior a la original en muchos aspectos.

Antes de que nadie se tire a mi cuello, voy a explicar mi postura frente a un remake (O frente a lo que sea hablando de ocio). Si me interesa lo veo. Si no, pues no. El mismo remake de Desafío total, por mencionar otro título –de Paul Verhoeven además- no lo he visto, y dudo aunque no es imposible, que lo vea en un futuro. ¿Por qué? Porque no me interesa. El original de Verhoeven con Schwarzenegger me encanta, y me parece perfecto, y no estoy muy interesado en verlo desde otro prisma por propia iniciativa. Pero no hace daño que haya otra versión en el mercado. Y si alguien viene y me dice que le parece mejor el remake con Colin Farrel, leeré o escucharé lo que tenga que decir, porque ni esa persona ni yo tenemos la verdad absoluta y siempre se puede aprender algo más escuchando opiniones ajenas siempre que sea desde el respeto.

Tras esta parrafada, vamos con la película:



Los ED esta vez si que imponen.

La historia nos relata el día a día de Alex Murphy, un policía en una Los Ángeles futurista desbordada por el crimen, que tiene a policías corruptos en su interior para sazonar las cosas. Un día se acerca a quien no debe, y acaban poniéndole una bomba en el coche, que le acaba explotando en las narices. Milagrosamente sobrevive (Si a eso se le puede llamar sobrevivir) y su mujer, presionada ante el hecho de perder a su marido, accede a meter a Alex en el programa experimental Robocop, un cyborg hecho para defender la ley.

La película gira en torno a la idea de “¿Qué pasaría si en el mundo real, esto fuera posible?”. Es decir, que una persona con familia, amigos, trabajo, de repente pierde un 80% del cuerpo y es transformada en un robot. Realmente el impacto sería devastador para todos los implicados. La mujer de Alex da lo mejor de sí como actriz y nos hace ver el dolor que le supone ver como su marido es lo que es, y el miedo a que sea algo diferente. A diferencia del original, que nos quitaba de en medio a la familia con una excusa barata, esta película nos deja a su mujer e hijo para que empaticemos con Murphy y sepamos mejor el dolor que conlleva ser lo que es en ese momento.

Pero no solo se queda ahí. Esa pregunta que tanto nos gusta ver en una película, la de “¿Qué hace al hombre ser lo que es?”, se implementa en el filme de forma totalmente natural. Vemos como a Alex Murphy le dan la ilusión del control para que sea más eficiente como policía, pero sus sentimientos de cara a lo que ocurrió en el pasado y a como se sintió su familia en el momento de su pérdida, son suficientes para que su fuerza de voluntad se imponga a su programación, consiguiendo que el hombre venza a la máquina. Como bien dice el personaje de Gary Oldman “El elemento humano siempre estará presente”.

Ah, y quien dice que esta no tiene momentos impactantes, que se vaya a chupar farolas. El momento en el que Oldman le revela a Alex Murphy lo que queda de su cuerpo, es fuerte con mayúsculas. Y no necesita de sangre o violencia, todo lo contrario, se nos muestra en un entorno clínicamente limpio, lo cual contrasta con la visceralidad del momento. Cuando Murphy lo ve, somos conscientes de ese sentimiento de claustrofobia y fatalidad que le entra y es que francamente, ¿Quién querría vivir sabiendo lo poco que le queda de su cuerpo original? Cuando le vemos (Literal y metafóricamente) tragando saliva, a poco que seamos humanos nos quedamos helados, y es el claro ejemplo de que no hace falta sangre para impresionar. Entre eso, y el momento en el que ve el pasado y a su familia sufrir, esta película impacta de otra forma para bien.

La historia no se limita a ser un copia/pega de la original. Esta tiene muchas sorpresas y elementos que huyen de los clichés del género. Mi favorito es cuando en el final, la esposa de Murphy y su hijo están junto a los malos, pero no los usan de rehenes en ningún momento. La misma película juega con tus expectativas  poniéndote esas situaciones para que pienses “Ah, ahora pasa lo típico y…” pero te sorprende porque pasa algo diferente.

Y los papeles se han invertido. Donde en la original hay críticas a la sociedad americana, aquí las dagas van contra las corporaciones y los mass media. De otra forma, quienes dijeron que aquí no hay crítica están tan ciegos como los que en su día de salida dijeron que la original no tenía críticas (Es sumamente irónico que esto haya pasado con ambas cintas). Aquí se trata los pocos escrúpulos que tiene una corporación con tal de ganar dinero por donde sea. Y encima ahí esta Michael Keaton como mandamás de la corporación para que eso no nos parezca mal debido a su arrollador carisma. Solo al final nos damos cuenta del monstruo que ha sido todo el metraje, lo cual dice mucho de lo que pasa en la vida real.

A su vez, los medios de comunicación tiran para donde recibe dinero, con Samuel L. Jackson personificando ese mal. En cierto sentido faltaba un “¿Desea saber más?” al estilo Starship Troopers cada vez que salía, para que la gente que critica la falta de crítica en la película lo pillara y dijera “Ahhh”. Y por si no quedaba claro, cuando se hace un “debate” entre el presidente de Omnicorp y el Senador en contra de Robocop, cortan a este último de forma descarada cuando va a presentar sus argumentos.

Y por fin veo a un Robocop que impone. Este corre, salta, se anticipa a los movimientos del enemigo y usa todo lo que tiene a su favor. En esto Padilha hace uso de los efectos especiales para mostrarnos en tiempo real como va a reaccionar robocop y lo que él ve, para meternos en su piel y realmente, si yo fuera un criminal tendría miedo. En esta de hecho acaba siendo tan eficiente que el crimen empieza a reducirse brutalmente debido al miedo de los malhechores de ser cazados por Robocop (Me recordó a El Caballero Oscuro de Nolan en ese aspecto). También se añaden dosis de realismo con Robocop necesitando transfusiones de plasma cada día para que no se atrofie y pudra lo poco orgánico que le queda.

El crimen a su vez, es más realista y no tan desatado como en la original. No se trata de violaciones o saqueos o robos a mano armada a plena luz del día (Que también), sino que en esta película vemos cosas más serias como tráfico de armas –muy bestias, de las que solo debería tener el ejercito-, trafico de drogas, etc… y siempre a escondidas.



Quien diga que este momento no le impactó, miente. O no es humano. O tiene la sensibilidad de un Cyborg.

También se trata la corrupción policial, teniendo a dos agentes que venden a Murphy con tal de mantener su nómina de uno de los señores de la guerra de la ciudad.

Las actuaciones son casi perfectas. Y digo casi, porque quien más me chirria, es precisamente el protagonista, Joel Kinnaman. No entrando a compararlo con Peter Weller (Ahí no hay color, Weller es superior), sino centrándonos en su actuación, es demasiado blanda, salvando el tramo final de la película. Supongo que trataba de ser bastante impersonal, pero cuando debería no serlo y sacar algo de emociones, se queda a medio gas. No es horrible, pero si canta. El resto del elenco esta excepcional, Desde Oldman, que añade otro papelón a su carrera, Michael Keaton como mandamás de Omnicorp, y Abbie Cornish como Clara Murphy, la cual lo clava en cada fotograma que sale. Todos se toman en serio sus papeles como deben y eso se nota.

Acción hay la justa, y eso me ha sorprendido. Me esperaba una ensalada de tiros, pero sorprendentemente la película ofrece todo en dosis controladas, para que no te saturen ni las partes de historia, ni las de acción. Todo está ensamblado con maestría.

Tenemos hasta guiños a la original, con el traje que iba a ser el de Robocop, pero que Keaton acaba cambiando para hacerlo más amenazador (A mi parecer, funciona), aunque al final acaba con el traje de Robocop clásico de cara a una hipotética secuela (No os preocupéis, la historia es autoconclusiva)

Robocop, es un más que digno remake que puede mirar con la cabeza bien alta, ya que ha salido en mi opinión, una más que digna cinta del personaje. No se limita a ser acción sin más, o a copiar 100% a la original, sino que lo pone todo desde otra perspectiva y se molesta en crear nuevas situaciones. Guste o no, ojalá todos los remakes pudieran decir esto mismo. EL único problema de esta cinta es, precisamente, ser un remake.



Mola mucho este rediseño, aunque la armadura en negro no esta nada mal.

Lo que no sería problema, si la gente a la que no le interesa no la viera. Es lo normal. A mí no me gustan los Morancos, ergo no los veo y ya está. Pero la gente, va a ver la película, y se queja porque no es la original. Gente… ¡Si quiero ver la original, me pongo la original! Agradeced que se os cuente algo nuevo. Que puede gustar más o menos, pero yo no quiero una copia 1:1 y a correr.

Por poner un ejemplo de esto:

Distrito 13, es una película que adoro. Dirigida por Pierre Morel, es un peliculón de acción y Parkour con una historia interesante y bien llevada protagonizada por Cyril Raffaelli y David Belle. Brick Mansions es su remake protagonizado por Paul Walker y David Belle. Es un 90% copia exacta del original y lo nuevo da puta vergüenza ajena (Ya haré entrada comparativa). Cuando veo un remake o adaptación, espero algo diferente. Para ver el original, me pongo el original.

Una gran película infravalorada, a la que el tiempo pondrá en su sitio. Eso es lo que humildemente pienso de RoboCop de 2014.