Análisis y Repaso: Gears of War (Por Morgennes)

 

Hoy voy a hablar y criticar uno de los juuegos que más hype y rumores ha suscitado en todo el recorrido que lleva Xbox 360, y quizá uno de los más comentados a nivel general. El juego que hoy saco a la palestra es Gears of War, un shooter en 3ª persona que aterrizó un año después en la blanquita de Microsoft y que fue un anticipo de que el potencial gráfico de Xbox no tiene nada que envidiar al de PS3 (no pretendo que esto suene a fanboy, no quiero crear malos rollos).

Con un abultado presupuesto y con un reconocido estudio, Epic, creador de obras del calibre de Unreal entre otras tantas salió a la luz GoW. El motor Unreal Engine desarrollado en exclusiva por Epic dejaba patente su poderío, y aentaba una base comercial y tecnológica que ha hecho que este motor gráfico sea uno de los más solicitados actualmente. GOW sorpendió a propios y extraños por su aspecto visual, su online y su personalidad, aunque no todo es oro lo que reluce, y en mi opinión GOW no deja de ser otro shooter más, dopado gráficamente pero que no aporta nada nuevo ni lo reinventa, y eso en mi opinión supone una dura lacra para todo shooter que se precie.

Empezaremos por la historia. La energía es un bien muy escaso en la tierra, los gobiernos y facciones se pelean en encarnizadas luchas por el control de las últimas fuentes de energía y abastecimiento, sumiendo a la Tierra en un caos.

Es por ello por lo que la humanidad decide migrar a nuevos planetas en pos de hallar nueva energía, llegando al plantea Sera y sobrexplotando sus recursos. Con el tiempo Sera carecerá de los mismos, todo parecerá perdido cuando un grupo de investigación dirigido por la doctora Cooper halla un extraño material, Inmulsión, el cual supondrá una nueva e importantísima fuente de energía.

Pronto llegarán los enfrentamientos por esa fuente, denominada la Guerra del Péndulo, los humanos se pelean por el codicioso objeto hasta que llega el día conocio como Día de Emergencia. De las profundidades del planeta empiezan a surgir feroces extraterrestres que que declararán la guerra a los humanos e intentarán arrasar cualquier forma de vida del planeta Sera por mantener su sagrado planeta limpio. Esta facción recibe el nomnbre de Locust, y se basa en una sociedad muy jerarquizada por rangos, con una creencia religiosa muy arraigada y dirigida por una serie de líderes, entre ellos Raam, comandante principal de los Locust y nuestro peor enemigo.

Con la humanidad al borde del abismo, y siendo el CGO (Coalición de Gobiernos Unidos) la única resistencia restante, encarnaremos el papel de Marcus Fenix, una leyenda viviente curtida en el combate pero encerrada en una prisón por supuesta traición. Seremos salvados por nuestro antiguo compañero, Dominic Santiago, y ese será el punto de inicio de nuestra partida.

Nuestros primeros compases en GOW resultan algo caóticos hasta que nos hacemos con los controles. Estos serán muy básicos, gatillo derecho para disparar, botón superior derecho recargar, aunque con un sistema denominado recarga óptima, la cual nos permitirá cargar en poco tiempo si pulsamos en un momento determinado. En el pad seleccionaresmo nuestras armas, con la B golpearemos y la A será el botón principal, el cual servirá para interactuar con el escenario o cubrirnos.

Lo primero que nos llama la atención de GOW son indudablemente sus gráficos, muy detallados y con unos decorados muy logrados. Ciudades destruidas, campamentos, fábricas, bosques y los efectos metereológicos como la lluvia nos dejrán muy satisfechos en líneas generales, una delicia visual que aumenta en su versión de Pc. La ambientación apocalíptica, los escenarios derruidos y efectos de luz son cuanto menos impresionantes. aunque personalmente no me guste el estilo gráfico que luce. Pero como ya he comentado, no todo es oro lo que reluce y gráficamente el juego peca de diversos fallos.

Lo primero, uno de los principales defectos de este Unreal Engine, el tiempo de carga de texturas, durante los vídeos introductorios o los compases iniciales de una misión las texturas no estarán, tardando en cargarse en un tiempo relativamente corto, aunque en ocasiones se exceda o queden cosas sin cargar. Un defectillo molesto que se podría haber solucionado, aunque nada que nos entorpezca seriamente.

Otro defecto son algunos bugs que presenta, véase atravesar compañeros, o que los mismos se teletransporten de manera mágica a nuestra posición, a veces me he quedado "pegado literalmente a un objeto" teniendo que cargar el punto de control, algunas situaciones anómalas con el motor de físicas, aunque en líneas generales se comporte de buena manera.

Y uno de los principales fallos son la escasa destructividad e interacción con los escenarios, los cuales no se destruyen salvo que sea expresamente necesario "por guión" (Enfrentamientos contra un Berseker, helicópteros..) un defecto que resta inmersión al juego.

La ambientación está bien lograda, aunque tampoco sea algo tremendo como se nos vendía, los entornos de ciudad nos dejarán con sensación de deja vu si es que podemos sentirla con la escasa duración del juego, al igual que con las cavernas, clónicas todas ellas, siendo el mejor mapa con diferencia la fábrica de energía.

Respecto al diseño de personajes, una de cal y otra de arena, nuestros aliados parecerán sacados de un mitin de culturismo, supersoldados aderezados con esteroides en cantidades industriales, y contarán con una historia personal muy poco desarrollada, aunque gocen de cierto carisma.

Y sobre los enemigos, más de lo mismo, muy bien diseñados en algunos aspectos, las armaduras, físico, personajes (guarias theron, berseker, Brumak..) un catálogo decente de enemigos corriendo los tiempos que corren.

Y adentrándonos en la historia de GOW, simplemente decepcionante. Espero y deseo que en la 2º entrega profundicen un poco, porque la primera de no leer artículos o reportajes te enteras más bien poco de la historia, muy poco aprovechada, mal narrada a través de misiones sencillas y sin complicaciones, que parece ser la tónica general en todos los shooter clónicos que están proliferando, aunque dentro de lo que cabe son notables respecto a otros títulos, con enfrentamientos durillos aunque ni mucho menos difíciles, y objetivos a cumplir básicos aunque camuflados con potentes tiroteos y algún enemigo un poco gordo.

Sin embargo, la historia es inexistente, desaprovechada, y aunque la original sea normalita, se podría haber invertido un mayor esfuerzo a la hora de profundizar en la misma. Esperemos que con la novela se logre creer un mundo más amplio, y que su secuela profundice en este apartado.

En el terreno jugable GOW es otro shooter más, dispara y cúbrete mientras tu salud se cura por arte de magia. La munición abunda, las armas también, nunca pasaremos escasez. El sistema de cobertura es una novedad plausible, por lo menos no es un mata mata sin sentido como los COD, donde la cobertura te la inventas tú. En modos difíciles resulta un reto alentador, aunque no puede evitar caer en cierta repetición. Siempre hay que ir de A a B, matando a nidos y agujeros, o colocar una bomba en B e ir al punto de extracción A, aderezado con unos combates simplones, y que en ocasiones aburren, salvando algunos buenos momentos y jefazos por así decirlo.

La IA enemiga es inexistente en los modos fáciles, y la de nuestros aliados es básica, se cubren , hacen que disparan y de vez en cuando se lucen matando a algún Locust. En niveles superiores la cosa cambia, la IA enemiga es buena, te flanquean, retienen y mantienen ocupado para luego remartarte, aunque si la comparamos con enemigos como los del FEAR o Halo en sus mayores dificultades (por no mencionar la endiablada dificultad de los juegos clásicos hoy olvidada) se queda en una nimiedad.

La duración del título es muy escasa, 6 horas en modos sencillos, y en Elevada unas 7 u 8, si a eso le añadimos una historia poco explotada y simple, una IA buena pero mejorable, un desarrollo repetitivo y en ocasiones aburrido, una jugabilidad cuya única virtud es el sistema de cobertura y ya y por último un catálogo de armas escaso cuyas principales bazas se usan poco, dan como resultado un juego lineal, en ocasiones aburrido, muy simplón con un argumento hueco y otros defectos. He de decir que GOW me decepcionó, te puede entrar por los ojos, pero te sientes engañado a los pocos minutos.

Y respecto al online, reconozco que es sobresaliente, aunque no me enganchó, demasiado vacío en cuanto a personajes, con cuelgues y lag en muchas ocasiones, y un modo de jugar que no sedujo. El porque es muy sencillo, su descompensación y la ventaja que te otorga tener una buena conexión. Aquí, buena conexión y escopeta, muerte segura, hagas lo que hagas. Un fallo muy criticado, y que esperemos se subsane.

En definitiva, GOW es un shooter más, con añadidos importantes (Gráficos, diseño, y sistema de coberturas decente) que le hacen sobresalir del relleno y degeneramiento sufrido por unos de los géneros que más me gustó en su tiempo (ahora, salvo muy raras excepciones, no hay nada decente), lo único destacable ha sido Halo (lo que siento por él es emocional, objetivamente no es gran cosa, puro Hype) FEAR, The Darkness, Bioshock y una lista un poco más larga. Hay métodos que no nos favprecen, como el tema de la salud, la linealidad, las historias como mero pretexto, la mayor importancia que se le está dando al online en vez de su vertiente en Campaña y una serie de cosas que han degenerado esta clase de juegos.

Como es una entrada especial, me mojaré con mi valoración, a GOW le pondría un un 8, reconozco la labor en ALGUNOS de sus apartados y que destaca entre la multitud, por eso le otorgo esa misma puntuación.

Podéis decir que quizá sea un exagerado, que critico pequeñas cosas y que mi análisis esté descompensado, pero GOW es un shooter camuflado, uno más de la ya extensa lista. Gráficamente pudo sorprender y sigue manteniendo un gran nivel actualmente, pero tras su fachada gráfica y su buen trabajo de diseño se esconde un shooter más. Potenciado por novedades interesantes que le diferencian del resto y que le otorgan un notable, como el sistema de cobertura, algunas armas un tanto espectaculares, fases emocionantes y situaciones increíbles, pero se reducen a pequeñas cantidades muy poco aprovechadas, que de haberse sabido explotar hubiesen mejorado el resultado final.

¿ Es Gow un mal juego ? NO ¿ Es Gow el rey de Xbox y baluarte del género, un camino a seguir ? Rotundamente NO ¿ Es Gow un shooter clónico más ? Sí y no, por un lado tiene una personalidad muy marcada y diferenciada por su absorvente atmósfera y ambientación, por otro lado tiene una historia mal desarrollada y toma elementos y graves defectos de los que hacen gala los juegos actuales, y por otro lado tiene aspectos positivos poco desarrollados. En conjunto es un juego notable, con personalidad y entretenido, pero nada más, no es el rey del género, no es una perla en bruto, tiene más de Hype que de verdad.

Un saludo y gracias a Logan por ofrecerme soporte para publicar esto. Espero que os haya gustado este breve análisis ^^

(Este análisis se ha realizado sin probar ni experimentar el GoW 2, para evitar comparaciones he preferido centrarme en mi experiencia con el primero, aparcando mis impresiones sobre su 2º parte )


Una excelente colaboración Morgennes ^_^ (Tuve que sustituir algunas imágenes porque no se veían, espero que puedas perdonarme). Lo cierto es que muchos amigos que lo han podido jugar (Yo solo he podido a cachos) me han dicho que es un juego enfocado al online y que la campaña parece que este para hacer bulto.
 
Hay mucha gente que dice que GoW2 supera mucho a GoW, yo lo que sé, es que me gusta un juego por las emociones que me hace vivir en solitario, y sobre todo por su adicción. Si GoW esta orientado al multi mas que al modo Campaña pues no creo que sea de mi agrado.
 
¡Saludos!