Análisis y Repaso: Rainbow Six Lockdown (PC)





Si tuviese que ponerle un subtítulo al artículo sería el de “menos mal que no lo compré en su momento cuando valía 20 con el añadido del peligro de starforce”. No porque sea un juego malo, pero tampoco bueno.

Que conste que el que escribe es fan de la saga Rainbow Six y es el que criticó en gran medida la implementación de escudos recargables en el Rainbow Six Vegas (para después afirmar que la implementación había sido buena) En parte los primeros Rainbow Six nunca fueron realistas, en el sentido de que un asalto por un grupo de élite suele durar como mucho 1 minuto y exagero, además de que la puntería y demás se exageraba para mal en caso de solo andar un poco agachados (Y con esto, incluyo al 1º, Rogue Spear y su expansión Black Arrow, Raven Shield y sus expansiones Athenea Sword y Iron Wrath -gratuita esta última, regalo de la compañía de videojuegos de Tom Clancy Red Storm Entertainment a sus fans antes de desaparecer engullida en Ubisoft-)

Lockdown fue el último proyecto de la extinta Red Storm Entertainment y el que se suponía el puente no para casualizar el juego, sino para atraer un nuevo título de público y de paso dar a los fans habituales de la saga algo que siempre habían pedido: Una historia en condiciones y mas sobre el equipo de Rainbow y uno de sus líderes, Chavez Ding.

El material previo al lanzamiento del juego prometía: Comics de las operaciones del Team Rainbow, un trailer que daba a los fans (Entre los que me incluyo) la esperanza de al fin ver historia en un Rainbow Six que nos hiciese empatizar con la misma… y llegó el lanzamiento y el starforce echó mis ilusiones por tierra (Nada que tenga Starforce toca mi PC, regla de oro de Logankeller) y en consolas el precio del juego era prohibitivo (60 euros la versión de Xbox, la única consola que tenía) así que decidí esperar, porque la esperanza es lo último que se pierde y hace una semana compré la revista Micromanía porque traína una versión del juego sin online, pero a la vez sin starforce. He aquí mis impresiones

Historia:

 





 

El punto de partida va en que hay un grupo terrorista muy bien entrenado y armado que posee el virus Legion, que mata al instante y se disuelve con la misma rapidez. Es menester del equipo Rainbow el poner fin a sus fechorías afrontando el hecho de que esta vez, les igualan en preparación.

Francamente, me esperaba más. Y es que después del trailer de Ubisoft uno pensaba que iba a vivir mínimo un thriller militar en el que confraternizaría con sus subordinados y conocería más de la historia de Ding. “Meeec” error. El juego da incluso un paso atrás con respecto a Rainbow Six 3: los debriefings son aún más cortos que antes y eso es lo que tienes. Ni cutscenes, ni diálogos entre personajes… nada de nada. Y eso se extiende al resto del juego. Es mas, tenemos en una fase a una sobrina de nuestro jefe de inteligencia secuestrada y ni eso sirve para darle un toque de tensión al juego.

Decepcionante.

Gráficos:

Si soy sincero, el Rainbow Six 3 esta más cuidado y mejor optimizado que este Lockdown. Tiene mas detalles gráficos y los escenarios están más detallados. Por el contrario en Lockdown todo es más simple que el mecanismo de un botijo, y sufriremos de ralentizaciones en sitios donde no hay absolutamente nada delante de nosotros mientras que cuando estemos delante de algo detallado irá como la seda.

 





 

El modelado de los aliados esta muy bien, pero el de los enemigos da pena. Y de las animaciones mejor ni hablamos…

Lo que si esta muy bien son la recreación de las armas y los efectos de luces que aunque no son sobresalientes, no están mal puestos.

Sonido/FX:

El doblaje al castellano (Como era de esperar por parte de Ubisoft) esta bastante bien aunque no destaca en nada (Y a ser sinceros ni tiene momentos en los que destacar) pero es un detalle a agradecer.

 





 

La música solo se deja ver cuando acabamos una misión y en el menú. La del menú no esta mal (Es una versión rockanrolera de la del menú del 3) pero es un apartado que ni fu ni fa como se puede ver

Los FX por su parte son muy buenos y constituyen uno de los puntos más fuertes del juego, con las armas representadas acústicamente de forma realista, amén del ruido del entorno, etc.

Jugabilidad:

Lo dejaré claro para los puristas de la saga: Lockdown no es un juego que vayas a aprobar si vas buscando lo que te dio anteriormente la saga Rainbow Six. El juego es ahora un Shooter táctico en el sentido más estricto de la palabra. Olvídate de largas planificaciones de asalto, lo único que se mantiene es el elegir equipo, y a favor hay que decir que hay menos armamento principal que en otras entregas, pero más equilibrado, y con nuevas opciones en armamento secundario y utensilios.

Comenzamos eligiendo el modo de juego. En el caso de la campaña un breve debriefing nos dirá lo que ha pasado en dicho momento y lo que tenemos que hacer. Dicho esto, pasamos a elegir el equipo de los personajes, el cual solo se puede elegir armamento/utensilios nuestros y de los compañeros y el color del camuflaje (No podemos elegir el nivel de blindaje, es siempre el mismo para todos). De todos modos estos dos pasos (El debriefing de la misión el elegir equipo) nos los podemos saltar dando directamente a iniciar misión y que el juego lo elija todo por nosotros.

La pantalla de carga muestra el mapa en el que estaremos moviéndonos al jugar, pero no hace falta ni memorizárselo ya que el juego es lineal como él solo, lo cual ni es del todo malo ni del todo bueno.

 





 

En harina tenemos el hud que nos muestra lo típico de todo los FPS, la munición activa y restante, granadas, estado del equipo, actitud, su posición (Siguiéndonos o esperando órdenes) y el sistema de vida, de tres barras de vida, en donde si perdemos una no la recuperaremos hasta la siguiente misión. Este sistema que a priori puede parecer interesante, alguna vez juega a cosas raras, recibiendo varios impactos y manteniéndose como estaba al principio, o bien recibiendo un solo tiro que nos manda a la tumba estando la vida a tope.

Los controles son bastante intuitivos y en menos que canta un gallo nos habremos hecho al manejo de Chavez Ding y de sus hombres. Mencionar que el juego simplifica bastante las órdenes a aliados, pero lejos de ser algo malo me parece todo un acierto (Y para como esta planteado el juego mas complejidad sobraría)

La IA enemiga hace aguas en mas de una ocasión, pero a favor nuestro. En ocasiones los ves mirándote pero no se deciden a disparar hasta que pasan dos o tres segundos, lo cual si no somos lentorros nos da pie a darles jarabe de balas. La IA amiga, a veces se une a la fiesta de las tonterías, porque recibiendo fuego se quedan como si nada hasta que los matan, en vez de agacharse y defenderse o cubrirse. Si los derriban, los recuperaremos en las misiones siguientes, así que no hay que preocuparse si “mueren” más allá de tener que afrontar la misión en ese momento con un efectivo menos.

Aparte del modo campaña tenemos otros modos, aparte de los multijugador: La Caza del Terrorista con IA amiga o en solitario, y las misiones como lobo solitario (Sin equipo) y además el nivel de dificultad “real” en el cual todo se torna mas complicado lo que asegura rejugabilidad en cierto sentido.

 





 

Conclusiones:

¿Y porque digo “en cierto sentido”? Pues porque Lockdown solo gustará a los mas acérrimos de la saga Rainbow Six, y dentro de esto, a los que sientan simpatía por el equipo Rainbow, mas que a los que busquen realismo (Por retos, el juego solo en difícil es un reto interesante). Igualmente es un buen juego para iniciarse en los shooters tácticos ya que es accesible para todo tipo de jugadores. Y en base a que al jugador le guste el juego, es cuando decidirá si invierte mas tiempo en él o por el contrario lo desinstala. A mí personalmente el juego ni me gusta ni me deja de gustar, simplemente lo uso para pasar el rato.

Aún así, el juego decepciona al principio, y aunque al medida que vamos pasando fases nos abandona esa decepción, no la sustituye algo mas. Uno se pasa las fases por inercia, y no piensa “lo que habría dado de si esto con más meses de programación” o “esta mal planteado”. Irónicamente Lockdown es un juego “completo” al que no le falta nada, pero precisamente por eso se convierte en un ejemplo de que no por eso es un juego malo o juego bueno. De hecho me abstendré por esta vez de darle una nota numérica, porque no sabría que ponerle. Ni es un mal juego, ni es un buen juego. Es un juego “psche” que solo recomiendo a las personas arriba citadas, y que no se esperen como prometieron desde Ubisoft “una historia al nivel del equipo de Chavez Ding”