Regreso al pasado: Dragon Ball Z y su fidelidad

Dragón Ball Z una de las series más famosas de la historia del manga y el anime ha sido llevada al terreno de los fighting games en multiples ocasiones. Actualmente gozamos de juegos anuales de la saga que recrean con mucha fidelidad el espiritu de la serie pero no siempre ha sido así. Veamos un poco como empezó todo:

Banpresto comenzó sacando juegos versus en arcade con estilo 1 vs 1 tipo Street Fighter II (es decir, imitando mecanicas de Hadouken y demás). Sin embargo, y debido a que el mismo año Super Famicom consiguió una versión muy conseguida de la serie, estos juegos quedaron relegados al mercado arcade nipón y unos pocos salones en nuestro país. Graficamente, eso si, eran muy superiores.

En 1993 nace para la Super Famicon uno de los juegos que más exito tiene en nuestro país incluso antes de salir en versión pal. Dragon Ball Z Super Butooden suponia la mejor aproximación de Dragon Ball Z en el terreno de la lucha aportando ataques especiales calcados a los de la serie, una plantilla de personajes interesante (Goku, Gohan, Cell, Freeza, Piccolo, Vejita, Trunks, A-16, A-18 y A-20).

El principal problema a la hora de recrear los combates del anime es como permitir a los personajes recorrer grandes distancias, volar y demás sin reducir los sprites de forma exagerada para aparentar la distancia. Para ello se usa la spilt screen que consiste en una barra que separa la pantalla tanto horizontal como verticalmente y que separa a ambos personajes sin que se note en la pantalla. Con este sistema se consigue también recrear los kamehames y demás ataques espectaculares de la serie de forma acertada con animaciones espectaculares que nos permite incluso devolverlas.

Debido al exito del juego un año después Bandai lanza la segunda entrega ofreciendo un apartado grafico renovado, nuevos personajes (Cell jr, Broly, Boujack y Zangwa sustituyendo a los tres androides y Freeza), modos de juego y un aumento considerable de la espectacularidad de los super ataques. La mejora era tanta que fue un nuevo exito propiciando nuevos entregas.

Así un año después sale Super Butooden 3, con el mismo número de personajes (10) aunque con novedades como Buu, Darbura o Kaioh Shin, aspecto grafico renovado de nuevo y más pulido. Sin embargo las técnicas, mecanicas y el sistema de spilt screen se mantiene lo cual es positivo en general debido al exito de la formula pero, por otro, los jugadores se van volviendo más exigentes y quieren un nuevo sistema que refleje aún mejor el espiritu de la saga.

En 1994 la Sega Megadrive cuenta con su propia versión del juego muy similar a la segunda entrega de Super Famicom pero con más personajes (algunos exclusivos) aunque, en definitiva, el sistema de juego es el mismo. De la misma manera en 1996 Bandai lanzá Dragon Ball Z Hyper dimension que pone de manifiesto el decaer del sistema y de la saga ofreciendo eso si, ofreciendo un aspecto grafico nuevo y la desaparición del spilt screen. No obstante el sistema es el mismo con el inconveniente no subsanado de que los super ataques deben efectuarse a corta distancia.

La formula siguió explotandose en la nuevas generaciones (ya sin spilt screen) con titulos como Shin Butooden o Ultimate battle 22, pero no fue hasta 2002 cuando la franquicia se revoluciona con la saga Budokai. Budokai ofrece un nuevo sistema de lucha (1 vs 1) más completo y eficaz que en Super Butooden que resuelve mejor el problema de los supers ataques a corta distancia además de ofrecer un aspecto grafico más fiel a la serie.

El exito de la formula es tal que cuenta con tres secuelas siendo la última infinite world. Cada una ofrece más personajes (llegando a más de 100 con transformaciones), mecanicas nuevas de lucha que igualan la espectacularidad a la serie de anime. Muchos consideran esta serie la más parecida al anime (entre los que me encuentro), no obstante, la formula se quema de nuevo con multiples entregas con pocas variaciones entre ellas.

De la misma manera surge una nueva serie, Tenkaichi, que cambia por completo la forma de jugar ofreciendo una perspectiva en tercera persona que nos permite movernos por escenarios enormes incluso sin ver la posición del enemigo con movimientos en 360ª que, en apariencia, supone la más fiel forma de recrear los combates del anime. Sin embargo el sistema de juego es más simple que en la serie Budokai reduciendose los combates a combos basicos predefinidos e inercambios de ataques supers. La serie ha visto tres secuelas más aumentando los personajes pero con la misma base jugable y simplicidad de mecanicas.

Visto esto, ¿que juego ha conseguido capturar mejor la esencia de la serie?. En mi opinión es Budokai, no obstante Dragon Ball Z es una serie de muy dificil, sino imposible, recreación en un videojuego. Muchos han sido los intentos y a cada uno les gustará más un estilo que otro. Desgraciadamente la saga está estancada de nuevo en un sistema y mecanicas ya obsoletos y el futuro no es nada claro.