Equilibrium: Una perla poco difundida

 

 

Dirección y guión: Kurt Wimmer.

País: USA.

Año: 2002.

Duración: 107 min.

Interpretación: Christian Bale (John Preston), Emily Watson (Mary O’Brien), Taye Diggs (Brandt), Dominic Purcell (Seamus), Sean Bean (Partridge), Christian Kahrmann (Oficial), John Keogh (Químico), Sean Pertwee (Padre), William Fichtner (Jurgen), Angus MacFadyen (Dupont).
Producción: Jan de Bont y Lucas Foster.
Música: Klaus Badelt.

Fotografía: Dion Beebe.

Montaje: Tom Rolf y William Yeh.

Diseño de producción: Wolf Kroeger.

Dirección artística: Erik Olson y Justin Warburton-Brown.

Vestuario: Joseph A. Porro.


Christian Bale (Preston)

Emily Watson (Mary)

Taye Diggs (Brandt)

Sean Bean (Partridge)

Angus MacFadyen


Tenía muchas ganas de hablar sobre esta pequeña perla que no llegó a las pantallas españolas. Personalmente, Equilibrium supuso una muy grata sorpresa, me esperaba un pseudo producto comercial con el único fin de ganar dinero, con las 4 escenas de acción y la típica historia del futuro de relleno.

Y cometí un error al pensar en eso. Lo 1º, porque el señor Bale es el protagonista de la historia, y no puedo sino afirmar que este señor es un actorazo como la copa de un pino, aunque muchos discrepéis respecto a mi opinión. No os quedrá más remedio que verla en VOS, y asi podréis apreciar el que para mí es ya uno de mis predilectos (a la altura del magnánimo Lewis, del sorprendente Pitt, del sólido Norton, del inigualable Depp, y otros tantos…)

Lo 2º, por su historia, soy un amante de la buena Sci-fi, puede que la historia de Equilibrium ya haya sido revisada en multitud de obras literarias y cinéfilas (Fahrenheit…) pero hay algo en esta obra que la hace únic, quizá sean sus increíbles coreografías, sus pulidas y sorprendentes escenas de acción, sus punzantes y concisos diálogos y un largo etc. Pero lo más importante, es que Equilibrium tiene un algo que la hizo destacar.

Pero empecemos por el principio, la historia y/o trama. Se nos sitúa en el siglo XXI, la humanidad intenta resurgir de sus cenizas tras una devastadora 3º Guerra Mundial. Pero desde la conclusión de esta gran guerra, ya nada será lo mismo. El hombre tomará conciencia de si mismo, y se percatarán de que su propia naturaleza les está autodestruyendo, y empezará una era de opresión.

Los efectos de este conlicto son inmediatos, sólo habrá un Gobierno en toda la Tierra, dirigido por un líder autoritario y opresor, conocido como Padre. La capital de este régimen será Libria, una ciudad de perfecta arquitectura y protuberantes edificios gubernamentales que inspiran pavor y respeto.

La base de la nueva humanidad es la ausencia de todo emoción. La emoción es el desencadenante del odio, la ira y la ambición, el desencadenante de la autodestrucción humana. Por ello, cada ciudadano de Libria no debe sentir emoción agluna, o será "procesado" para su posterior incineración en los hornos de la ciudad. Pero tras esta sociedad perfecta se esconden los rebeldes a la causa del Padre, los cuales moran en un submundo, ocultándose de la tiranía opresiva del Líder. Pero los denominados "rebeldes" están contra las cuerdas, las obras de arte, el arte del ser humano está siendo destruido y quemado, pues tanto la música, como la pintura dan lugar a la emoción, y las obras que con tanto anhelo guardan son procesadas y destruidas con el fin de no crear revueltas y mantener a la sociedad en su estado de sumisión.

Para acallar a las masas y mantenerlas dóciles, todo ciudadano de Libria debe inyectarse una pequeña dosis diaria la cual suprime cualquier rastro de emoción, esta sustancia es el instrumento principal de opresión sobre el pueblo, la cual debe de obtenerse en los centros de Equilibrium.

Pero el brazo de este Gobierno es el órgano de Policía, el cual actúa de forma brutal e impía con los rebeldes, y se encargan de erradicar cualquier esto de arte o cualquier objeto que desentone con la armonía preestablecida de los hogares de Libria.
Al frente de este órgano policial están los Clérigos, miembros de élite del Patriarca, entrenados para suprimir revueltas y eliminar cualquier resto de emoción de la Tierra, ya sea en forma de disco musical o en forma de libro.Los Clérigos están duramente entrenados en el arte del Gun Kata, una demoledora arte marcial basada en el dominio de la pistola como arma definitiva de matar.

El protagonista de la película será Preston, el más habilidoso y talentoso Clérigo de Padre, su mejor hombre, culmen de la perfección social que anhela el tirano.

Con este interesante argumento inicial arranca Equilibrium, una perla en forma de Sci-fi que guarda evidentes paralelismos con libros como 1984, Un mundo feliz de Huxley, o en términos cinéfilos con Gattaca, Fahrenheit, V de Vendetta y otras tantas. Lo primero que destaca de la película es su cuidada estética futurista. Libir a es una ciudad enorme, una metrópolis inabarcable de simétricos edificios que reflejan una sociedad ¿perfecta? y perfectamente jerarquizada.

La ambientación es notable, y tampoco requiere de un alto nivel de imaginación, pues la época en la que se centra la historia sería más bien la actual, por lo tanto no estamos hablando de un futuro relativamente lejano. Aún así cabe destacar el contraste entre Libria y los parajes desolados por la guerra, al igual que la lograda atmósfera de "sociedad perfecta" que se puede apreciar en la vestimenta de los ciudadanos, en la idéntica forma de pensar y actuar de todo y cada uno de ellos, y otra larga de serie de cosas que logran que Equilibrium entre por los ojos por su lograda ambientación.

La trama es uno de los puntos fuertes de la historia, y es que se necesitan de más películas de este tipo, una acertada mezcla de Sci-fi con acción, demostrando que no es necesario caer en las masivas batallas de Star Wars ni tener que alcanzar el grado de profundidad de Blade Runner o 2001 para crear una película de corte ficticio entretenida y para todos los públicos. Y es que EQ no pretende ser una reflexión profunda sobre la tiranía ni la sociedad, pretende entretener al espectador a la par que despliega una trama sobresaliente por momentos con un final con moraleja obvia, lo cual no la convierte en una película mala, sino todo lo contrario.

El argumento que se desarrolla en torno a las 2 horas no decae en ningún momento, al igual que la diversión. Toda la película fluye de manera muy sincronizada, y no hay lugar para mirar el reloj salvo en una ocasión contada. Las peleas son espectaculares, el Gun Kata resulta un arte marcial espectacular, y basta con verlo en acción en la primera escena fuerte para darse cuenta de que la película promete acción de la buena.

Y es que en las luchas entra en acción una de las peculiaridades que hacen de Equilibrium una experiencia distinta al resto de productos, y es su forma de llevar las luchas. Ya no sólo por la increíble coreografía con la que Bale nos delita, sino por el apartado de efctos que la acompañan, por ejemplo esos ruidos de movimiento cuando dispara ( al principio de la peli, cuando entra en el cuarto oscuro e intercala esos ruidos que usualmente se emplena como recurso cómico) o cuando golpea, los efectos de sonido e imagen son cuanto menos curiosos, y logran en conjunto escenas de tiroteos y acción que a nivel personal me han resultado más espectaculares y divertidas que la de la sobrevalorada saga Matrix.

Es cierto que podemos contar dichas escenas con una mano, pero la "adrenalina", intensidad y diversión de las mismas te dejan sentado y sorprendido, sin caer en los tecnicismo ni las explosiones brutales de Misión Imposible o 007 Equilibrium consigue un "equilibrio" entre increñibles escenas de acción y trama profunda y sugerente que ya quisieran tener para si mismas muchas de las consideradas "grandes" del género.

Como he apuntado, la película no decae en momento alguno, y cuando no son sus notables escenas de acción brilla el argumento. Y para ello destaco lo primero la actuación de los intérpretes, pero sobretodo la de Bale. Su grado de sincronización con el personaje es apabullante, y la profundidad que logra transmitir durante la metamorfosis de Preston hace ganar enteros a la película. Una actuación impecable que deja momentos memorables, y que Bale sobrelleva fabulosamente, al igual que sus compañeros de reparto.

Pero aparte de las actuaciones entra en juego los diálogos, los cuales son el punto álgido del film. Desde las transmisiones televisivas o desde altavoces, con sus discursos elitistas y de sumisión, hasta las hirientes y profundas verdades que hacen despertar a Preston, pasando por las conversaciones con su hijo y superiores, confieren en definitiva una historia profunda y rica en sensaciones, con ritmo trepidante y una historia bien marcada y desarrollada. Equlibrium es una increíble mezcla entre acción superficial y una historia lo suficientemente interesante e inmersiva para que servidor se lo haya pasado en grande con la misma.

Podría seguir enumerando las bondades de la misma, con sus toques "frikis" y numerosas influencias (las cuales ya he enumerado) pero tengo que mencionar la BSO, la cual no difiere del sobresaliente conjunto de la película. Canciones con fuerte ritmo, entremezcladas con las escenas más emotivas crean una armonía casi perfecta.

En definitiva, Equilibrium es una enorme película, por sus escenas de acción antológicas y divertidas, sus sólidas actuaciones (Bale espectacular), su lograda y currada ambientación e influencias bien plasmadas y su sugerente banda sonora. Por no hablar de su historia, que pese a tener algún tópico típico del género, logra desmarcarse y ofrecernos un argumento sólido, fresco y momentos y diálogos simplemente geniales.

Por ello, tanto si eres amante de las películas de acción del chuache, como amante del cine independiente o fan de las historias profundas preferiblemente de Sci-fi como yo, Equilibrium no te va a decepcionar, pues toma referencias de multitud de cosas y crea una experiencia muy entretenida y sorprendente.


(Vídeos con Spoilers, distintas escenas)


Hasta aquí la crítica de hoy. Posiblemente a lo largo de la semana y antes de mi reincorporación definitiva (volveré a actualizar con frecuencia al fin X-D) os dejé entradas con algunos de los mejores escritos de  Sci-fi y alguna entradilla musical…

Un saludo y gracias por visitar Terminus