Eternal Fight: Heart vs Brain

    

 

¿Somos dueños de nuestros actos? ¿Elegimos nuestro destino? ¿Elegimos siquiera nuestro camino?         

Algunas religiones creen que tenemos libre albedrío. Esto es, la capacidad de decidir lo que queremos y lo que no queremos hacer. Pero, ¿sómos realmente libres?

Desde mi punto de vista, hay dentro de nosotros dos fuerzas que luchan por tomar el mando de nuestro cuerpo. El corazón y el cerebro: Sentimiento vs lógica. Intuición vs razonamiento. Impulso vs juicio.

                                

Nos creemos que dirigimos nuestra vida. Que pilotamos nuestro cuerpo. Que nuestras manos, piernas, brazos, pies, ojos, órganos están a nuestras órdenes y tenemos pleno control sobre ellos. Y esto es casi cierto. Pero, ¿qué pasa con el corazón? Y no me refiero al órgano que bombea sangre por nuestras arterias. Si no a allá de dónde quiera que surjan nuestros sentimientos.

Sé lo que estareis pensando, que los sentimientos también se generan en el cerebro. Sí pero, ¿porqué, muchas veces entran en conflicto con nuestro razonamiento? ¿Alguien no ha tenido una discusión mental consigo mismo? Dos "voces" en nuestra cabeza que nos intentan dirigir en direcciones distintas. ¿Qué ocurre? Si yo sé que debo hacer esto, que es lo más lógico y práctico, ¿porqué, sin embargo, quiero hacer esto otro, arriesgado y quizá inútil?

 

El corazón, o los sentimientos como querais llamarlo, va por libre. Por mucho que nuestro cerebro nos diga que eso que estamos sintiendo en un determinado momento no nos conviene, que no es lo mejor, el corazón no va a cambiar de idea. Él es libre como un niño. No está atado por los prejuicios que sí condicionan nuestra mente. O, ¿acaso creeis que se puede censurar el amor? ¿Porqué, en ocasiones, nos sentimos culpables de nuestros sentimientos? Nosotros no podemos elegir lo que sentimos. La lucha se prevé encarnizada. ¿Por quién tomarás partido?

                                     

 

"Nuestra razón no tiene cobertura en nuestro corazón".