Romper la tensión

              Es un beso lento, lento y largo; es lo que tiene un beso de reconciliación, sigue y lo único que notas mientras es un sentimiento reconfortante, es placentero y relajante. Y creía yo que contra cualquier augurio que se me ocurriese, sonreírme era de los últimos que me podía esperar, ese gesto de acércate.
      Ese pensamiento fugaz, en el que justo antes de acercarte piensas…
 
Quiere que la bese, me sonríe, si… no me lo creo, joder gracias.
 
              Entonces cierras los ojos y te olvidas de la gente que te rodea; recoge tu cara por debajo de la barbilla con los dedos, rozándote sutilmente.
 
              Quisiera haber hecho lo que habría de hacer en su momento, poder arreglar los errores, y puede que la respuesta sea preguntarse si todo esto esta saliendo bien, pero cuando empiezas algo que has hecho ya muchas veces crees que será como la última, pero esta es especial, hoy lo recuerdas todo mejor, lo sientes con mas intensidad, hoy crees en el amor y recuerdas otra vez porque estas con ella, y no se te ocurre si quiera abrir los ojos, ni tampoco separarte porque hoy no hay prisa por despedirse ni mucho menos se repite el mismo beso de siempre, porque hoy es un beso lento, lento y largo… que te sabe a poco.

815 pasos

      Camino preocupado por el trayecto, preguntas de cómo si ningún imprevisto 
dificultara mi llegada llaman a la puerta.
 
Al salir de casa ya solo 815 pasos me separan de mi destino, se ve al comenzar si se observa a la ladera visible de la montaña que Belcebú mantiene una reunión en un claro del bosque, pero una luz intensa es lo único que puedo ver, de un tono azafranado atrae casi pudiera decir mi olfato curioso, no obstante es en dirección opuesta por donde mi senda da comienzo.
 
      163 pasos después, en la primera curva, un espejo convexo que de ayuda sirve a conductores preocupados no cumple mas allá que deformar mi figura desfilando ante su presencia, esta zona quedaba inundada por la lóbrega noche donde intermitentes farolas dispersas por el trayecto guían mis pasos como si un camino de luciérnagas me lleva.
     235 pasos al pasar el espejo, una pradera, en el exterior de la segunda y mas amplia curva petrifica mi ágil imaginación, en la esquina directamente paralela a mi costado uno de los faroles ilumina unos metros que fácil puedo distinguir, aunque mas allá se comienza a extraviarse, a medida que crece, se diluye mas en las tinieblas.
      Por la parte interior de la curva solo dos elementos a destacar mencionaré, una casa, hace ya tiempo abandonada por la finada propietaria, y un laberinto espigado ya devastado por la presente época estival. En el presente andar sobre mi testa alejado de lo que uno se imaginaría poder ver en noche como hoy, es un fundido negro al centro con escarlata a su borde la estampa visible que adorna la travesía.
    A 187 pasos camino al borde de una alfombra de cepas deshilachadas que a distinto nivel resisten las inclemencias del temporal. En la tercera y penúltima curva, a mitad de camino en la misma, luces lejanas de por detrás de los árboles parpadeaban de forma espontánea estimulando mis pupilas.
    Entonces ya solo una curva y 230 pasos me distanciaban de mi llegada, donde me esperaba paciente cubierta con vestir oscura la parca. Sin nerviosismo propio del momento seguía mi andadura hacia un final conocido, me observaba detenidamente intentando reconocer mi expresión de atemorizada verdad, un desprecio por mi parte recibió, y sin mas dilación ni espera se 
puso firme contra mi sombría figura, alzó en pos de lucha su guadaña en mano firme, y en un violento zarandear de justicia mi alma rebosante de pena se arrodillaba ante su mueca inapropiada.

Lento con gran espressione

        

 
 
 
  
       Me imagino en medio de un inmenso salón oscuro donde toco un gran piano de cola, vestido de gala al acabar una actuación, un foco encendido me ilumina en la penumbra, y aquí estoy intentando recordar la dulzura de sus besos, recostado en un sillón mientras entono un canto de amor.
       Un amor ilógico por la vida, amor por una vida que me arrebata lo que mas amo, siento un deseo incontrolable de deformar la realidad, un sueño donde lo que me rodea se mueve, un movimiento sometido al compás de mi baile sensual con las teclas, unas caricias que resuenan a gloria.
       Podría resumirlo en la perfección lógica, pero para poder disfrutar realmente hay que desgranar las piezas, hay que disfrutar cada nota que se acerca, es un plato para un paladar refinado, un gusto por la magnífica mezcla de rítmica tranquilidad, de sonora paz. Un paladar de gustos varios, que soporta los contrastes, un stretto de imaginería.
       Hay que bailar con alegría en la travesía, remontar el vuelo con el repiquetear de los saltos en momentos felices, y llorar con delicadeza, incluso en estos momentos lo hacemos con inusitada belleza ritardando el tempo, un andante majestuoso, se va con orgullo.
       Hace sonar sus últimas palabras antes de morirse y dejar tras de si un recuerdo para la eternidad.

Nocturno Op. 9 nº 1

     

 
       En esa sala vacía estoy en la intimidad que quiero, la misma sala en la que cientos de veces había asistido sin antes haber reparado en lo grande que era cuando estaba vacía.
        Y yo sentado en el centro, el punto a donde todas las miradas irían, evoco el lírico sonido de las teclas,  recuerdo una de esas melodías que nos acompaña toda la vida, muere en las paredes un primer nocturno de un maestro eterno. 
        Comienza una pieza de libertad rítmica que toco con los ojos cerrados por miedo de que lo que vea no sea tan bello como lo que escucho, y así es como unas lágrimas caen de dolor, dolor por que se que jamás experimentare de nuevo la sensación de la primera vez que la escuche. 
        Está compuesta para una mujer hoy invisible, no encuentro ni logro a conocer de que ninguna aprecie esta obra, excepto ella. Me mira con ojos atónitos, ni si quiera me conoce pero me observa como si lo hiciese de toda la vida, ni yo se quien es, ahora simplemente forma parte de la armónica, bella y dócil obra. 
        Se acerca con movimiento tenue, triste, casi melancólico temor hasta donde estoy sentado. Hoy doy forma a esta audición personal, por su piel de expresión afable, de creciente asombro, cuando alcanza un punto virtuoso, espléndido, el clímax eriza todos los minúsculos pelos de mi cuerpo, es un viaje oscuro, un tratado duro pero increíblemente vivaz, se relegan las últimas notas en un final tranquilo, todo acaba como comenzó, sentado en el centro de la sala vacía, a donde todas las miradas se dirigen…

Origen de depresión

       Podría hablar sobre la gente que se instruye en el arte de la crítica. Sobre la vieja costumbre que supone una hiriente ofensa, de palabra y cara acompasada con la falsa verdad, y sin embargo me resulta inútil llevar acabo una cruzada que no puedo ver ganada.
 
       Están creídas y convencidas las personas del poder, porque rigen y manejan en vida ajena, porque esgrimen con destreza su sable de dolor. Y veo que mas un superficial rasguño, es dañado sentimiento interno, que se mantiene sereno en apariencia externa como queriendo guardar para si las penas.
 
       La depresión es estigma de defensa, es miedo en mi alma. Aletargado el deseo, y arrebatado mi espíritu no ansiaba otra cosa más que resguardarme, huir de manera cobarde de los problemas.
 
       Veía la marea, alrededor todo se anegaba y creía aún, infeliz ignorante del libre albedrío, del azar y el rumbo de mis acciones que saldría a flote; como renacido ante dios retado sentía el transcurso de la fantasía.
       Es en mi interior. He ahondado a estado de percatado desliz, sabiendo aún que podría rezar, queriendo salvar lo que resta de añoranza en mi, me siento incapaz, imposible, simplemente depresivo.
 
       Muere el descanso, y vive un final. Se acaba mi reposo y perdura mi alma justiciera. Resucitado como fénix de sus cenizas vuelvo eternamente en la vida que resta, en un cínico ambiente, en el que es reinante la mentira y con el engaño por delante que es su única verdad camino cabizbajo por miedo al contagio por contacto.

DUELO 2 RONDA: Solid_Caim VS Erik Adams.

 

 

En primer lugar,  un hombre de pocas palabras, pero de gatillo rápido… Por ahora solo a acabado con un cacho de roca… pero ya tiene un nuevo objetivo…

 

 

Su presa, o quizás el cazador…

Un loco psicótico con el único fin de aplastar y destruir a cualquiera que se le ponga por delante, si hace falta te estampará su bajo en la cabeza.

 

 Dejó un testamento en caso de fallecimiento que reza:

»Videojuegos caseros gratuitos, relatos de todos los estilos, paranoias sin sentido, análisis de juegos que nadie analiza, heavy metal en todas sus variantes… Todo eso y mas en "El blog de ErikAdams" bajo la atenta mirada censora de nuestro amo el todopoderoso "Señor Rosa". ¿Necesitas mas razones? Pásate por el blog y descubre tus propias razones… Seguro que las encuentras.»

Recordad que teneis hasta el jueves 10, para votar, hasta las 23:00 

DUELO: urisan23 vs. Heichohirou

Bueno, ninguno de nuestros dos primeros participantes contará con ayuda, ya que ninguno ha enviado las 6 lineas correspondientes.

Así que todo queda en manos de los votantes, pero antes procedamos a presentar a los concursantes:

En una esquina, con 26.542 visitas y sorprendentemente solo 15 entrada desde hace casi 3 años, el mitólogo, el del humor raro, el del nombre mas raro aún…

Heihachirou!!!!

 Yyy en la otra esquina con 12.932 visitas y 24 entradas, el tinerfeño estudiante de informática, el recadero de la mafia, un hombre al que solo una cosa le gusta mas que matar y es hacerlo con una recortada en el portal de su casa repleta de zombies!!

Urisan23!!!!

 Redordad que teneis hasta el Lunes, a las 23:00 se cierran las votaciones.