Cambio de actividad y dibujo de Sergio Aragonés de un Barco

Nota: Actualizado para ampliación de imágenes. 

No había publicado una entrada hasta hoy porque mi jefe me dijo que me cambiaba de área, y empiezo este Lunes, pero lo más curioso es que casi al mismo tiempo recibí el siguiente dibujo que me gané en Ebay, y que parecería coincidencia por mi “partida” (cambio de actividad):

dib aragonés
Dibujo de Sergio Aragonés en "Incurably Mad"


Lo más curioso es que me interesé en este dibujo por estar relacionado con un proyecto que se viene cocinando desde hace ya algún tiempo para migrar el centro de cómputo de ciudad, y como ha estado muy accidentado este proyecto, el dibujo se me hizo similar a lo que estábamos pasando.

El artista, del que tengo más dibujos, es Sergio Aragonés, y el dibujo apareció originalmente en uno de los 16 libros de bolsillo que ha publicado, “Incurably Mad”, editado por Albert Feldstein en 1977:

Incurably Mad
Portada de Incurably Mad


Respecto al autor, se dice que Sergio Aragonés es actualmente el caricaturista más rápido del mundo; además es el más premiado, habiendo ganado todos los premios en este campo, incluidos  el premio Reuben de la Sociedad Nacional de Caricaturistas y el premio del Salón de la Fama de Will Eisner.

Nació el 6 de septiembre de 1937, en Castellón, España (¿alguien sabe de este lugar?) y se nacionalizó mexicano, viviendo actualmente en Ojai, California, USA, siendo más conocido por dibujar pequeños chistes en los márgenes de la revista MAD:

Sergio Aragonés
Sergio Aragonés

Aragonés dejó España siendo un bebé, debido a la Guerra Civil y se estableció en México, donde transcurrió casi toda su vida. Hizo sus primeras actividades profesionales en 1954, aunque continuó estudiando Arquitectura en la Universidad de México, actividad que combinaba con la pantomima (estudiando bajo la dirección del célebre director y mimo Alejandro Jodorowsky). En 1962, Aragonés se fue a Estados Unidos, donde reside hasta hoy. Aragonés siempre fue un apasionado del arte, desde su infancia temprana. Una anécdota cuenta que en una ocasión sus padres lo dejaron solo en un cuarto con una caja de lápices de pintar, y cuando éstos volvieron, Sergio había cubierto todas las paredes con cientos de dibujos.

Aragonés cuenta que llegó a la ciudad de Nueva York en 1963 con sólo $20 dólares y su portafolio de dibujos. Luego de laborar en varios lugares alrededor de la ciudad, se dirigió a las oficinas de la Revista MAD en la Avenida Madison, esperando poder vender algo de su obra. Como no hablaba mucho inglés, preguntó por el único otro caricaturista de MAD que sabía que hablaba español, el cubano Antonio Prohias, creador de la famosa tira cómica Spy vs. Spy. Aragonés esperaba que Prohias le pudiera servir de traductor con los editores de la revista, pero Prohias hablaba todavía menos inglés que Aragonés. Sin embargo, Antonio recibió a Sergio de forma muy entusiasta, y lo presentó a los editores como "su hermano".

Al director de la revista, Bill Gaines, le gustó su trabajo, pero lo rechazó, confesando que la revista estaba llena, el único espacio en blanco eran los márgenes. Sergio se retiró y dos horas después, que empleó dibujando, le volvió a mostrar a Gaines su trabajo adaptado a los márgenes de la revista. Sergio emplearía a partir de ese momento, el único espacio que quedaba disponible en la revista MAD.

Aragonés cobró importancia por sus dibujos (que nunca incluyen diálogos), que como decíamos se publican en los márgenes de las páginas de la revista MAD. De acuerdo a Aragonés, a los directores de la revista les gustaba su trabajo, pero no esperaban que Sergio se quedara durante más de uno o dos meses, pues no lo creían capaz de proveer el volumen de trabajo necesario para cada edición mensual de la revista.

Aragonés ha participado en cada edición de MAD desde 1963 excepto una (extraviada por el correo). Adicionalmente, tiene su propia sección llamada "MAD da un vistazo a…" ("A MAD Look At….", en inglés).

Como decíamos al principio, es conocido (y da demostraciones para que a nadie le quede la menor duda) como el dibujante de historietas más rápido del Mundo. Por lo que ha llegado a redibujar álbumes suyos enteros para reediciones al no encontrar los originales.

Espero que en mi nueva actividad tenga tiempo para seguir publicando en mi blog y que no me “hunda” como el barco del dibujo…

Hasta la siguiente,

¡ Carpe Diem (Aprovechen el día) !