El origen de Prologuer

Nota: Actualizado para aumentar el tamaño de las imágenes.

Fue en Agosto de 1984 después de que salí de la escuela, y no teniendo un tema para desarrollar mi tesis me encontré que la revista Creative Computing de ese mes (que por aquellos años leía y coleccionaba) trató de Japón y cómo se veía que ese país se estaba convirtiendo en un gigante de la industria a nivel mundial:

portada
Portada de Creative Computing de Agosto de 1984

Uno de los diversos artículos de la revista discutía el tema del Proyecto de Cómputo de Quinta Generación, el cual me llamó la atención, porque aunque yo había estudiado Ingeniería en Sistemas no había escuchado nunca de ese proyecto, el cual entre otras cosas trataba de desarrollar al final del proyecto con duración de 10 años súper computadoras personal inteligentes que se comunicaran con las personas en lenguaje natural (escrito y hablado), siendo un proyecto muy ambicioso (que al final no obtuvo este tipo de equipamiento), siendo la primer página de este artículo la siguiente:

hoja art
Primer hoja del artículo de la "Quinta Generación"

El artículo era un extracto del libro "The Fifth Generation"  escrito por Pamela McCorduckEdward Feigenbaum, éste un investigador en Inteligencia Artificial (también llamado el padre de los Sistemas Expertos), y después de conseguir el libro y leerlo, y al enterarme de que las segundas conferencias del proyecto de Quinta Generación iban a tener lugar en Noviembre de ese año, le comenté a un amigo (que había sido también mi profesor) de la posibilidad de asistir a las conferencias, y después de planear el viaje y pagar el costo de las conferencias nos fuimos a Japón (afortunadamente me aprobaron el tema de Tesis, por lo que ya tenía el pretexto para el viaje).

Ya en Japón y sin hotel (porque mi amigo me había dicho que sería como en Europa), acabamos por instalarnos en un "hotel de negocios", que por 3.500 yens la noche teníamos una habitación (caja) como de 3m de largo por 1.5m de ancho por 1.5m de alto, una encima de otra y un espacio para moverse con lockers para las maletas (hay que tomar en cuenta que en ese entonces eran como 100 yens por dólar americano, así que una habitación en Tokio por ese precio era un regalo), y tomando en cuenta que los baños eran comunales, alrededor de unas 5 regaderas, 5 lavabos y 5 sanitarios por piso, y sabiendo que los japoneses, no muchos que estaban alojados ahí, se bañaban por las noches y nosotros por las mañanas, sobrevivimos 2 semanas en las famosas cápsulas, en el distrito de Shinjuku (el hotel de las conferencias era el Keio Plaza, con habitaciones de más de 10 veces el costo por noche).

El problema que había es que después de que nos registramos no teníamos mucha idea de lo que trataban las conferencias, así que con los "proceedings" en la mano nos fuimos a estudiar al hotel por la noche el contenido de las conferencias a las que íbamos a asistir al siguiente día por la mañana.

Para mí fue una sorpresa que el Proyecto de Quinta Generación estaba basado en equipos con lenguaje máquina y Sistema Operativo basado en un derivado de Prolog (PROgramming in LOGic), lenguaje declarativo de muy alto nivel para aplicaciones principalmente de Inteligencia Artificial y desarrollado por Alain Colmerauer de Francia a principio de los 1970’s.

Por cierto, fue en la misma revista que había un artículo en forma de cómic sobre cómo Japón iba a convertirse en una potencia mundial sobre Estados Unidos después de la Segunda Guerra Mundial:

hoja 1
Hoja 1 de "Trade Wars"
Segunda página:
hoja 2
Hoja 2 de "Trade Wars"

A mi regreso a México me puse a estudiar Prolog de manera autodidacta (no había cursos ni quien supiera del lenguaje), y tuve la oportunidad de enseñar el lenguaje a estudiantes por varios años (fui el primer maestro en la escuela en enseñar el lenguaje), usando la versión de Borland llamada Turbo-Prolog, la cual era muy eficiente por obtener programas ejecutables en ambiente DOS.

De tal forma que el origen de mi nickname corresponde al lenguaje de programación lógica (declarativa) Prolog, y espero más adelante mostrar mediante unos tutoriales el porqué es un lenguaje que para muchas cosas es mucho más sencillo de aprender y programar que los lenguajes tradicionales.

Cabe destacar que regresé en 1992 a las siguientes conferencias del proyecto, cuando fue dado por terminado, y aunque no se obtuvieron los resultados esperados, pude ver equipos que para aplicaciones de bioquímica se obtuvieron resultados muy interesantes.

Nota: Este proyecto se llamó de Quinta Generación porque las 4 generaciones previas fueron:

1. De Bulbos.

2. De Transistores y Diodos.

3. De Circuitos Integrados y

4. De Microprocesadores.

¡ Carpe Diem (Aprovechen el Día) !