De cambios generacionales, fanboyismo redactor y otras mierdas del sector

Soy imbécil. Lo sé. Si alguien, al acabar de leer el artículo tiene ganas de decírmelo, que me lo diga, estaré encantado de leerlo. Pero que sepa que todo afán informativo sobre mi persona es inútil, no será más que una reiteración. Y soy imbécil porque llevo dos días discutiendo tristemente en el foro por el no menos triste artículo de Meristation de esta semana.

Indignado como estoy, y después de leer los aportes de ku21 y de KidIkarus sobre el tema, viendo que mis comentarios son excesivamente largos, haré mi propio aporte, intentando no repetir lo ya comentado y dar otro enfoque (desde la misma perspectiva, aviso).

Meristation está en campaña. Y no es que se presente a una presunta dirección de una asociación de prensa especializada, no. Está en una campaña de acoso y derribo. Por si alguien cree que exagero, el compañero del foro deckardM hizo la lista:

"Mira, me voy a poner serio, estos son los tres últimos articulos de opinión:  

El peligro de Wii Por: Salva Fernàndez 
La jugada de Wii Por: Javier Andrés 
Casualidad en red Por: Enrique García 

Y un poco más adelante tenemos: 
"La culpa la tienen ellas Por: Albert Gil Morera" 
Y que empieza así: "¿Está Wii cargándose el mercado?""

En menos de dos meses, 7 artículos de opinión, 4 sobre Wii, los cuatro negativos. Luego hay uno sobre el uso de cinemáticas, otro sobre las críticas de racismo en RE5 y otro más sobre el precio de Rock Band. Ninguno sobre 360 o PS3. Si eso no es una campaña, por favor, me lo expliquen.

En el foro las iras contra Wii son evidentes. Pero lo curioso es que los argumentos que se esgrimen con regularidad suelen ser fruto de un profundo desconocimiento de la consola, su mando, su catálogo y de lo que ha pasado los últimos 10 años en este mundillo. Lo peor de todo esto es que, desde la revista se apoya con fuerza esa inexacta teoría apocalíptica y convierten el desconocimiento en hechos. Es hora de recapitular e intentar poner algo de lógica al asunto.

1. Nintendo abocada al fracaso

N64 vendió 30 millones de máquinas en 6 años, Game Cube 21.5 millones en otros 6. Wii lleva 27 millones en año y medio. En un artículo de la propia Meristation, se mencionaba que durante el primer año de Wii se crearon y se vendieron más juegos que en toda la vida últil de Game Cube. En el primer año de Wii, por valoración de la prensa, hay más juegos buenos que en el de Game Cube. Actualmente, Nintendo vende alrededor de 2.5 o 3 veces más que sus competidoras, que mantienen un ritmo parejo y estable. Vaya, el cataclismo de Nintendo está a la vuelta de la esquina, no hay duda.

2. Nintendo se lanza al jugador casual y abandona al jarcor

A falta de la publicación en Europa en los próximos días de Super Smash Bros Brawl, Nintendo ha sacado en un año y medio todas sus grandes sagas tradicionales, y la mayoría de sagas de "segunda fila". A su vez, ha publicado Wii Sports, Wii Play y Wii Fit. Wii Play se da con el mando, Wii Sports con la consola excepto en Japón y Corea, y Wii Fit se comercializa con el Balance Board. Tres contra decenas. Además, estos tres títulos se presentan como el mejor tutorial para hacerse con el manejo de los controles, de una forma sencilla y divertida (bueno, el Wii Play es un cagarro, pero Wii Sports es la caña).

Por supuesto que el concepto de consola pretende acercar a los no iniciados (por usar términos que encajen en lo que a veces se parece más a una secta que no a un hobby), pero eso no aleja a los tradicionales. Es más, les brinda un control nunca visto.

De todas formas, la política de Nintendo es diversión para todos. Siempre ha sido así (¿FamiCom no le dice nada a nadie?). Acercarse al que no juega, e intentar hacer de este mundillo algo accesible para todos, y juegos para todos los públicos, es su filosofía. Siempre lo ha sido. Encima, lo ha combinado con innovación y juegos complejos, también. Y si a alguien no le gusta, tiene otras opciones, no es obligatorio comprarse una Wii. N64 sufrió un duro revés con la espectacularidad y la nueva manera de entender el mundillo de los juegos de PSX, e intentó acercarse a esa filosofía con Game Cube. Fracasó, porque no era Nintendo. Cuando ha vuelto a ser ella misma, le pese a quién le pese su filosofía, a la vista están los resultados.

Algunos (la redacción de Meri, sin ir más lejos) creen que, pese al estrepitoso fracaso, Nintendo debería haber seguido la manera de ver las cosas de Sony. Ése era el camino correcto a seguir, al parecer. La cosa es que muchos de nosotros tampoco vemos que haya ningún camino a seguir. Cada compañía verá por dónde quiere tirar y, al menos para mí, contra más diferentes sean, mejor. 

3. El mando no va, y no está aprovechado

El mando sí va… Es de lo más triste que se lee en los foros. Que no va bien, que no es preciso, que cansa, que no es bueno para shooters (¿?)… No hace falta decir nada sobre esto.

Es curioso que articulistas repitan una y mil veces que el mando no está aprovechado. Vaya… ¿Habrán jugado a Wii más allá de Wii Sports? En los juegos sociales es dónde encontramos más usos. Los Rabbids proponen decenas de locas posibilidades, Wario Ware no es que se quede atrás… Estos dos juegos, por ocasionales que sean, son muy buenos juegos, con tantos usos que es difícil enumerarlos.

En el apartado de juegos más tradicionales, Zack & Wiki no va a la cola de propuestas, excelentemente implementadas, además. El uso del puntero abre un camino enorme en juegos de este tipo y en muchos otros, como los shooters, que cobran una nueva dimensión en la de Nintendo. Además de otro tipo de acciones, como en Metroid Prime, que hacen el juego más inmersivo que nunca. Acción y aventura tienen más profundidad con el mando, como en No More Heroes o Bully.

Pequeñas sorpresas como el abajo comentado Lost Winds demuestran que no está todo dicho en usos del control. Pero, desde luego, sí la mayor parte, que no es poco, precisamente. Lo que pasa es que, si no lo juegas, no lo sabes.

4. Wii es menos potente gráficamente que una PS2

Esto es falso. Es más potente que cualquier máquina de la anterior generación. Lo que sí es cierto es que esa potencia ha sido aprovechada en unos títulos muy concretos.

5. El catálogo de Wii es mediocre, casual y no hay juegos

De admirar que un redactor opine así. Se supone que debería estar más informado que cualquiera de nosotros. Al hilo de el aporte de Kid, pongo una lista recopilada de Meristation:

Wii 

10  1 
9-9’99  5 
8-8’99  14 
7-7’99  36 

PS3 
10  

9-9’99  7 
8-8’99  26

7-7’99  16  

Como se ve, el catálogo es bastante parejo. Lo engañoso es que el 90% de los de Wii, son de Wii. El 90% de los de PS3, son de PS3, de 360, de PC e incluso también de Wii. Otra cosa es que a uno le gusten más esos juegos o menos, pero por algo uno se compra una consola y no otra. Digo yo.

Esta lista, hecha por Meristation, no es suficiente para ver que Wii no está tan mal. 360, eso es innegable, tiene un catálogo mucho más amplio y de calidad que estas dos, pero volvemos al tema de la exclusividad, que en el caso de Wii implica diferencias en la jugabilidad, y en el de las de MS y Sony meramente un contrato.

6. Wii acabará con los videojuegos tradicionales

Si con lo anteriormente explicado no hay suficiente, lee el siguiente apartado… Recomiendo también intentar hacer un repaso serio y exaustivo de los juegos tradicionales que se han creado para PC, Wii, 360 y PS3 durante el último año y medio, en cantidad, calidad y cifras de ventas. 

7. Las thirds no apoyan a Nintendo, o Las thirds sacan mierda en Wii

Esto hay que mirarlo con atención. La primera versión es falsa, a todas luces. La segunda en parte es cierta, pero solo desde un punto de vista reduccionista y totalmente carente de perspectiva.

Nintendo venía de una muy triste situación con Game Cube (que venía de una triste situación con N64). Pocas ventas, que llevaron a pocos apoyos. Capcom fue quizá la que más interés mostró, pero poca cosa más. ¿Qué punto de vista tenían las thirds al comenzar la generación actual? Bueno, tenemos a una MS que aportó cosas interesantes, que ha mejorado mucho, que sale la primera… Hay que atacar ahí, y empezar la next gen. Luego está Sony, que dice que tiene la máquina más potente y brutal y etc, que viene aplastando más que liderando de las anteriores generaciones, y seguro repetirá liderazgo en esta. A programar para PS3, pues.

¿Qué queda? ¡Ah, sí! La triste Nintendo, que hace 10 años que no programamos para ella, se viene arrastrando de la anterior generación, y ha hecho una evolución gráfica mucho menor por no se qué mando que dicen que tendrán. Bueeeenooo… Ya veremos.

Esa es, exactamente, la actitud lógica, y los resultados a la vista están. Al principio de Wii, nada. Pero…

– ¡Oye! ¡Que las maquinitas estas están vendiendo como churros! 

– ¡No jodas!

– Como lo oyes.

– Habrá que sacar algo.

– Habrá.

– ¿Qué hacemos?

– Mira, prueba a hacer una chorradilla de esas como lo que ha hecho Ubi con los conejos, a ver qué tal.

– Sí… algo así saldría barato, y a poco que venda cubrimos gastos.

– Hostias… ¿Te imaginas que vendemos mazoquetecagasdelahostia con un juego cutrillo de estos?

– Enga, vamos a ponernos, que en un mes podemos sacar 6 o 7.

Eso, tristemente, han sido los primeros 10 meses de vida para Wii, según las thirds. Honrosas excepciones, sí, las ha habido. Juegos estupendos, bien hechos, originales. Pero la mayoría es lo que se relata arriba…

Pero, ¡ah, amigos!, resulta que la gente no es idiota. Puede parecer que sí, pero en general no. Los juegos mierda han ido quedándose en las estanterías de las tiendas semana tras semana. Porque juegos ocasionales hay a punta pala, pero los que venden son los Rabbids, los Mario y Sonic en los Juegos Olímpicos, los Mario Party. Ocasionales, sí, pero tontos no.

La mayor de las sorpresas, sin embargo, es ver que en los 25 juegos más vendidos de Wii (que todos superan el millón de copias) la mayoría son de público tradicional, sobretodo los del top 10. ¿Quién ha hecho juegos tradicionales decentes en el primer año? Ubi, Capcom y sobretodo Nintendo, y poca cosa más. Y ya están todas las third, quejándose que Nintendo les hace la competencia (¿?).

Lo que nos lleva al punto

8. ¡¡A partir del mes que viene no habrá más juegos para Wii!!

La ilógica de estos personajillos les lleva a pensar que, como Nintendo ha sacado tantos juegos, ya no va a sacar más (¿?) en lo que queda de generación. Sin comentarios… También, que las third no sacarán juegos. Incorrecto.

Las third han visto que Wii tiene el parque más grande de consolas, que cada día crece más, que sus mierdajuegos no se venden, y que tiene un público muy repartido tanto en edad, sexo y hábito de juego. Lo que estamos viendo (con alivio, alegría y jolgorio) los últimos meses, es que cada vez más thirds se suman a Wii, incluso dejando proyectos en las otras consolas, o llevándoselos a Wii.

A la vez, ya hay creados nuevos motores gráficos que intentarán exprimir la potencia gráfica de la misma, y paralelamente se hacen otros motores. Veremos cuáles dan mejores resultados. Se anuncian juegos (y si uno sigue prensa extranjera estará más enterado) nuevos, más para público tradicional que ocasional. Pero, claro, un juego de estos no se hace en quince días, y empezarán a llegarnos probablemente durante este otoño o Navidades. Hasta entonces, SSBB este verano, junto con Alone in the Dark, y llegando al otoño Deadly Creatures.

El panorama es de lo más apocalíptico y catastrófico. No solo para Wii, si no para Nintendo, que corre el riesgo de desaparecer como empresa, y también para el videojugador y para los videojuegos, y para las demás compañías, y para mi abuela. ¡Ay, no, mi abuela no! Que han sacado la Wii precisamente para que ella juegue.

Acabando la biblia esta, solo pedir que los redactores se informen y procuren razonar y coger algo de perspectiva a la hora de escribir (¡Uah! ¡¿A que soy exigente?!). Nintendo está siendo la sensación e, incomprensiblemente, eso es horrible para la redacción de esta revista, lo miren por dónde lo miren. Si se da la casualidad que leen todo esto, ya tienen otro sitio por dónde mirar.

Si quieren profundizar en los problemas de alguna plataforma, podrían preguntarse qué pasa con Sony. El descalabro de liderar una generación a su situación actual es digno de análisis. Huida de apoyos, catálogo escaso y (excepto media docena de excelentes excepciones) compartido, problemas de ventas de hardware, problemas de ventas de software, cancelación de proyectos, retrasos constantes, rectificaciones en el hard, rectificaciones en el control, promesas que no cuajan (Home, el servicio online)…

Para los que hayan llegado hasta aquí, gracias por la paciencia. Y sí, ya lo sé, me estoy volviendo un troll Very Happy.

Narcopolice… ¿El primer «Gears of War»?

Narcopolice es una de las numerosas joyas que nos dejaron los chicos de Dynamic en aquellos tiernecitos años. Se desarrolló "online" entre España, dónde los chicos de Dynamic se encargaron de la parte gráfica y parte de programación, y Uruguay, dónde Iron Byte hizo el resto de la programación del juego. Salió en 1991, y lo tuve que comprar por correo, vía la Micromanía, a escondidas de mis padres; mi madre solía decirme que se me iba a reblandecer el cerebro de tanto jugar… Aix, mamá, qué maja… Very Happy

Gráficamente era espectacular, aunque no tenía monitor VGA. Disfrutaba de la cantidad de colores en casa de un amigo, y tiempo después ya lo hice plenamente en mi casa.

Como bien anuncia el título, encarnas a una especie de policía/comando de narcóticos que, armado hasta los dientes, se introduce en un nido de narcotraficantes. Corriendo por laberínticos túneles, avanzábamos aniquilando todo lo que se nos cruzaba, desde tíos armados hasta cañones. La dificultad estaba sobretodo en orientarse y en memorizar dónde estaban los enemigos, para entrar en la sala encarando más de un lado que de otro.

 

Una de las gracias era que debías elegir las armas que ibas a usar durante la misión, variando así tus posibilidades de éxito. La jugabilidad era tensa, extremadamente adictiva.

Lo que más me llama la atención recordándolo era su aspecto 3D (simulado). La cámara se situaba a la espalda del personaje, en una perspectiva de acción en tercera persona muy típica hoy en día. Podías retroceder y avanzar, y hacerlo por en medio de los pasillos y salas, o bien por los flancos. Pese a que las animaciones eran algo bruscas, la sensación era estupenda.

En definitiva, la antesala (hace ya 17 años) a juegos hoy aclamados como Gears of War. ¡Cómo cambia este mundillo, y a la vez qué poco!

Aquí podéis descargarlo:

http://www.amstrad.es/juegosamstrad/decargajuegos/narcopolice.php 


Además, hoy os dejo mi muñegaco, que me ha hecho gracia esto cuando he leído el aporte de Shaiyia y el concurso de Rikku Razz

 

¡A la hoguera! 10 «artistas» que nos torturan

Reconozco que en algunas cosas soy especialmente negativo. La música es una de ellas, y eso no significa que no me guste. Simplemente que hay muchos artistillos que no me gustan. Aquí recopilo no los que no me gustan, si no los que odio con todas mis fuerzas. Nada más que los que me ponen los pelos de punta, los que hacen que mis tripas se retuerzan, los que consiguen sacarme de mis casillas. Gente que, sin explicación razonable, están en todo lo alto.

10. Madonna

Tiene más de pedorra que de otra cosa. Va de tía sexy por el mundo y es un adefesio. Siempre lo ha sido, y ahora que es un amasijo de huesos con fibra ya me diréis. Musicalmente es… ¿qué es musicalmente? Ni ella lo sabe. El único mérito que tiene Madonna es que no tiene estilo. La abuela cachas mutante. Madonna vete a casa.

9. 50 ct.

El rap me parece el estilo de música (por llamarlo de alguna manera) más prescindible del planeta. La música se reduce a un cachipún contínuo, con unos tíos racistas, machistas, clasistas y drogadictos que hacen apología de su racismo, machismo, clasismo y drogadicción. 50 ct se erige como el icono alelao. Un lelo fumado y sobao (parece que lleve durmiendo los últimos 20 años) balbuceando su sosa basura. Duérmete, pero por favor, no despiertes nunca.

8. Maná

 

Pesaos. Pesaos pesaos pesaos. Primero eso. Llevan décadas tocando la misma canción. Encima, sosamente. Encima, parecen que es el clon de Sting en castellano. Y no se conforman solo con eso, no… Están empeñados en ser el grupo con más singles de la historia. ¿Cómo un disco de esta gente puede lanzarse con 8 singles? ¡Por favor!

7. Beyoncé

 

El equivalente femenino a 50 ct. Me molesta más que él (pese a cantar obviamente mucho mejor) simplemente porque se la oye más, tanto en tono como en frecuencia. El funky o r’n’b (¿Rythm & Blues o Rythm & Black? Espero que lo segundo, porque si no sería como escupir en lo primero) es un petardo. Fuera.

6. El canto del loco

Principal exponente español del estilo conocido como pop imbécil. ¡Qué mal canta este tío! ¡Qué poca gracia! ¡Qué malas las canciones! ¡Qué creído se lo tiene! Le encanta tener carapán porque así tiene más trozo para mirarse en el espejo. Me provoca urticaria.

5. Santana

¿Quiere alguien decirle a este tío que se retire, por favor? ¿Cuántos años lleva tocando lo mismo? Y tampoco es que su manera de tocar la guitarra tenga nada especial… Como Santana hay mil. Pero no se llaman Santana. ¡No rayes más!

4. Julieta Venegas

Me desespera. Limón y sal es lo que necesitas tú. Más sosa no se puede ser, tiene horchata en las venas… 

3. Shakira

Petarda que se cree exremadamente atractiva por hacer el tonto rollo danza del vientre, mientras emite sonidos guturales. Ya has ganado mucha pasta, déjanos vivir, por favor… Oírla me pone irremediablemente de mal humor. ¡A la hoguera!

2. Fito

De la panda de alternativos rollo Calamaro, Manu Chao y cosas desas… Mensajes cutres de activismo desinformado. Canciones repetitivas a más no poder, superando al mismísimo Jarabe de Palo (Bonito… Depende… todo suena igual). Odio su "música" y aborrezco su actitud. ¡Sin piedad! 

1. Paulina Rubio

La reina del desafino. Yo pa’ ser feliz quiero un camión. Nadie canta peor que ella en el panorama actual, lo que es una ventaja a la hora de ir a un Karaoke. Como mínimo, la canción te sonará igual que el original. Encima, otra que va de tía buena con un tipo espantoso… ¿Cómo se atreve a ir enseñando pierna, con la forma rara que tienen? Flacuchas, y con un palmo entre muslo y muslo… Urgh… No tiene estilo, no tiene gracia, no tiene nada. Eso sí, como empeore, puede convertirse en un icono friki.


Como es obvio, esto es una opinión personal y blablabla. El segundo vídeo de Paulina es de uno de mis programas favoritos que, lamentablemente, se emite sólo en una cadena local de Barcelona, pero me ha parecido divertido.