Videojuegos para fumadores: Resident Evil: The Umbrella Chronicles

Hace unos meses que conseguí el juego de segunda mano, pero no lo he terminado hasta hace poco. Bueno, a decir verdad no lo he terminado, pero como ya me doy por vencido, creo que puedo comentaros lo que me ha parecido.

Supongo que sabréis que es una especie de Greatest Hits de la saga, que abarca RE0, RE1 y RE3, añadiendo un capítulo propio que no pega con nada y no viene a cuento. Supongo que sacarán otro dentro de un tiempo con el RE2, RE4 y quizá RE5, con otra chorrada añadida. También sirve como enciclopedia del juego, ya que la cantidad de archivos y datos a conseguir (cienes y cienes…) describen hasta el olor de los pedos de Wesker.

Todos estos archivos debemos encontrarlos por los escenarios, destruyendo todo lo que veamos: sillas, mesas, ventanas, luces, macetas, ordenadores, retretes y hasta las pelucas de nuestros putrefactos amigos.

 

El problema es la dificultad. Los monstruitos estarán en la misma cantidad y necesitarán los mismos tiros (con sus puntos débiles clásicos) para morir tanto si jugamos solos como acompañados. Jugar en solitario resulta una misión imposible en algunas zonas, incluso en nivel fácil. No hablemos de ir rompiendo cajas para coger papeles…

Eso sí, la sencillez de control hace que podamos disfrutar de la mutilación de cadáveres con cualquiera. Nos movemos sobre raíles, apuntamos a la pantalla, cogemos cosas con un botón, disparamos con otro, sacudimos para recargar y puntualmente algún QTE. Básicamente es eso, con lo que fácilmente se puede convertir en un Wii Sports zombie.

 

El manejo sencillo y la dificultad más ligera en compañía hará que sólo lo juguemos acompañados, proporcionando buenos momentos de matanzas y piques por las armas y munición, siempre escasa en la saga (la munición de pistola es infinita, pero deberemos pegarle 30 tiros a algunos bichos para matarlos…).

Por otro lado tenemos el factor historia o recopilatorio. La historia, como siempre en la saga, es absurda y ridícula, con lo que nos podremos echar unas risas rememorando esos grandes momentos de monstruos locos y reacciones incoherentes de personajes.

 

De sonido va bien, pero sin destacar. El doblaje es igual de malo que en todos (excepto RE4), con una interpretación cutre cutre, y Wesker con su voz antipáticamente nasal (¿se le pasará el resfriado con un nuevo virus?). De gráficos nos ofrecerá gratas sorpresas puntualmente, pero se dará prisa en echarlo por tierra con cosas lamentables. Tiene, a un tiempo, buena y mala iluminación, buenas y malas texturas, buenos y malos efectos, y así todo el rato.

Eso sí, enfrentarse a los monstruacos mutantes que veíamos tan cutres está bastante bien, ya que los jefes finales se suelen llevar la mejor parte gráfica.

La duración no está mal para este tipo de juego, pero es altamente rejugable. Para conseguir desbloquear más fases deberás superar algunas con S, algo realmente difícil. Deberás subir las armas todo lo que puedas, para que te sea más fácil matar a esos malditos. Bien planteado por esta parte. 

 

En resumen, si lo ves de 2a mano o muy barato y ( y digo "y") tienes con quien jugarlo habitualmente, es divertido, de verdad. Como juego social u ocasional (siempre que lo consigas barato) no es mala compra, lo pasarás bien. Si además eres fumador, es estupendo. En una reunión social se suele fumar mucho. Si hay consola, desgraciadamente, los cigarros se acaban consumiendo en el cenicero mientras se juega, provocando el conocido y apestoso efecto incienso, mientras quemamos nuestro cilíndrico dinero.

Sin embargo, RE:UC nos ofrece generosamente la posibilidad de encender y fumar cigarrillos sin tener que pausar el juego, algo muy a tener en cuenta. 

 

Si buscas lo que ofrece un RE típico, ¡huye! Very HappyVery HappyVery HappyVery Happy