El origen de Final Fantasy

Han pasado algo más de 20 añosdesde que el primer Final Fantasy vio la luz en Japón. Desde entonces, estasaga ha proliferado de manera imparable, estando formada actualmente -sicontamos series, películas y todos los juegos que ya han sido anunciados oficialmente- por 45 entregas, perteneciendo 13 de ellas a la serie numérica principal.Y esto sin contar ports, remakes, versiones internacionales, recopilaciones,libros o juegos relacionados (sagas Chocobo y Kingdom Hearts por ejemplo), encuyo caso las cifras serían aún más impresionantes. Sin ninguna duda, lafranquicia Final Fantasy ha adquirido a lo largo de dos décadas una posiciónprivilegiada en el mundo de los videojuegos, y su presencia e influencia esincuestionable pero… ¿cómo empezó todo?

Corría el año 1987 y una compañíade videojuegos llamada Square se encontraba al borde de la bancarrota. El poraquel entonces director de la compañía, Hironobu Sakaguchi, decidió crear un últimojuego a modo de posible despedida. Su nombre era Final Fantasy, siendo su nombre másque adecuado teniendo en cuenta la situación de sus creadores en aquellosmomentos. Si este juego fallaba, sería el fin de la compañía.

Final Fantasy no sólo salvó aSquare de la bancarrota, sino que se convirtió en uno de los mayores referentesdentro de los RPG japoneses junto a Dragon Quest de Enix, compañía que sería sumayor rival durante los siguientes años y con quien acabaría fusionándose muchotiempo después.

De esta forma, Final Fantasy, eloriginal, sin ningún número o coletilla, daría origen a una de las franquiciasmás prolíficas dentro del mundo de los videojuegos. ¿Pero qué tenía de especialeste juego? ¿Qué hizo que esta pequeña semilla que era Final Fantasy I llegara adesarrollarse en el enorme árbol en que se ha convertido actualmente lafranquicia?

Los protagonistas de FinalFantasy eran los Guerreros de la Luz, cuya misión era volver a dar brillo a loscristales que controlaban cada uno de los cuatro elementos: agua, viento, fuegoy tierra. El juego se desarrollaba en unenorme mapa que nuestros personajes tenían que explorar, visitando distintas mazmorrasy ciudades durante su recorrido. El objetivo del juego era ir avanzando altiempo que nuestros personajes conseguían información y ganaban experiencia.

Viéndolo hoy en día, la historiaera excesivamente sencilla y, por si fuera poco, el juego tenía una dificultadextrema, obligando al jugador a estar más tiempo entrenando para ganar dinero yexperiencia que explorando o siguiendo el argumento. Especialmente molesta era laimposibilidad de redirigir los ataques, de manera que si seleccionabas al mismoenemigo con dos o más personajes y el primero lo mataba, los demás atacaban “alaire”.

A pesar de estos supuestos “defectos”,que al fin y al cabo eran relativamente normales en aquella época, no cabíaduda de que en su contexto temporal Final Fantasy era un buen juego. Debido asu éxito, Square decidió lanzarlo tres años después en Estados Unidos, pero nollegaría a Europa hasta el lanzamiento de Final Fantasy Origins paraPlayStation.

En este primer Final Fantasy yahabía muchos elementos que en el futuro se convertirían en recurrentes dentrode la saga, como ciertos oficios (mago negro, maga blanca, ladrón…), lapresencia de Bahamut, un barco volador, ciertas melodías como el famoso Preludeo algunos enemigos, tales como Lich, Kraken, Tiamant y Marilith, cuya apariciónposterior más famosa sería FFIX, pero a los que también podemos encontrar –tantojuntos como separados- en muchas otras entregas de la saga. Sin embargo, conFinal Fantasy I aún no habían nacido otros famosos elementos de la franquicia,como las invocaciones, los moguris, los chocobos o Cid, aunque este último seríanombrado en versiones posteriores del juego. (Nota:todas las screens que aparecen de aquí al final son tomadaspersonalmente por mí de la versión de GBA, las anteriores eran de laversión de NES)

Recuerdo que tras salida de FFVII(primer juego llamado Final Fantasy que llegó a Europa), mucha gente comenzó ainteresarse por los orígenes de la saga. Sin embargo, el hecho de que FFI noestuviera traducido a nuestro idioma, que nunca hubiera salido en Europa, sudesfasado nivel técnico y su extrema dificultad, hicieron que este juegotardara muchísimo tiempo en ser realmente conocido en nuestro país. Tan sólo algunosde los más “valientes” fans de la saga nos atrevimos a probar el juego originalpara NES. Sin embargo, gracias a versiones posteriores, sobre todo la de GBA(en español, mucho más fácil que el original y con mejor nivel técnico), estejuego se ha vuelto mucho más accesible para los fans españoles de lafranquicia.

Final Fantasy I es actualmente elmás prolífico de la saga, habiendo aparecido ya en un total de sieteplataformas (si contamos todos los móviles como una):

Famicom/NES: El original. Sólo salió enJapón (1987) y en Estados Unidos (1990). Volvió a lanzarse junto a FFII dentrodel cartucho llamado Final Fantasy I & II en 1994, sólo en Japón.

MSX2: El más similar técnicamenteal original. Sólo salió en Japón en el año 1989.

WonderSwan: Gráficos mejorados similaresa los FF de 16 bits. Sólo salió en Japón en el año 1990.

PlayStation: Gráficos basados enlos de la versión de WonderSwan. Posibilidad de elegir nivel de dificultad. Inclusiónde escenas cinemáticas. El juego salió en Japón en 2000 por separado, aunqueposteriormente (en 2002) lo haría junto a FFII en el llamado Final Fantasy I+IIPremium Collection. En 2003 llegó a Estados Unidos junto a FFII dentro de FinalFantasy Origins, con una traducción al inglés totalmente renovada. Ese mismoaño FFI llegó por primera vez a Europa, también dentro de Final FantasyOrigins, pero sin traducir a nuestro idioma.

 

Móviles: Dos versiones de FFI parateléfonos móviles aparecieron en 2004: Final Fantasy i para DoCoMo y FinalFantasy EZ para CDMA 1X WIN. En 2006 se lanzó Final Fanasy para SoftBank Yahoo!Keitai.

Gameboy Advance: Bajo nivel dedificultad sin posibilidad de elegir ningún otro. Cuatro nuevas mazmorras conla presencia de jefes pertenecientes a FF posteriores (de FFIII a FFVI). Salióen 2004 junto a FFII en todos los territorios, con el nombre de Final Fantasy I& II Advance en Japón y como Final Fantasy I & II: Dawn of Souls en Europa y América. Fue la primera -y porahora única- traducción oficial de FFI a nuestro idioma.

PSP: Gráficos mejorados y en altaresolución. Mantiene las secuencias FMV de la versión de PlayStation y lasnuevas mazmorras introducidas en la versión de GBA. Añade una nueva mazmorrallamada Labyrinth of Time y un nuevo superboss llamado Chronodia (ver imagen abajo). Salió en Japóny Estados Unidos en 2007. A Europa llegaría en 2008, pero sin traducir anuestro idioma.

————————————

Y nada más, aquí termina estapequeña entrada informativa sobre el abuelo de la saga.

He de decir FFI no es una de misentregas favoritas, pero aún así reconozco su importancia como origen de la queposteriormente sería mi saga de videojuegos predilecta. Y también agradezco aesta entrega que me haya dado a conocer una de mis melodías preferidas: el maravilloso ChaosTemple.

 

Y aquí una de las imágenes más divertidas que nos ha brindado estetítulo. Si examinas una de las tumbas de Elfeim (la ciudad de loselfos), aparece esto…

Una curiosareferencia a Zelda que parecía querer decir que la salida de FinalFantasy significaría la muerte de la famosísima saga de Nintendo.Curiosamente, en algunas versiones del juego, el nombre Link fuesustituido por Erdrick, un personaje de Dragon Quest.

Para terminar, tan sólorecomendar a todo aquel que alguna vez haya disfrutado de un FF que no deje deprobar este juego. Siempre es interesante saber cómo comenzó todo Wink