KILLZONE 2

En el planeta Helghan sólo encontrarás muerte y sufrimiento.

 

Buenas, después de unas buenas vacaciones os traigo el análisis del hypeado para bien o para mal Killzone 2. Mucho se ha esperado de este juego, que si revolucionaría el género, que si gráficamente marcaría la diferencia, vamos, que si cumpliría todas las expectativas puestas en él. Tras continuos retrasos y polémicas a parte nos llegó a finales del mes de Febrero, veamos si mereció la pena tanta espera, de lo que si estoy seguro es que los Helghast nos van a hacer la vida imposible. Preparaos…comienza la invasión.

 

La historia nos sitúa en plena invasión por parte del ejército ISA al asolado planeta de los Helghast (el planeta Helghan), con una favorable situación que beneficia a los ISA ya que cuentan con un ejército mucho más numeroso que el de los Helghast y cuentan con poderosas naves espaciales que castigan la supercifie del planeta con poderosos bombardeos orbitales y proporcionan a las tropas transportes dudosamente seguros con los que aterrizar en suelo Helghast. Por el otro lado los Helghast ya duramente castigados por importantes derrotas en suelo ISA se atrincheran en su planeta para repeler las incesantes oleadas ISA, malos tiempos para los Helghast aunque cuentan con el férreo apoyo de su líder Scolar Visari que les infunde respeto y valentía y con Radec su mano derecha que lo único que aporta a sus soldados es temor y la seguridad de que si retroceden o flaquean en su empeño de acabar con los ISA él mismo se encargará de ejecutarlos. Los ISA conscientes de que los Helghast están en una situación comprometida los castigan con guerras de desgaste en el que sólo el más fuerte y preparado se llevará la victoria…lo que no saben los ISA es que los Helghast lucharán hasta la muerte antes que postrarse ante sus enemigos, los ISA han cometido el error de luchar en el planeta de los Helghast y eso es como entrar en la boca del lobo…una desagradable sorpresa les aguarda… 

 

Gráficamente que voy a decir de este juego, que es una delicia en movimiento, es lo más brutal que se ha visto hoy en día en consolas. La iluminación es tremendamente sorprendente, los fogonazos de los rayos surcando el cielo, la encapotada noche que reina sobre el planeta Helghan, las explosiones y su atronadora visión, da miedo vamos. Unos escenarios gigantescos y con unas texturas muy buenas, en algunos casos sorprendentemente reales, el modelado de los personajes es muy muy bueno, incluso el de los personajes secundarios como soldados. Vamos que este apartado es excelente y hoy en día no se ha visto nada igual en consolas (en su género gráficamente sólo lo supera el Crysis eso está más que claro, aunque haya gente que siga insistiendo en la supuesta superioridad del Killzone 2…lo que si puede ser y no lo discuto es que el Killzone 2 lo supere en algunos apartados, pero para de contar).

 

En cuanto al sonido otro 10 para Guerrilla, sonido 7.1 con el que nos parecerá estar metidos realmente en plena guerra. Una banda sonora excelente (como la de su primera parte), temas claustrofóbicos que se nos meterán en la cabeza y harán que estemos constantemente alerta y en tensión, vamos una sensación parecida a jugar a un Survival Horror si se me permite hacer esa atrevida comparación ya que en determinadas fases (pocas) parecerá que estemos metidos en un Silent Hill (por la sensación de estar completamente sólos y recorrer escenarios completamente solitarios sin oír absolutamente nada pero sabiendo que no estamos sólos).

 

En cuanto a jugabilidad muchos auguraban que el Killzone 2 sería un juego con un impresionante apartado gráfico pero nada más…craso error. El Killzone 2 cuenta con unos movimientos muy realistas, el personaje se moverá como lo haría un soldado ataviado con un chaleco antibalas, botas, cinturones de munición, etc, es decir de manera lenta y no como otros juegos del mismo género que parece que estemos manejando a Usain Bolt. Muchos han criticado los "toscos" y lentos andares pero si le quitaramos ese manejo la esencia del juego se iría al traste y tendríamos otro shooter del montón, pero eso si, con unos gráficos cojonudos. En cuanto al sistema de coberturas (algo que tengo que nombrar) es muy muy bueno y nos evitará algún que otro disgusto, es decir, este no es un shooter para ir en plan kamikaze, aquí si no te cubres caerás bajo una lluvia de plomo rápidamente ya que la endiablada IA de los Helghast te hará plantearte el lanzar el mando por la ventana en más de una ocasión, porque juro que es como enfrentarte contra personas de carne y hueso.

 

En cuanto a la duración del modo campaña no nos llevará más de 10 horas, y en algunos casos menos (yo me lo pasé en 7 horas y media) pero con su enooooorme rejugabilidad, el sistema de trofeos (aún hay gente que niega que los trofeos hagan más rejugable un juego) y sus diversos modos de dificultad en total 4 aseguran horas y horas de diversión. A eso hay que añadir un completo modo escaramuza en el que podremos practicar contra bots antes de lanzarnos al online (un detalle para los que no posean online por parte de Guerrilla). Pero amigos donde está la verdadera diversión es en el online, 32 jugadores online (una cifra nada despreciable) que nos proporcionará infinitas horas de tiroteos en sus variados y viciantes modos de juegos, destacar el modo propaganda (un captura la bandera de toda la vida) en el que tendremos que capturar un aparato de radio y llevarlo a la base de nuestro enemigo mientras en esa radio oímos como nuestros líderes nos arengan con distintos discursos según la facción que elijamos. A eso hay que sumarle las distintas clases que podemos manejar muy al estilo Team Fortress 2 en el que podremos elegir entre Ingeniero, Francotirador, Saboteador, Médico, etc…con un total de 7 clases a elegir y combinar a nuestro gusto (pero hay que desbloquearlas antes claro).

 

Bueno doy por finalizado este análisis, espero que os gustara y que os lograra despejar alguna duda sobre este gran juego que para mi logró sobrevivir al hype. A todo aquel que posea la PS3 y no tenga este juego aún tengo que decirle que se pierde un AAA sin duda alguna, tremendamente recomendable a los fans de los shooters y a los que no también, ya que consigue enganchar incluso a los profanos de este prolífico género. No me alargo más, bye bye 😉