ANÁLISIS Final fantasy X

Listen to my story, this may be our last chance

CONSOLA: Play station 2
JUGADORES: 1
CREADORES: Squaresoft
IDIOMA: Voces en inglés y textos en español.
NOTA MERI: 9






Año nuevo vida nueva. Por ello, creí que no existía mejor método de comenzar este 2011 que con algo especial. Sí, se trata del análisis de mi juego fetiche. ¿Listos para ver el resultado de 9 meses de trabajo?

Con las palabras de la cabecera y esta preciosa melodía da comienzo esta epopeya, la cual nos llegó a los españoles con 12 meses de retraso respecto a la tierra del sol naciente, para cuando ellos ya estaban estrenando la versión "International" (que es idéntica a la nuestra pero con un glitch que nos permite volver a cierto "Hogar" (los que lo jugaron entienden) y repasarnos el juego a partir de ese punto con todas nuestras habilidades y personajes desbloqueados Cool).

En ella, encarnamos al joven Tidus, cuya ciudad es atacada por una monstruosa criatura (si mirasteis el vídeo de arriba ya os haréis una idea de qué sucedió). Esa criatura es Shin, y tras un breve periodo de tiempo que nos sirve de tutorial, nos enviará a algún lugar desolado que nos resulta desconocido. Solos y sin comida, nos veremos en la obligación de comenzar nuestra aventura, primero para sobrevivir y luego para volver a casa.

A medida que avance el argumento (el cual no está exento de toda clase de giros argumentales) conoceremos a diferentes aliados en nuestro vieje para regresar a casa, quienes tienen un objetivo común: derrotar a Shin. He aquí los más importantes de entre todos ellos:

Tidus: el protagonista del juego, es un muchacho extrovertido, vigoroso y alegre. Es toda una estrella del blitzbol por lo que no es de extrañar que nunca antes haya cogido una espada, por lo que no tiene una gran habilidad con ella, mas es el más veloz en el ataque de entre todos sus compañeros, y aunque no es muy bueno usando la magia domina a la perfección las técnicas temporales (prisa, freno, paro…).

Él es el narrador de la historia, permitiéndonos saber en casi todo momento lo que le pasa por la cabeza, logrando con ello conocerlo mejor como persona e introduciéndonos en su piel… la piel de alguien que acaba de perder su hogar.

""Aquel dia reimos todos, pero mas tarde me di cuenta que era el único que reia de corazón…"

Yuna: Esta jovencita de tan sólo 17 años es una inexperta invocadora, poder que permite a algunos elegidos poner a determinadas criaturas sobrenaturales (eones) a su servicio durante el combate, además de ser la curandera del equipo. El objetivo de Yuna es eliminar a Sinh mediante el uso de la "Invocación Suprema", otorgado por el orador de Zanarkand. Para conseguirla, realizará un peregrinaje, junto con sus guardianes, en el cual deberán superar todas las dificultades que se les presenten.

Es uno de mis personajes favoritos, caracterizada por tu constante bondad, su relación con la gente y su espíritu de sacrificio, el cual es admirable en varios momentos. Es sí, en la secuela se la cargan como personaje.

"Durante un tiempo la gente puede dormir sin miedo, y eso vale más la pena que cualquier cosa en el mundo."

Auron: el clásico personaje Rambo de cualquier JRPG: lento, bestiajo y resistente. Un tanque humano, por decirlo de alguna manera. Domina las técnicas de modificación defensiva, pero su especialidad es atacar cual rinoceronte a la carga.

Se trata de un guardián legendario que, junto a Jecht (padre de Tidus) y al Gran Invocador Braska (padre de Yuna), derrotó a Sinh hace diez años. Hombre de pocas palabras, se dedica a guiar a Yuna y Tidus en su misión de derrotar a Sinh una vez más.

Este personaje tiene una de las historas más complejas de todos los personajes de la saga. Si quieres saber más sobre él sin pasarte el juego, te recomiendo que leas esta página, su historia te puede sorprender y mucho. Realmente es de lo mejor de este X.

"Fuera del mundo de los sueños la vida puede ser dura, incluso cruel, pero es vida" 

Wakka: personaje de distancias. Y no por que sea un debilucho (al contrario, puede ser de lo mejorcito en batalla), sino por que al luchar con su pelota de Blitz (explicaré a lo que me refiero algo más adelante) puede atacar con facilidad a los enemigos voladores o a aquellos que se encuentran en lugares inalcanzables para los personajes con espadas (que haberlos haylos y muchos). Personalmente, no me gusta, me parece idiota y soso, pero en fin, que se le va a hacer, pelear pelea bastante bien, además de que sus técnicas de cambio de estado son la mar de útiles.

Entrenador y capitán del equipo de Blitzball de su pueblo natal, los Besaid Aurochs, planea retirarse del deporte tras el torneo de este año para poder dedicarse completamente a proteger a Yuna como guardián. Es un hombre de fuertes creencias religiosas y agudos prejuicios, por lo que varias veces veremos un alto grado de odio hacia los (según él) herejes albhed (humanos que usan máquinas prohibidas por el Clero).

[A un vendedor] ¿Tenemos que pagarte? Si morimos, tu también, amigo. [Vendedor]: Tengo fe en vuestra victoria LMAO

Lulu: la maga negra de este juego (la cual se me tiene un aire a Bayoneta) es como una hermana mayor para Yuna. Por ello, no duda en poner todas sus fuerzas al servicio del peregrinaje, ayudándonos siempre que puede con útiles consejos de la zona y las gentes de Spira.

Para utilizar sus poderosos conjuros emplea peluches, los cuales representan tanto enemigos (kaktilios) como personajes de juegos anteriores (moguris).

"No importa cuan oscura que sea la noche, el día siempre vuelve a aparecer y nuestro viaje comienza una vez más" 

Kimahri: el mago azul del juego, pertenece a la raza Ronso (una especie de tigres azules con cuerno capaces de hablar, luchar erguidos y formar sociedades). Durante la mayor parte del juego casi ni dice palabra, pero no le hace falta para demostrar hasta que punto es grande el amor que siente hacia Yuna, por la cual daría su vida…

A, por cierto, le pese a quien le pese me cae fatal este hombre, Dios, llegué al final del juego casi sin usarlo de lo que lo detestaba, además de ser un auténtico manco en combate.

"Coger sitio. Callar. Esperar"  

Riku: la ladrona del juego, sin duda de lo mejor si aprendemos a controlar su límite alquimia. Una joven Albhed extrovertida, sincera y muy optimista. Trabaja duro para conseguir que su gente pueda recuperar la gloria que un día tuvieron, dado que los albhed eran gente normal, pero por diferencias con el clero de Yu-Yevon (la religión imperiante) fueron tiladados de herejes y marginados de la sociedad.

"Los recuerdos son bellos… pero son solo eso, recuerdos" 

A la vez que el argumento avanza, iremos conociendo a su vez varias subtramas, siendo la más importante una que se corresponde con la verdad de lo que sucedió en la batalla contra Sihn de hace diez años, en la cual se ocultaron muchos secretos en relación a algunos personajes y quedaron sin resolver muchas otras cosas… 

Un buen tema para amenizar la siguiente parte de este análisis…

El peregrinaje de Yuna se realiza con el fin de visitar todos los templos del mundo de Spira para que, en el momento de llegar al extremo del mundo, pueda recibir la llamada invocación suprema. Spira es un mundo grande, lleno de gente y de poblados (además de, para qué negarlo, pasillos) a través de los cuales nos toparemos con tres estilos diferentes de juego:

Las ciudades y los caminos: es en estas zonas en las cuales encontramos las señas de identidad de los finals (NPC que nos venden cosas, aconsejan, minijuegos, búsquedas alternativas, enemigos aleatorios…) a través de una multitud de bellos parajes y ciudades, recreados en 3D con soltura… pero que pecan de pasilleros y lineales a más no poder, lo cual es bueno para la historia dado que no nos da oportunidad a perdernos por los escenarios sin poder avanzar pero sentándole mal a la exploración una vez que ya tenemos libertad para viajar por todas las zonas del juego. Con decir que, una vez terminé el juego, fui capaz de recorrerme en una hora todos los escenarios del juego pulsando casi en todo momento el joystick hacia abajo lo digo todo.

Los templos: es en estas zonas donde realizaremos pactos con los eones tras resolver algún tipo de puzzle (los cuales tienen que ver por norma general con el uso de esferas y corrientes eléctricas). Son pocos y añaden variedad al juego, pero pueden desesperar a más de uno, dado que si se te atascan… se vuelven un coñazo que deberemos pasar sí o sí si queremos avanzar en la historia (aunque por lo menos en estas zonas no encontraremos enemigos).

Las batallas: En los combates controlaremos a 3 protagonistas que podemos cambiar en cualquier momento del combate por otro miembro de nuestro grupo y el sistema de batalla se aleja de todo lo visto hasta el momento en la saga, pasando de los turnos ATB de toda la vida (en el que una barra de tiempo avanza mientras los enemigos nos pueden golpear a la par que escogemos acciones) al nuevo BTV (Batalla de Turnos Variables), en la cual tenemos todo el tiempo del mundo para decidir nuestras acciones, las cuales repercuten en lo que deberemos esperar hasta poder realizar nuestro próximo movimiento. Dicho de otro modo, no tardaremos lo mismo en volver a atacar si nos curamos con una poción que si invocamos a un eon (el cual substituirá a nuestros personajes en batalla y será a quien controlemos hasta su muerte, el fin del combate o que lo retiremos).

Además, una vez se nos llene la barra naranja que acompaña los nombre de nuestros protagonistas, seremos capaces de realizar unos comandos denominados turbos que nos permitirán causar daños realmente severos en nuestros enemigos tras superar un breve minijuego que consite en acertar una ruleta, pulsar una secuencia de botones o girar X veces el joystick (dependiendo de como de bien hagamos este juego mayor potencia tendrá nuestro ataque). Por si no os quedó claro, aquí un gameplay en el que podemos observar tanto las zonas de mapa y como las de batalla:

Si viste el video, quizás te dieses cuenta de que, nada más comenzar, el jugador se introdujo en una pestaña del menú y apareció en un tablero parecido a este:

Señoras y señores, les presento el sistema de subida de nivel de este juego: el tablero de esferas.

Siguiendo la costumbre, Final fantasy X utilizó un sistema de levelaje totalmente novedoso: el tablero de esferas. Este consiste en un gran tablero lleno de huecos vacíos por donde vamos desplazando a los personajes usando las esferas que ganamos combatiendo. Con él podemos decidir hacia donde conducir nuestros personajes, creando por ejemplo a una Lulu (que comienza siendo maga negra) luchadora cuerpo a cuerpo o a un Tidus (grande en velocidad pero bajo en fuerza) sanador.

Puede sonar lioso, pero para nada lo es una vez lo pruebas, además de que nos brinda una grandísima libertad a la hora de crear nuestro equipo de luchadores.

Un tema sensiblero donde los haya…

A lo largo del juego combatiremos, combatiremos, combatiremos…. y volveremos a combatir contra multitud de enemigos (los cuales siguen la norma del "mismo enemigo de diferente color significa mayor poder" ¬¬), aunque para superar tamaño reto los creadores del juego nos dan un auténtico regalo: la capacidad de potenciar nuestras armas y armaduras a fin de que nuestros enemigos nos violen menos cada vez que luchamos contra ellos. Cada arma tendrá un número entre 0 y 4 de huecos libres en los que colocar habilidades de la índole de "Elemento fuego", "Vitalidad +30%" o "Ataque +5%" a cambio de quedarnos sin algunos objetos de difícil recolección, por lo que deberemos pensárnoslo bien a la hora de adjudicarle a una arma una habilidad concreta.

Estos cambios de arma tienen su representación en combate, viendo como el diseño del arma y la armadura se modifican… lástima que solo podamos equiparnos con un arma y con una única pieza de armadura y que no sean intercambiables entre personajes como en entregas anteriores (por ejemplo, Tidus es el único que puede usar sables y Yuna la única capaz de equiparse anillos).

Afortunadamente, pelear no será lo único que podamos hacer a lo largo del juego. Los diseñadores se ocuparon de regalarnos unos geniales minijuegos para alargar la vida útil del juego, los cuales se encuentran dispersos por todo el mundo y, además de lucrativos, son casi siempre entretenidos. Y recalco el casi, pues hay uno o dos que se nos pueden volver desesperantes y son imprescindibles para desbloquear todas las armas (sí, te miro a ti, llanura de los rayos ¬¬).

El blitzbol, juego al que más horas dedicaremos con diferencia.

Eso sí, si tuviera que escoger entre todos los minijuegos de este juego uno que superase a los demás el ganador indiscutible sería el blitz, el cual podría considerarse un juego a parte del juego a causa de lo completo, variado y complejo que resulta.

El blitzbol, una mezcla entre el waterpolo y el rugby, es el deporte rey en Spira y consiste en partidos de 5 contra 5 en los que deberemos capitanear a los Besais Auroch a la victoria de la liga, la champions y toda copa que se interponga en nuestro camino a la fama.

Una vez en juego tomaremos el control de uno de los jugadores y tendremos que tener en cuenta la fuerza, resistencia, velocidad, vitalidad y habilidades de nuestros personajes y rivales. Si sí, has leído bien, habilidades. Si en un partido veis como duermen a tu portero, envenenan a tu delantero o hacen invisible el balón que no te extrañe, así es este deporte (y más vale que te guste, dos de los mejores objetos del juego los consigues aquí…). 

Let´s finish this…

Recapitulemos. Final fantasy X es un juego largo, lleno de secretos, donde tomamos el control de varios personajes llenos de motivaciones y matices pero que peca de pasillero, fácil en momentos y que, aunque esto no lo comentara todavía, sufre de un "punto muerto argumental" en cierto momento de la trama SPOILER camino de Mihlien o como se escriba SPOILER, que no se por qué siempre que lo juego al llegar ahí… no se, es como si de repente se perdiera gran parte de la carga emocional de los últimos minutos de juego y que no se recupera en un par de horas de juego como mínimo.

Creo que es hora de ir a las conclusiones.






GRÁFICOS

Lo mejor que parió la PS2 durante sus primeros años de vida. Sus GCI son de lo mejor que vi en la generación anterior, lo cual tiene el doble de mérito cuando nos fijamos en el detalle de que es un juego del 2002

"La gente muere… y Yuna baila. ¿Cuándo parará de bailar? ¿Cuándo acabará esto? Yuna no dejará de bailar hasta que acabemos con Shin"

– 

Los escenarios están llenos de detalles y los combates cuentan con vistosísimos efectos, sobre todo en el momento de las magias, los eones y los turbos, auténticos espectáculos visuales. Desafortunadamente, el juego nos llegó con unas feísimas bandas negras permanentes que enturbian bastante el aspecto final si no jugamos a 60 hz… cosa imposible, dado que en la versión PAL se suprimió esta opción.

Aún así, esos defectillos no son capaces de mermar la nota en este apartado, pues aún así gozaremos de un espectáculo visual majestuoso, digno merecedor de un 10.






SONIDO

Presupongo que escuchásteis alguna de las canciones que fui poniendo a lo largo del análisis. Si no es así (¬¬) os concedo una última oportunidad de deleitaros con otro tema de este juego.

Si alguien creía que no se esforzaba Uematsu cuando componía que mire este enlace y verá hasta que punto puede sorprender con sus temas…
Tiene canciones míticas (como To zanarkand, Sudeki da ne o el tema del trailer del comienzo), además de ser el primer final fantasy en el cual los protagonistas tienen voces propias. Una auténtica maravilla para los oídos. Otro 10, como no.





DURACIÓN

La historia principal nos durará sobre 80 horas, pero si buscamos todos los secretos, derrotar a todos los jefes secretos, completar el bestiario, la zona de caza, superar todos los minijuegos, conseguir todos los eones, subir a todos los personajes al máximo, lograr vencer todas las copas de blitz y recolectar todos los diccionarios albhed esta cifra se elevará hasta las 200 horas sin dificultad. ¿Tengo que ponerle el 10 o se sobreentiende?

"No time to waste. Let´s go"






DIVERSIÓN

A ver a ver… buenos gráficos, buena historia, buen sonido, buen sistema de juego, buenos jefes, buenos combates, variedad, buena portada… Nota obvia, no? 10






LO MEJOR 

 

  • Auron, Ánima y Jetch. Es aparecer uno de esos tres y subir el listón enteros.
  • La variedad de armas y de esferas generan una inmensa cantidad de combinaciones de personalización de nuestros personajes.
  • El sistema de batallas, el mejor de la saga. 
  • Los turbos y los eones, grandes añadidos (aunque ya existían los turbos de antes, el controlar a los eones es nuevo de esta entrega).
  • El apartado técnico, brutal.
  • Duración inmensa.
  • La historia. Sublime.
LO PEOR
  • Kimari
  • La risa de Tidus. Por favor, yo no me río así Neutral
  • El síndrome del enemigo de colores (siempre son los mismos enemigos solo que de diferentes colores).
  • La dificultad de ciertos jefes secretos, auténticos retos con patas, aunque para eso están, no?
  • Las bandas negras arriba y abajo de la pantalla.
  • La imposibilidad de jugar a 60 hz.
  • Falta un enemigo carismático… el que hay no cumple del todo.
  • Pasillero
  • Tener que jugar al Blitz te guste o no para tener cierta hyper arma.




CONCLUSIÓN
Seguramente ahora todo el mundo espere el 10. Pero no se lo puedo dar. Para mí, el 10 es la nota que se lleva el mejor juego que haya probado nunca de un determinado género y, me guste o no, hay un JRPG mejor que este y que se merece más esa nota. Pronto analizaré ese juego, el que para mí es el MEJOR JRPG DE LA HISTORIA, pero mientras tanto este juego puede alegrarse de ser el mejor juego de la difunta play station 2.

NOTA: 9,9
 

 

"Si nos separamos, simplemente silba. Vendré corriendo. Lo prometo"