El Séquito (temporadas I y II)

 

El Séquito es una nueva muestra de la calidad que imprime la cadena estadounidense HBO a sus series, ya demostrada con productos como Los Soprano o Band of Brothers. Pero, al igual que éstas, El Séquito no tiene un público mayoritario, o al menos, puede decirse que no cualquier espectador puede disfrutarla plenamente, se requiere una cosa: ser muy cinéfilo, y ya no sólo por la cantidad de cine que se vea, sino también por la cantidad de información sobre cine que se consuma, y, la verdad, creo que yo cumplo sobradamente el requisito. Porque la serie trata sobre una estrella de cine, Vincent Chase (Adrian Grenier), y todo lo que se mueve a su alrededor: agentes, publicistas, representantes…y, pos supuesto, ese séquito al que hace referencia el título, compuesto pos sus dos mejores amigos de la infancia y por su hermano, también actor, aunque no estrella. A partir de ahí, las referencias cinéfilas son constantes, desde cameos llamativos de otras estrellas como Jessica Alba, James Cameron (increíble su cameo de la 2ª temporada) hasta otros de gente no tan conocida que también se interpreta a si mismo, como Richard Schiff (El Ala Oeste de la Casablanca), Gary Busey, Ralph Macchio o Bob Saget (estos dos últimos, el Karate Kid y el papi de Padres Forzosos, cuyos cameos son absolutamente desternillantes). De ahí la necesidad de tener cierto dominio del show business, de conocer a esos personajes más o menos famosos que se interpretan a si mismos, por no hablar de las continuas referencias que los protagonistas hacen a personas del mundillo, a películas, a series de tv…Y por eso yo disfruto tanto con El Séquito, porque veo cientos de pelis cada año y me trago multitud de series de tv, y porque me leo cinco revistas mensuales de cine y navego por innumerables webs de internet. Y es una suerte, porque con estas premisas, El Séquito es un divertimento increíble, ya que se ríe de ese ambiente de poder, dinero, ambición, sexo y éxito que se destila en Hollywood. Los guiones son excelentes, los capítulos, de 25 minutos cada uno se pasan volando, y los actores protagonistas, todos ellos relativamente desconocidos están geniales. Adrian Grenier es la estrellita Vincent Chase, Kevin Dillon es su hermano Johnny "Drama" Chase y forma una pareja cómica impagable con Jerry Ferrara, que interpreta a Tortuga, uno de los amigos de la infancia de Vincent, y por último, Kevin Connolly interpreta a Eric, el otro amigo de Vincent que además ejerce de representante. Junto a ellos el hilarante Jeremy Piven como Ari, el ejecutivo de la agencia que representa a Vincent ante los grandes estudios.

Me he visto las dos primeras temporadas y he disfrutado muchísimo, sobre todo en la segunda, que nos cuenta como Vincent es el elegido por James Cameron para su proyecto de llevar al cine al héroe de DC Aquaman (recordemos que allá por los 90 Cameron perpetró con Marvel llevar al cine a Spiderman, en un proyecto que no pudo llevarse a cabo y que contaba con Schwarzenegger supuestamente como Dr. Octopus…). he empezado a ver la tercera y tiene pinta de seguir manteniendo el nivel. Os mantendré informados.

//spanish.imdb.com/title/tt0387199/

 

Llamada Perdida

 

Llamada Perdida es un nuevo remake de una peli oriental, en este caso de Chakushin Ari, dirigida en 2003 por Takashi Miike. En realidad es más de lo mismo: Hollywood pilla las pelis orientales que han tenido cierta relevancia internacional para hacer su versión, conscientes de la crisis de ideas que impera actualmente entre el gremio de guionistas (hay quien dice que la reciente huelga ya finiquitada había empezado hace varias décadas…). Y ya no se trata de versionar los grandes pelotazos japoneses, coreanos, chinos o tailandeses que arrasan las taquillas en sus países de origen y tienen trascendencia fuera de ellos, bien sea en festivales o en su distribución en dvd, sino que se versionan pelis como ésta, que en su momento no supusieron increíbles éxitos, aunque sí es cierto que las bandas anchas de internet contribuyeron a que se hablase de esta peli (como de tantas otras que sin existir internet jamás veríamos por aquí). El caso es comprar los derechos, mantener (más o menos) la idea original, contratar un par de rostros que lleven a la gente a las salas, y recaudar. Pero si el remake de Ringu era bastante digno y conseguía dar una versión en ciertos aspectos mejor que el original, a partir de ahí se entró en barrena, ya que ni los remakes de The Grudge, ni Dark Water, ni la reciente The Eye mejoran en nada a sus predecesoras, más bien las hacen mucho mejores.

El problema es que lo que funciona en el lenguaje cinematográfico oriental en la correspondiente versión yanqui se intenta solventar sin éxito: Japón, concretamente, tiene muy arraigada la "cultura de los fantasmas", y supongo que la mitología japonesa bebe de historias milenarias protagonizadas por entes fantasmales, lo cual reflejan en su cine sin necesidad de dar explicaciones racionales a la existencia de esos entes:simplemente están ahí, y asustan, y los directores de ojos rasgados adaptan guiones escritos lo mejor posible contando con la presencia de niñas terroríficas de peinados tétricos, Toshios, fantasmas que pululan por las redes de telefónía móvil, etcétera etcétera…Pero llega el guionista adaptador americano de turno, y lo intenta explicar todo, buceando hasta los orígenes mismos del fantasmita, ralentizando la acción y, en definitiva, aburriéndonos. En The Ring, la versión yanqui de Ringu, Gore Verbinski y sus guionistas conseguían lo que en su momento había logrado Hideo Nakata: que las explicaciones acerca de la dichosa cinta de vídeo no eclipsaran lo que los espectadores queremos, o sea, sustos, sustos y más sustos, y conseguían que pasásemos miedo aunque acabásemos sabiendo las razones de la maldad de aquel VHS. Pero después no, ni la secuela The Ring 2 ni las citadas anteriormente dan excesivo miedo, y terminan por aburrir. En Llamada Perdida Shannyn Sossamon (que tía más guapa…) y Edward Burns se pasean por la peli con el mismo careto de circunstancias, mientras intentan averiguar por qué la gente recibe llamadas que anticipan su muerte. Pero no hay tensión, y si la hay, se ve alterada por las excursiones de los protagonistas en busca de una explicación, que nosotros como espectadores también buscamos, pero no a costa de aburrirnos en la butaca. Al final, esta Llamada Perdida dirigida por Eric Valette (un francés que debuta en Hollywood sin haber hecho nada destacable en su país), más que un remake de la peli de Miike, lo es de Destino Final, esa peli en la que la muerte persigue a unos chicos como si fuera un asesino en serie terrenal. Y aún por encima el póster de la peli es de los más feos que he visto en mucho tiempo…

//spanish.imdb.com/title/tt0479968/

Mi puntuación en IMDB:3.

Las Palomitas

 

Las palomitas…polémica. ¿Se puede ser un cinéfilo de pro comiendo palomitas en el cine?¿Es un hábito sólo de adolescentes descerebrados que este fin de semana irán al cine a ver las cualidades interpretativas de Carmen Electra en Casi 300? La verdad es que a mi no me gustan los fundamentalismos, en ningún ámbito. Y hay una cosa cierta: las palomitas que ofrecen los multicines de hoy (al menos los de mi ciudad) están ricas de cojones. A partir de ahí, está claro que un tipo que hace todo tipo de ruídos mientras las come en el cine, bien sea con el envase (hoy en día esas cajas de cartón no hacen ruído, frente a las bolsas de plástico de antes) o bien sea con sus propias tripas, es un imbécil que no merece que le dejen entrar en una sala. La verdad es que yo las como, no siempre, pero muy frecuentemente. Y he de reconocer que para mi las palomitas forman parte de lo que yo denomino la "cultura del blockbuster", es decir, me resulta un enorme placer sentarme en la butaca a ver un taquillero estreno veraniego (cómo mola el cine en verano….bueno, en todas las estaciones, pero el verano y sus grandes estrenos tiene algo…) con un gran cacharro de palomitas. Es cierto que hay veranos en los que esos blockbusters son deleznables, como ocurrió éste último con Transformers, Spidey 3 o Piratas 3, pero…sentarse en la butaca y comer palomitas y beber pepsi (o coca, dependiendo de la cadena de cines) y ver cómo estalla todo éso, ver a Spiderman trepar por los edificios de Nueva York, a los autobots ésos pelear con los decepticons aquéllos, ver esas últimas entregas de Star Wars, el regreso del Súper con Bryan Singer, o a los X, o este mismo verano a Indy o a Batman de nuevo…para mi, las palomitas forman parte de éso. Que voy a ver la última de Woody Allen, pues posiblemente me pille palomitas, o no…que me voy a ver la última ganadora de los Premios Goya, pues igual las pillo, pero igual no…

Puede que sea una paranoia mía, pero a mi es lo que me pasa. Blockbusters y palomitas…mola, aunque después la peli sea una puta mierda…

Men In Black II

 

Nueva opinión enviada en su momento a Acción:

Al igual que en la primera parte, la mejor baza de Men In Black 2 es su capacidad para contarnos una historia “ supuestamente “ fantástica… Lo cierto es que yo estoy absolutamente convencido de que nos rodean, de que ese “ freak “ que todos conocemos en nuestro entorno es en realidad un alien “ legalmente establecido en nuestro planeta “ gracias a un “ programa de inserción “ proporcionado por un equipo especial de hombres de negro, gris o vestidos simplemente de paisano, que al mismo tiempo vigilan para que los propósitos de los visitantes no sean hostiles…No creo que circulen gusanos de 200 metros por los alcantarillados de nuestras ciudades, pero estoy seguro de que Michael Jackson hace exactamente de sí mismo, o sea, de un alien. En lo estrictamente cinematográfico, más de lo mismo, o sea, efectos visuales estupendos, protagonistas carismáticos, grandes dosis de mala leche, aunque eso sí, algo menos de diversión que la que proporcionaba la primera entrega, y quizás un cierto vacío provocado por la ausencia de Linda Fiorentino, que ni la espectacular Lara Flynn Boyle ni la sosa Rosario Dawson son capaces de llenar. Afortunadamente hay  una novedad destacable: ¡ quiero un perro como ese…!

//spanish.imdb.com/title/tt0120912/

Mi puntuación en IMDB:6.

El Ala Oeste de la Casablanca (temporada 1)

 

Inauguro el apartado de series de televisión con esta maravilla, El Ala Oeste de la Casablanca, de la que ayer terminé de ver la primera temporada. Genial, soberbia, guiones excelentes, grandes intérpretes…Aaron Sorkin ha creado una serie que transmite una sensación de veracidad increíble, que al verla hace que por un momento nos creamos que el presidente de EEUU es efectivamente ese Josiah Bartlet tan magníficamente interpretado por el gran Martin Sheen. Las diferentes subtramas que dan cobijo a todo ese grupo de asesores presidenciales están encajadas de forma magistral, y es un placer ver en cada capítulo esa sobriedad, la cuidada ambientación del despacho oval y de todas las estancias de ese Ala Oeste. Y los actores y actrices, espectaculares, intérpretes poco conocidos en su mayoría (sólo Rob Lowe y Sheen son reconocibles en el primer capítulo), pero de una solvencia increíble, y de entre todos ellos, mi preferido: John Spencer, que interpreta a Leo McGarry, el hombre de confianza del Presidente, un personaje lleno de matices, fiel, leal, trabajador, exigente, duro, ex-alcohólico, ex-pilolto del ejército de los EEUU, comprensivo…Pero todos los asesores son entrañables: ese Toby Ziegler (Richard Schiff) callado, serio, introvertido pero de myu buen corazón; ese Sam Seaborn (Rob Lowe) listo, pitagorín, culto, seductor…; ese Josh Lyman (Bradley Whitford) impulsivo, que está a punto de ser despedido en el primer capítulo, y por supuesto, la jefa de prensa y portavoz de la Administración C.J. (Allison Janney, vista recientemente en Juno), solterona, entregada a su trabajo, apasionada y de permanentemente mal carácter…Y mención especial para la Señora Landingahm (Katrhyn Joosten), que ha sido recepcionista de la Casablanca durante treinta años, y que perdió a cuatro hijos combatientes en la Segunda Guerra Mundial, que pone el punto cómico y es capaz de abroncar al Presidente por saltarse la dieta o decir alguna palabra malsonante. El conocimiento de Aaron Sorkin del mundillo burocrático y de las intrigas políticas al más alto nivel es genial, como también ha demostrado con la reciente La Guerra de Charlie Wilson, o anteriormente con El Presidente y Miss Wade o Algunos Hombres Buenos. Genial serie, maltratada en TVE, pero muy recomendable. Porque no todo es Perdidos y Prison Break. 

//spanish.imdb.com/title/tt0200276/

Turistas

 

Pues para desengrasar de tanto cine para chicas (y que en ocasiones yo tanto disfruto), nada mejor que una de terror. Y, como suele ser habitual en este género, mala de cojones. Turistas es una copia no declarada de Hostel y su secuela, cambiando la Europa que sufrían aquellos chicos estadounidenses por Brasil. La verdad es que poco se puede decir de este bodrio: que el tal John Stockwell parece que se especializa en dirigir pelis con abundancia de bikinis: Inmersión Letal (aquella de aventuras con Jessica Alba) y En El Filo de las Olas (la de surferos con Michelle Rodríguez); que sale la chica de la reciente y estupenda 30 Días de Noche, Melissa George…y poco más. Curiosamente la peli empieza bien, con un espectacular accidente de autobús pero en cuanto la primera chica dice que se ha olvidado la parte de arriba del bikini ya intuímos que nos disponemos a ver una puta mierda. Detrás de la peli, al menos en su distribución, la Fox Atomic, la filial de Fox para pelis de terror que nos había traído entre otras, 28 Semanas Después o la secuela de Las Colinas Tienen Ojos. Lo dicho, mala, mala…

//spanish.imdb.com/title/tt0454970/

Mi puntuación en IMDB:2.

A Propósito de Schmidt

 

Aquí va una nueva opinión que en su momento envié a la revista Acción, en aquella ocasión tocaba hablar de A Propósito de Schmidt, una nueva muestra del talento de Jack Nicholson, dirigida por Alexander Payne, quien algún año más tarde se ganaría a casi todo el mundo ( a mi no ), con Entre Copas.

Quien considere que Jack Nicholson es un actor mediocre ( hay quien lo cree, aunque parece que a todos seduce por igual…), o sencillamente, quien le profese antipatía, no debería de ver esta película. Son dos horas de Nicholson en estado puro, de Nicholson en pantalla durante 116 minutos ( si consideramos que los 4 restantes corresponden a los títulos de crédito..), de Nicholson subiendo y bajando sus diabólicas cejas continuamente…Es, en fin, lo que cinematográficamente suele llamarse “ un producto destinado al lucimiento “ de Jack Nicholson, expresión más utilizada para definir las cintas protagonizadas por los típicos héroes de acción nutridas de explosiones y efectos visuales, en donde el cachas de turno luce palmito. No seré yo quien desprecie ese tipo de cine que llena los bolsillos de Schwarzenegger o Stallone , dado que lo consumo y lo padezco ( o disfruto a veces, todo hay que decirlo ), pero sí es necesario diferenciar que de lo que aquí presume Nicholson no es de músculos, sino de talento. Lo cierto es que el protagonista de Alguien voló sobre el Nido del Cuco ofrece una nueva interpretación magistral, que sin duda le reportará un nuevo Oscar, aunque hubiese sido de agradecer que los guionistas no abusasen tanto de la figura del actor: demasiados primeros planos, demasiadas escenas de absoluto protagonismo…El es consciente de su tirón, y después de Mejor Imposible ( El juramento fue un favor que hizo a su amigo personal Sean Penn ), vuelve a escoger un papel hecho a su medida, asegurándose premios, taquilla y buenas críticas…Pero precisamente lo que hacía de la comedia de James L. Brooks un prodigio cinematográfico y posiblemente una de las mejores comedias de la última década, era el extraordinario elenco de intérpretes  que acompañaban al carismático protagonista: Helen Hunt, Gregg Kinnear y Cuba Gooding Jr. se encargaban de que el interés no decayese cuando Nicholson no acaparaba los planos, y de eso todos salían ganando, incluídos los espectadores…Por el contrario, esta película de Alexander Payne, cuya anterior obra Election consiguió un arrollador éxito de crítica, discurre únicamente por la vida de ese Warren Schmidt magníficamente creado por Nicholson, y sólo la estupenda presencia de Kathy Bates consigue que no terminemos cansados de ver siempre la misma cara en pantalla.A Propósito de Schmidt es por tanto una buena película, conmovedora, graciosa por momentos y con buenas intenciones ( esa apuesta por el apadrinamiento de niños del Tercer Mundo podría ser acusada de demagógica y oportunista, pero el cine es un medio lo suficientemente poderoso para mover conciencias, y es totalmente lícito aprovecharse de ello…). No obstante, dado el talento del protagonista, uno prefiere que éste sea aprovechado para componer personajes cómicos como el Melvin Howard de Mejor Imposible, para reírnos compulsivamente, en lugar de presenciar dramones de este calibre…

Mi puntuación en IMDB:7.  

 

María Antonieta

 

María Antonieta es la última peli de Sofia Coppola, una correcta directora que en mi opinión está algo sobrevalorada. A mi personalmente me gusta Las Vírgenes Suicidas, Lost in Translation me deja un poco frío (sí, ya se que a la mayoría de vosotros os parece genial…) y esta María Antonieta pues creo que es un poco parida, y me explico. No es mala idea poner un poco de pop en esa época de monarquía sobria y rígida, resulta divertido centrar la cámara en esos platos exquisitos que se degustaban en palacio con mención especial a esos postres estupendos; la Coppola parece que se ríe a costa de esos estratos sociales tan patéticos en aquella época y las escenas en las que el príncipe no reacciona ante los intentos de Kirsten Dunst (cómo me mola esta chica) por consumar el acto sexual son realmente tronchantes. Y ahí se acaba la peli. No hay mucho más. O mejor, no hay nada más. Ni siquiera se aprovecha la siempre perturbadora presencia de Asia Argento. Con todo, yo prefiero algo así, a esas aburridas películas de época en las que la acción está tan encorsetada como los vestidos de las protagonistas. Lo dicho, ni fu ni fa, ni chichá ni limoná.

Mi puntuación en IMDB:5.

El Diablo Viste de Prada

 

Pues por motivos de coyuntura sigo con mi ciclo de pelis-muy-para-chicas y en esta ocasión he visto El Diablo Viste de Prada, una peli del 2006 en la que la guapísima Anne Hathaway interpreta a una chica que se estrena como secretaria personal de la directora de la revista de moda más glamourousa y fashion del momento. Meryl Streep interpreta a esa directora malísima a la que hace referencia el título de la peli, y la verdad es que la Streep, nominada al Oscar a la mejor actriz por este papel, da una nueva lección de interpretación: soberbia, en sus gestos, en sus miradas, en su manera de andar….simplemente espectacular, llevando el peso de la acción, eso sí, acompañada por otro secundario de lujo, el gran Stanley Tucci, que aquí compone un papel de reportero de la revista, gay, aparentemente tan duro como el personaje de la Streep pero finalmente confidente y ayudante de la Hathaway. No deja de ser una historia contada miles de veces, la de esa chica que entra en un nuevo trabajo despertando desprecios y antipatías por doquier para acabar convirtiéndose en la envidia de sus compañeros pos su competencia y finalmente por la pedilccción que la gran jefa acaba sintiendo hacia ella, pero la verdad es que la presencia de Meryl Streep y una banda sonora atractiva con temas archiconocidos de Madonna o U2 hacen que el balance final resulte agradable y que la cinta gane varios puntos. Entretenidilla.

//spanish.imdb.com/title/tt0458352/

Mi puntuación en IMDB:6.

Las Mujeres Perfectas

 

Sorprendente peli ésta, una comedia atípica, basada en una novela de Ira Levin,el autor de La Semilla del Diablo. No he visto la versión de 1975, pero espero hacerlo, y supongo que la novela no tendrá para nada ese toque cómico que tiene esta versión de Frank Oz, un tipo que a lo tonto está labrándose una filmografía de lo más interesante: Cristal Oscuro, La Tienda de los Horrores, Un Par de Seductores, In & Out, Bowfinger o Un Golpe Maestro son pelis majas, e incluso ésta última que he citado, con Robert de Niro, Edward Norton y Marlon Brando es una peli buena buena. Las Mujeres Perfetas presenta también un reparto estupendo: Nicole Kidman lleva el peso de la trama con solvencia, y hay secundarios de lujo, como Christopher Walken, Bette Midler, Glenn Close y ese Rogert Bart, que borda ese papel de gay hilarante protagonizando las escenas más cómicas. Sobre la trama, pues decir que trata sobre las peripecias del matrimonio interpretado por Kidman y Mathew Broderick, cuando deciden instalarse en Stepford, un tranquilo y pequeño pueblo en el que las mujeres son…perfectas. Pero los motivos de esa supuesta perfección son realmente traumáticos, y resulta muy agradable ver a la Kidman descubriendo la verdadera y oscura naturaleza de esa perfección femenina. Me ha gustado, la verdad más de lo que me esperaba…

//spanish.imdb.com/title/tt0327162/

Mi puntución en IMDB:6.