Los Cronocrímenes

No se estrenó en mi ciudad en su momento, y ahora he podido verla por otros medios. Los Cronocrímenes es el primer largo dirigido por Nacho Vigalondo, quien hace unos añitos estuvo nominado al Óscar al mejor cortometraje por aquella maravilla titulada 7:35 de la Mañana.

Y lo que demuestra con este primer largo es que es un cineasta distinto, original…7:35 de la Mañana te dejaba clavado, te sorprendía, a pesar de su cortísima duración. Los Cronocrímenes te sorprende, más allá de que te guste mucho o nada. Vigalondo parece tener claro que no quiere contar historias ya contadas, que quiere innovar, y eso siempre es de agradecer…

De hecho son tan claras sus intenciones de innovar que por momentos parece que se ha tirado a la piscina sin agua. Con un par, se ha lanzado a escribir y dirigir una historia sobre viajes en el tiempo, con poquísimos personajes, que se ven y se encuentran varias veces en distintos intervalos temporales. El problema reside en lo complicado que resulta dar coherencia a una trama así. Las dos sagas más famosas de la historia del cine en las que se viaja en el tiempo salen indemnes por diversos motivos: en Terminator la acción y el espectáculo visual ayudan a disimilar los innegables gazapos de guión fruto de los viajes en el tiempo; en Regreso al Futuro ocurre algo parecido, aunque sí es cierto que los guionistas hilan más fino.

Al terminar de ver Los Cronocrímenes, uno tiene la sensación de que, si vuelves a verla, pausándola cada poco metraje, apuntando los movimientos de ese Héctor protagonista (genial Karra Elejalde), la película estaría llena de incoherencias. Hacer eso nos llevaría toda una tarde, y lo podríamos hacer con muchísimas películas de trama mucho menos compleja. Pero lo mejor es que, a pesar de esa sensación de fragilidad en la solidez del guión, Los Cronocrímenes resulta una peli entretenida, que te deja con muy buen sabor de boca. Es cierto que llegado un momento uno se lía bastante con Héctor I, Héctor II y Héctor III, las distintas versiones del protagonista dependiendo del momento temporal, pero a pesar de todo, cuando se termina la película, hay una cierta sensación de coherencia, al menos en la base argumental más primitiva, aunque sepamos que un análisis más profundo nos pueda llevar a descubrir las costuras…

Desde luego el mérito de Nacho Vigalondo es enorme. Y nos sirve además para confirmar que es un excelente actor, ya que está muy bien en su papel de creador de esa máquina para viajar en el tiempo…Mérito también para Vigalondo el haber elegido a Karra Elejalde, uno de los mejores actores de este país y que en los últimos tiempos parecía haberse evaporado.

Buena película Los Cronocrímenes, quizás más disfrutable fuera de España que aquí, ya que en nuestro país los prejuícios respecto al cine de género siguen existiendo. No cabe duda de que éste es el tipo de cine que de vez en cuando necesitamos producir en España, cine vendible a otros países, capaz de competir en festivales especializados y susceptible de que los yanquis compren los derechos para hacer un remake. Yo, desde luego, prefiero cosas como Los Cronocrímenes a otras como La Conjura de El Escorial o El Puente de San Luís Rey, que cuestan más pasta y aburren a las ovejas…

Mi puntuación en IMDB:6.

//spanish.imdb.com/title/tt0480669/