9 Días

Ya ha pasado más de una década desde que Joel Schumacher destrozase la franquicia de Batman iniciada por Tim Burton. Así que podemos dejar de machacarle y reconocerle ciertos méritos en su carrera. Perdonarle, no. Cómo coño podemos perdonar a un tipo que sólo se preocupó porque los bat-pezones saliesen bien en pantalla…Pero bueno…es Navidad y también podemos hablar de las cosas buenas que ha hecho…

Porque Schumacher ha dirigido pelis muy buenas como Jóvenes Ocultos o Última Llamada, y otras bastante correctas como Tiempo de Matar, Línea Mortal o el musical El Fantasma de la Ópera. Y también tiene cosillas como 9 Días, una de esas pelis tontorronas y comercialoides que los grandes estudios facturan como rosquillas, con un poquito de acción, un poquito de comedia y un par de intérpretes de tirón. No se gastan una cantidad desorbitada en facturarlas pero la taquilla suele acompañar, así que tampoco es necesario matarse mucho en el guión…

Y eso que el productor aquí es el prolífico Jerry Bruckheimer, quizás el productor estrella de Hollywood, con una carrera repleta de éxitos descomunales como la saga de Piratas del Caribe, Dos Policías Rebeldes, Con Air, Pearl Harbor, Armageddon, Top Gun o Superdetective en Hollywood…Con ésta se gastó algo menos, y aunque aquí pasó bastante desapercibida, en USA sí le fue bien gracias sobre todo a la presencia de Chris Rock, un cómico de gran éxito en su país y que a mi me parece realmente malo.

Le juntan con Anthony Hopkins, quien hace ese papel que tanto repite últimamente, el de jefecillo veterano que se las sabe todas y trata de adiestrar a un joven súbdito en alguna misión arriesgada. Hopkins, cuyo talento como intérprete está a años luz del de Rock, parece tomarse con filosofía su trabajo, e incluso a veces da la sensación de que le invade la desgana, en plan "menos mal que el cheque merece la pena".

Pero tampoco se puede decir que 9 Días sea una mierda de peli. Es flojita, pero un poquitín sí se han currado la trama, con un Chris Rock que debe de sustituír a un hermano gemelo desconocido que trabajaba para la CIA. Intentan hecer gracia con gags basados en el contraste entre el serio espía asesinado y el sustituto interpretado por Rock, y alguno tiene gracia, la verdad. Y las escenas de acción están bastante bien rodadas. Y sale Peter Stormare, ese freak carismático que estaba tan bien en la primera temporada de Prison Break.

Y poco más. Hay tantas pelis del nivel de ésta que tampoco se puede añadir mucho. Para un sábado a la tarde puede valer. Pero que nadie se espere ver algo muy bueno por el hecho de ver a Anthony Hopkins en el reparto.

Y ahora que tenemos a Christopher Nolan al frente de Batman, brindémosle un pequeño homejane al bueno de Joel Schumacher. Qué coño, es Navidad…

Mi puntuación en IMDB:5.

//www.imdb.com/title/tt0280486/