Fast & Furious

Es evidente que en la actualidad las majors viven de las sagas, esas series de películas en las que se repiten unos personajes que gustan al público y que estas grandes compañías explotan hasta la saciedad para hacer caja, hasta el agotamiento total de las historias que esos personajes protagonizan. Pero Universal Pictures tiene un problema con sus sagas…

Warner tiene a Harry Potter y a los superhéroes de DC, Fox tiene un importante número de superhéroes Marvel y Paramount ha reabierto la de Indy además de contar con su ración de héroes marvelitas. ¿Y Universal? Repasemos…

Universal iba a retomar la saga de Jurassic Park, pero la muerte de Michael Crichton ha aparcado la idea. Tenían un filón con Bourne, pero la tercera peli cerró la saga. Tienen a Hulk, pero no consiguen que se consolide, y van ya dos intentos, y su Momia se llevó una buena bofetada el pasado verano en taquilla y en crítica…Y para colmo Guillermo del Toro se centrará en El Hobbit y tendrá que aplazar (o delegar) Hellboy, otro activo de Universal…

Asi que están intentando revitalizar otras cosas, como la saga de los coches tuneados y las chicas potentes iniciada en 2001 con The Fast and The Furious, y que contó con dos secuelas, aunque la última, ambientada en Tokyo, no conservaba a ningún miembro del reparto original. Para relanzarla han vuelto Vin Diesel y Paul Walker, pero me da a mi que de aquí no van a sacar mucho…

Porque de nada vale contar con un par de actores (vale, aceptamos pulpo…) de relativo tirón y un tema de interés para la juventud como es el tunning si resulta que no trabajas mínimamente una historia. No digo yo que contrates a un David Mamet o a un David Koepp, pero el libreto que han usado en esta nueva peli es imposible que relance nada.

También es verdad que a mi toda esta historia de los coches con alerones me interesa más bien poco, pero hay que ser muy freak del asunto para engancharte con una estupidez como la que han estrenado ahora. Al final resulta que lo más espectacular lo meten en el tráiler (Diesel y Michelle pasando por debajo de la cabina incendiada…) y después..cero patatero. Porque yo me aburrí de lo lindo con el calvo y su cruzada vengativa y el guaperas poli ayudándole. No hay coches especialmente llamativos, ni chicas especialmente llamativas, y un malo cuyo mayor mérito es jugar al despiste respecto a su identidad. Vamos, que si con esto esperan revitalizar la franquicia, que se esperen sentados.

Y luego está lo de Vin Diesel. Aún no he visto Declaradme Culpable, la peli en la que parte de la crítica afirma que Lumet le "ha convertido en actor", pero desde luego mucho se habrá tenido que esforzar el bueno de Lumet, porque los conceptos Vin Diesel y "actor" son, en mi opinión, imposibles de unir. Yo le veo como un musculitos del cine de acción más frívolo, o como Riddick, que ahí no tiene que expresar nada y sí queda resultón. De Paul Walker tampoco hay mucho que decir, más allá de que es más guapo de Diesel pero no mejor actor.

Los adolescentes irán a verla, pero en general, el público no diferirá mucho del que en su día fue a ver Yo Soy La Juani o más recientemente Mentiras y Gordas. Es cierto que cada tipo de cine tiene su público, y mira que yo me abro a todo tipo de cine, pero a veces te obligan a cerrar determinadas puertas…Y es una pena, porque a mi las dos primeras de esta saga, siendo flojas, no me parecieron tan deleznables como ésta.

Mi puntuación en IMDB:3.

//spanish.imdb.com/title/tt1013752/