Terminator; The Sarah Connor Chronicles (2ª Temporada)

Finalizada en USA la segunda temporada de Terminator; The Sarah Connor Chronicles, toca hacer balance, y no sólo de esa segunda temporada, sino de la serie en general, porque parece que la cosa se ha terminado…

Y es que el resultado de este proyecto televisivo de seguir contándonos la guerra de los humanos contra las máquinas no ha sido satisfactorio para la FOX, que parece decidida a cancelar la serie. Con todo, hay que contar con el hype que se producirá en los próximos meses con el estreno de Terminator Salvation, cuyo hipotético éxito podría hacer que la cadena se replantease el futuro de la serie. Lo que es indudable es que las bajas audiencias de esta segunda temporada se deben al nulo interés de la trama, ya que los guiones de estos últimos capítulos han sido realmente flojos.

La primera temporada terminó precipitadamente debido a la huelga de guionistas. Todos creímos que con la segunda los creadores tendrían tiempo y solvencia para resolver una trama bien hilvanada, interesante y emocionante, algo así como un prólogo a lo que sería el estreno inminente de la peli, que, a pesar de la incompetencia demostrada de su director, parece que será divertida, a tenor de los tráilers vistos hasta el momento.

SPOILERS

En esta segunda temporada ha habido un nivel de calidad de los capítulos bajo. Empezó bien la cosa, o podríamos decir que muy bien, con la introducción de un enigmático personaje: Catherine Weaver, una ejecutiva de una poderosa compañía tecnológica:

La señora Weaver pronto revelará su verdadera identidad: se trata de un nuevo modelo de T-1000, el Terminator de metal líquido semejante al que encarnó Robert Patrick en Terminator 2.

Semejante revelación no sirvió para que el interés aumentase, ya que la aparición de este interesante personaje se vio compesada en lo negativo con la introducción de otros dos, nefastos, aburridos y carentes de interés…

Riley Dawson, una novieta de John que resultará venir del futuro, en un plan que ha preparado ella:

Jesse Flores, interés sentimental de Derek Reese, y que planea acabar con la Terminator interpretada por la bellísima Summer Glau.

En mi opinión, la trama urdida por estas dos mujeres acaba por lastrar a la serie, que presenta, mediada esta segunda temporada, un bajón tremendo debido a una sucesión de capítulos aburridos y pesados. La cosa se endereza un poco en los últimos 4 episodios, cuando Cromartie, el T-800 creado por la compañía de Catherine Weaver adquiere relevancia, al presentarse como el verdadero prototipo de los temibles cyborgs. Al final conocemos la misión de Jesse en el submarino Jimmy Carter, en el futuro, que trataba de ganar para la causa humana a los T-1000, y en el capítulo final se da un giro inesperado que nos indica que el Terminator que se esconde tras la personalidd de Catherine Weaver está en realidad del lado de los humanos, y busca, a través de Cromartie, el remedio para que la raza humana gane la partida a las máquinas.

Una trama complicada, confusa, que ni siquiera el excelente trabajo de Lena Headey y Brian Austin Green (sorprendente en su buen trabajo) logra salvar. El John Connor encarnado por Thomas Dekker gana protagonismo y carácter, aunque aún nos cuesta imaginarnoslo como el líder de la humanidad que toda la saga avanza que será. Quien sigue gustándome mucho es Cameron, la Terminator buena encarnada por Summer Glau, que parecerá por momentos dudar de su condición de máquina sin sentimientos…

Y hasta aquí parece que llegó la andadura de esta serie. En unos meses veremos la peli nueva, en la que parece que se tendrá en cuanta algo de lo narrado en Terminator, The Sarah Connor Chronicles (se dice que aparecerá el personaje de Jesse Flores, aunque interpretado por otra actriz…). Desde luego lejanas nos quedan ya las dos espléndidas películas dirigidas por James Cameron, que revolucionaron en su momento el cine de acción y ciencia-ficción. La serie, que empezó bien, ha teminado por convertirse en un producto recomendable solamente para los fanáticos de la saga y los personajes creados por Cameron, a quienes incluso defraudará en más de un capítulo. Una pena.

//www.imdb.com/title/tt0851851/