Stardust

La historia es conocida por todos. Peter Jackson se apuntó un éxito descomunal a principios del siglo XXI con su trilogía de El Señor de los Anillos, y al rebufo surgieron fórmulas que trataron de aprovecharse de esa cresta de la ola en la que quedó instalado el cine de fantasía y mundos imaginarios. Pero con poco éxito, en la mayoría de los casos. Yo ya dije alguna vez en este blog que sólo la primera de las Crónicas de Narnia me parece mínimamente presentable, mucho más desde luego que cosas como Eragon o ésta, Stardust, un despropósito de magnitudes bíblicas…

Matthew Vaughn ese ese joven director que a todos cautivó con su debut, aquel thriller policíaco titulado Layer Cake, que a mi me aburrió soberanamente. Estuvo a punto de ser elegido para ser responsable de la peli de Thor, pero finalmente el elegido fue Kenneth Branagh. Y entre medias, se puso tras la cámara para adaptar una novela de Neil Gaiman, que, quiero pensar, se aparta bastante de lo que Vaughn nos mostró en el cine…

Lo más triste en estos casos es pensar en lo que ha costado semejante disparate. Efectos especiales, escenarios suntuosos y un reparto de campanillas. Para nada. O, mejor, para indignar a quien en su momento pasase por taquilla. Ian McKellen (a quien sólo podremos escuchar en la versión original, ya que es el encargado de la voz en off), Michelle Pfeiffer, Claire Danes, Sienna Miller, Mark Strong, Peter O’Toole, Jason Flemyng, Rupert Everett y algún rostro conocido más, figuran en el reparto. Y me he dejado para el final a Robert de Niro, porque mención especial merece quien ha sido uno de los mejores actores del planeta en su momento, y que con estos papeles no hace otra cosa que mandarlo todo a la mierda…

Respecto a la historia, pues tenemos a un muchacho londinense que, intrépido él, decide cruzar un muro que delimita una misteriosa frontera entre la ciudad británica y un mundo de fantasía poblado por un sinfín de seres estrafalarios…A partir de ahí, brujas, un rey moribundo que deja un montón de hijos con nombres cardinales, un barco volador capitaneado por una locaza interpretada por De Niro…En definitiva, que a uno se le abren los ojos como platos para comprobar que semejante dislate está ocurriendo ante su mirada.

Hay películas que nunca debieron de haberse rodado. Stardust es una de ellas.

Mi puntuación en IMDB:2.

 //www.imdb.com/title/tt0486655/