Análisis: Left 4 Dead 2. El fin del mundo es un buen lugar para hacer amigos.

 

Antes de nada me gustaría avisar de que este análisis es deLeft 4 Dead 2, L4D 2 de ahora en adelante, y no de las diferencias entre L4D yL4D 2, ni una crítica airada a Valve por sacar una segunda parte tras sólo unaño en el mercado cuando lo podría haber hecho en forma de descargable. No loharé principalmente por desconocimiento, pues yo no he probado L4D, así que mesería imposible hacerlo con conocimiento de causa. Dicho esto, entremos enmateria:

El mundo ha sufrido una epidemia zombi que ha convertido ala mayoría de la población en estúpidos muertos vivientes que se tambalean agran velocidad y aúllan al encontrar carne fresca con la que saciar su eternahambre. La dieta, poco variada pero hiperprotéica, se basa en los escasossupervivientes. Estos han formado pequeños grupos para intentar atravesar laszonas infectadas en busca de un lugar seguro.

Los refugios siempre serán un buen lugar para reponer munición y energía

L4D 2 es un shooter en primera persona, como ya sabéis, perono es un shooter más. La diferencia esencial con el resto es que está pensadopara ser jugado en modo cooperativo con otros tres jugadores. Siendo éste sumodo principal, se ha centrado el diseño en potenciarlo. Para hacerlo, se hanhecho cambios importantes en la manera clásica de plantear la estructura dejuego. Así, aquí no encontraremos escenas no jugables con la que desarrollar latrama, ni puntos de guardado, ni compañeros controlados por la máquina que nosabren las puertas y nos indican por donde debemos pasar.

te están esperando

La consigna para los supervivientes, si quieren seguirsiéndolo, es: COOPERACION. Valve ha preparado su juego para que no sólo seaaconsejable, es absolutamente necesario. Y no me refiero a lo que ocurre conotros títulos, como el Resident Evil 5 por ejemplo, que hace falta otrojugador para que nos ayude a subir por alguna empalizada o para que activemosalgún dispositivo que, OH casualidad, tiene dos palancas para accionarlo. Aquíel resto de jugadores son necesarios para poder sobrevivir.

Para potenciar estanecesidad entre los jugadores, Valve optó por la inclusión de Zombis conhabilidades especiales que cuentan con algún tipo de ventaja respecto a susputrefactos congeneres. Como por ejemplo: el boomer vomita una viscosasustancia que te cegará a la vez que atrae al resto de infectados o el Tank, elmás temido de todos, una bestia parda inmensa que es capaz de lanzar coches ogolpearte con una potencia que te enviará a varios metros, muy capaz de acabarpor si solo con un grupo. Pero, llevándolo todavía más lejos, algunos de estosinfectados especiales podrán atrapar a los supervivientes, de tal manera quesólo otro sea capaz de liberarlo. Así se podría dar el caso que aún teniendo labarra de energía al máximo, si somos capturados por una de estas criaturas y nuestroscompañeros han caído, no podamos hacer más que mirar como, poco a poco, nos esmasacrada toda nuestra vida. Mantener a nuestros compañeros a salvo es siempreuna buena elección, a la par que un noble gesto que denota un alma pulida.

Cuando hablo de zombis con habilidades especiales no me refiero a estos

El núcleo del juego es la campaña, cooperativa como hemosdicho, que está dividida en 5 campañas independientes que formarían el arco dela historia; por otro lado bastante anecdótica, como también se ha dicho. Cadauna de ellas, a su vez, está separada por diferentes capítulos que empiezan yacaban en un refugio. La mecánica es tan simple como salir del refugio donde seempieza y conseguir llegar al siguiente, fácil de decir pero no tanto de hacer,claro está.

Los cuatro supervivientes deberán recorrer desolados paisajesinfestados por interminables hordas zombis, eso sí, no están indefensos. Cadapersonaje podrá llevar un arma pesada: ametralladoras, escopetas e inclusolanzagranas; un arma cuerpo a cuerpo: katanas, bates, guitarras, hachas,sartenes o pistolas (a una o dos manos). Además dispondremos de diversosartefactos como un cóctel molotov que envolverá una pequeña zona del mapa enllamas, una bomba casera con un pitido que atrae a los muertos vivientes hastaque explota o el vomito de Boomer que los atrae sin matarlos.

las armas de cuerpo a cuerpo son útiles, a la par que divertidas de usar

Gráficamente el juego ha sido muy criticado. Mucho se hahablado de si el Source, el motor que utiliza Valve desde Half life 2, estádesfasado y tiene un aspecto antiguo. Ciertamente lo tiene, recuerda mucho alHalf life 2, aunque poco tenga que ver en cuanto a temática, y algunos acabadostienen, eso, un deje anticuado. Determinados efectos, como el del agua, estánbien logrados, en cambio otros, como las llamas, son de la generación de32bits. Además, presenta algún problema a la hora de subir / bajar escaleras oatravesar umbrales. Siendo estás, en ocasiones, más peligrosas que un Tank.Ahora bien, me gustaría ver a motores gráficos “de moda” tener que mover esacantidad de zombis en esos escenarios tan amplios sin ninguna caída deframerate, o muy puntual, pues no siempre las comparaciones son justas. Esmucho más fácil tener la excelencia cuando controlas el número de enemigosmáximo y el jugador está limitado a moverse unos poco pasos del caminoprincipal.

 

cuidado con la carga del charger

 

Eso en cuanto a nivel técnico, en cuanto a nivel artísticoes, con mucho, superior a la mayoría. Tiene un gusto por la serie B que sedenota en prácticamente todos sus aspectos pero se hace más palpable durantelas cargas, donde la campaña se no es representada como un cartel de película decine de aparcacoches. Escenarios detallados hasta la obsesión, con multitud deguiños, capaces, por observación, de revelarte la historia de lo sucedido;merece la pena dedicarle un tiempo a leer los mensajes de otros supervivientesen las zonas de seguridad. Coherentes, grandes, bien pensados y huyendo, perono siempre consiguiéndolo, del efecto túnel que tanto odio. Pero, por encima detodo, está la ambientación, fantástica. Cada una de las 5 campañas es diferentey variada, con sus propios zombis “locales”. Su diseño mezcla zonas oscuras conexteriores iluminados. Especial mención a la campaña el diluvio que supone unviaje de ida y vuelta donde nos sorprenderá una espectacular tormenta mientrasatravesamos un campo de maiz infectado de no muertos, impresionante.

los infectados suelen ir en grupo, acaba con todos

Las animaciones es un apartado desigual. Si bien las movimientosy desmembramiento de los zombis normales es bueno. Especialmente los estragosque causan tanto las armas de fuego como las de cuerpo a cuerpo en la carneputrefacta, siendo un gran espectáculo gore. En cambio, los supervivientesprácticamente carecen de ellas. En otros juegos es perdonable pues, al ser enprimera persona, no observas tu personaje más que en reflejos. Aquí estáscontinuamente viendo a los otros tres supervivientes que, si bien se muevenrazonablemente bien, a la hora de atacar cuerpo a cuerpo tienen animacionesalgo absurdas; por no mencionar cuando son atacados por un Tank, consiguiendoel doloroso merito de recibir un golpe que los desplaza una decena de metrossin, asombrosamente, perder ni un ápice de verticalidad.

El apartado sonoro se nutre especialmente de sus fantásticossonidos fx y un doblaje al castellano donde incluso uno de los protagonistascuenta con la voz de Metal Alfonso Gear Vallés. Los gritos de los infectadosespeciales se hace reconocible y se aprende a diferenciarlo del resto, pudiendoadelantarte a sus ataques o, si es el llanto de la Witch, aprender a pasar sinasustarla para evitar sus mortíferos golpes. Las piezas musicales ayudaran aponernos en situación, entraran en juego de una manera dinámica perfectamenteimplementada. En general es un buen aportado, pero esperaba algo más.

con la noche de los muertos vivientes empezó todo. Cuanto le debemos a Romero

 

 

Pero si de algo destaca L4D 2 es por su jugabilidad yrejugabilidad. Cada una de las 5 campañas dura una hora y cuartoaproximadamente de juego. No hace falta ningún complicado calculo para ver quenos llevará poco más de 6 horas completar las cinco. Cifra que, a día de hoy,tampoco es especialmente baja. Este dato sería relevante en muchos fps pero noen éste. Y es que L4d 2 tiene una gran rejugabilidad. Rara vez, una vezcompletada la aventura principal, me he dedicado a volverme a pasar el juego. Pero,esta vez, he vuelto a hacer, una y otra vez, todas las campañas. ¿El secreto? Comoya he comentado el diseño de los niveles es soberbio, con un montón de espaciófuera de la vía que explorar para conseguir objetos, estos, cada vez que losjuguemos, cambiaran de lugar haciendo la exploración siempre emocionante. Lacolocación de los infectados también varia evitando que se juegue de memoriasabiendo que tras esa esquina es donde sale tal zombi.

Aunque el núcleo del juego sea la campaña cooperativa eso noquiere decir que sea la única manera de jugar. Existen otras aunque seanderivados de esta. La más evidente es la posibilidad de participar sólo, siendola máquina quien controla al resto de personajes. Otra opción será la desupervivencia, nos colocaran en una parte del escenario especialmentecomplicada y empezaran a salir zombis en una carrera contrarreloj por aguantarel máximo tiempo vivo. También se pueden jugar zonas de la campaña en modocompetitivo, donde un grupo controla a los supervivientes y otro hará lo propiocon los infectados especiales. Es realmente divertido llevarlos. Una variante esel modo Búsqueda donde uno de los grupos debe encontrar una serie de bidones degasolina para rellenar el deposito de un coche mientras el otro los acosa.Después, se cambian las tornas y gana quien haya rellenado más gasolina, vamos,como si fuese una prueba del 1,2,3.

Dawn of the Dead III. Es un juego de zombís gratuito de el siempre creativo ErikAdams, no dejeis de probarlo

Uno de los modos que más me gusta es el modo realista,aunque se me da fatal. Consiste, como su nombre indica, en una experiencia dejuego más autentica. Por ejemplo, dejamos de ver la silueta que recubre anuestros compañeros que tan útil nos es para localizarlos en cualquier momentoincluso si la línea de visión esta bloqueada por muros. Los infectados seránmucho más resistentes, siendo el tiro en la cabeza la mejor estrategia paraacabar con ellos y sus golpes nos causarán más daño.

conclusiones

La diversidad de géneros en el mundo de los videojuegos estan amplia como la musical. Todos llegamos a la conclusión de que comparar el“Casta Diva” de Bellini con música Dance es un ejercicio inútil pues estáncompuestas con un objetivo diferente, para situaciones que no tienen nada quever y que buscan un estado de animo bien distinto. Con los videojuegos sucedelo mismo, no obstante nos empeñamos en compararlos, listarlos y analizarlostodos en un paquete.

L4d 2 tiene una jugabilidad directa que no busca elaborar unarco argumental profundo y estaría más en la línea de un juego Arcade de los80. Empezamos a jugar y no sabemos nada, o poco, y tampoco lo necesitamos. Enpocos minutos te has hecho con los controles básicos, eso no quiere decir quecon la experiencia no vayamos mejorando, y estás listo para empezar a masacrarzombis. No avanzaremos, como en otros juegos, de manera ordenada y coherentepor la historia, ni aprenderemos nuevas habilidades, ni nuestro personajemejorará. Y, al apagar la consola, cuando la volvamos a encender todo estaráexactamente igual que le primera vez que jugamos Quizá la comparación másdirecta sea con los juegos deportivos, en vez de echar el partido amistoso derigor hacemos una campaña con los amigos para pasar un rato muerto.

el puente atestado de zombis, supondrá un reto atraversalo

Un juego de estas características depende mucho de el restode jugadores, así una partida puede ser interesantísima y muy divertida secontamos con los compañeros adecuados o insufrible y acabaremos abandonándolase nos encontramos a alguno de los muchísimos descerebrados que pululan por elLive!.

Es un juego recomendable para aquellos que busquen accióninmediata y les guste participar en partidas cooperativas. Si no es así, apesar de sus virtudes, no te gustará.

Personalmente prefiero un juego más profundo, con una historiamás elaborada y con una progresión de personajes y elementos. El sistema,demasiado arcade, hace que la diversión sea inmediata pero estable, sincapacidad de aumentar a medida que progresamos y, para mi, acaba cansando.Supongo que a lo largo de los siguientes meses será un titulo recurrente paradesengrasar entre otros títulos de calado, con partidas esporádicas sincontinuidad.