Crítica de cine: Kick-Ass

Basada en la serie de cómics de nombre homónimo creada por Mark Millar, Kick-Ass recibe una adaptación al cine que conserva muchos de los atributos que hicieron del cómic una serie de culto.
Narra la historia de Dave Lizewski, estudiante de instituto ‘pringado’ y aficionado a los cómics, que decide dar un paso adelante y convertirse en un héroe enmascarado…sin poder ni habilidad alguna más que ingenuidad y buenas intenciones.

Me gustó


Non-stop: Kick-Ass goza de un guión mordaz y una dirección y edición vibrantes y dinámicas que provocan que no haya ni un momento de respiro, ni ninguna escena ‘innecesaria’ o de relleno’, a la vez que consigue dar cohesión al conjunto y evitar los tan temidos saltos bruscos de escena y lagunas en la historia de las que suelen adolecer muchas adaptaciones al cine (Príncipe de Persia*TOSE*…).

Hit-Girl: Si bien la película está plagada de personajes interesantes, es sin duda Chloe Moretz y su genial personaje ‘Hit-Girl’ quienes se llevan la palma y consiguen robar protagonismo cada segundo en el que aparecen en pantalla.

Tronchante: Al igual que el cómic, Kick-Ass tiene material de sobra  para provocar las más sonoras carcajadas. Eso sí, a aquéllos quienes tengan el estómago preparado y un sentido del humor negro como el carbón.

Nicolas Cage: No soy un gran fan de él, y normalmente me suele sacar de quicio su recurrente catálogo de tics y guiños. Pero en Kick-Ass ofrece una interpretación sorprendentemente buena y humana, lejos de sus habituales caracterizaciones.

No me gustó


Adaptación al español: Por desgracia, la película cuenta con varios juegos de palabras que en español pierden la gracia, y al adaptarlos el resultado es bastante…cutre. El ejemplo más claro es la propia palabra Kick-Ass, que en español se ha dejado tal cual; y la burla de Big Papi, que le llama Ass-Kicked en la versión original, se ha adaptado como Ass..querosillo… Sin palabras.

Kick Ass es un film violento y tronchante, realizada con una inusitada solvencia y excelentes interpretaciones por parte de sus actores (llevándose la palma el dúo formado por Chloe y Cage), que no da un momento de respiro con su violencia sádica ni su humor negro como el carbón.

Cierto es que puede no es una película para todo el mundo, especialmente para aquéllos a quienes la idea de contemplar a una dulce niña de 11 años empalando, mutilando y descerrajando disparos a la cabeza les parezca ofensivo. Pero es así porque la película no está hecha para ellos, ni ellos para la película. Para todos los demás, Kick-Ass es una tronchante, mordaz e hiperviolenta película que le da un soplo de aire fresco a un género que empezaba a oler ya ha podrido, al igual que Zombieland hizo unos pocos meses atrás.

Kick Ass ha sido dirigida por Matthew Vaughn e interpretada por Aaron Johnson, Chloe Moretz, Nicolas Cage, Cristopher Mintz-Plasse y Mark Strong. Duración aproximada: 1h50minutos. Producida por Marv Films y distribuida por Lionsgate. Asistido al preestreno el 20 de mayo. Estreno en España: 5 de junio.