Crítica: Humanoides del abismo

En uno de mis  viajes a las listas de IMDb (el paraíso paraaquellos que nos encanta descubrir películas raras) me topé con el curioso filmde Humanoides del abismo. Sí, lo sé: ¿se puede tener un título más genérico yolvidable? Quienquiera que estuviera al cargo no era muy bueno poniendo nombres,aunque leyendo la descripción de la película se podría decir que el nombre leva como anillo al dedo: ¿monstruos mutantes asesinos de hombres y violadores demujeres…? ¿Se puede ser una película más genérica y olvidable?

Hubiera pasado de largo, pero resultaque la película suele señalarse como una de las joyas ocultas del terror de los80, además tiene bastantes buenas críticas entre los entendidos y recientementefue reeditada… ¿¿en Blu-Ray?? ¿¿Una película que apenas nadie debe recordar hoyen día?? Ok, ahora sí me pica la curiosidad.

 

Una fábrica de conservas planeaestablecerse en un pueblo pesquero en crisis, ello crea una serie de tensionesentre los pueblerinos beneficiados y un grupo de nativos que se veránperjudicados. El trasfondo es la típica trama humana de relleno, aunquebastante ágil y para nada pesada, lo cual es sorprendente teniendo en cuentaque éste suele ser el talón de Aquiles de éste tipo de películas… Pero no hemosvenido a ver conflictos sociales precisamente, así que vamos directos a losmonstruos.

Por culpa de una serie de experimentoscientífico de la compañía de conservas, una especie de humanoide acuático prehistóricovuelve a la vida, causando el naufragio de un barco, la matanza de unos perrosen el muelle y… sí, la violación de unas cuantas mozas de buen ver. Por desgracia esto ya lo vimos en Creature of the Black Lagoon, donde un monstruo acuático rapta a una chica muy guapa, aunque en este caso hay más monstruos, que lucen sorprendentemente bién para lo cutres que son, más gore y más tetas. Lo curiosodel asunto es que la directora, Barbara Peeters, además de ser mujer fue una delas pioneras en el cine feminista de serie B. Lo sé, increíble, pero más increíbleresulta que no todas las escenas fueron dirigidas por Peeters, sino que algunosfragmentos fueron añadidos en contra de su voluntad para añadir más tetas yhacer más explícito el asalto sexual, algo más que entendible teniendo en cuenta queera una película dirigida a los auto cines y salas de serie b.

 

Pero polémicas fuera, creo que lapelícula está muy bien rodada. De hecho, hay escenas en las que parecen haberuna decena de monstruos cuando en verdad en el rodaje disponian de sólo 3 trajes, dosde los cuales no se podían filmar desde ciertos ángulos por estar incompletos,lo cual demuestra la picardía de la directora a la hora de afrontar el bajopresupuesto… el mayor problema que le encuentro a la cinta es que hay unaescena en la que hay ángulos en que es de día y otros en los que está oscuro,pero no es una escena con mucha relevancia y parece que tampoco se molestaronen corregirlo. Por otra parte, el ritmo de la película es muy dinámico y engeneral es una cinta muy divertida de ver, incluso homenajea a Jaws y a Alien asu manera.

Es una pena que las virtudes de lapelícula depasen sapercibidas por culpa de que, como ya he dicho antes, es unfilm muy genérico claramente dirigido a los auto cines de la época. De hecho, puedoimaginarme estar viendo la película con  loscolegas echando unas risas mientras en el coche de al lado un chaval le echamano a su novia. Tal vez sea poco original para ser un clásico, pero si te gusta el género es una gran opción para pasar una tarde y recordar el sabor de la serie B de antaño.