Análisis – «In Waves» de Trivium

 

 

Por una razón u otra, Trivium se ha convertido en uno de losgrupos más famosos y respetados en la actualidad metalera. Sin duda,dentro de 30 años miraremos atrás y recordaremos a Trivium una delas más famosas bandas de metal de la época, junto AvengedSevenfold, Arch Enemy, Bullet for my Valentine, Killswitch Engage ycompañía.

Por mi parte, la principal razón por la que me gusta este grupoes “Shogun”, su penúltimo disco, lanzado en 2008. Después deunos buenos comienzos de y hacerse famosos, lograron con “Shogun”un discazo imprescindible, siendo uno de los mejores en elMetalcore/Thrash Metal que he podido escuchar.

Por eso mismo, tenían muy difícil sacar otro disco que no solomantuviera al excelente nivel de “Shogun”, sino de sus notablesdiscos anteriores. A eso se le sumaba los problemas internos,provocando Travis Smith, batería fundador, abandonara la banda.Después de buscar un sustituto, encontraron a Nick Augusto,procedente de bandas como Maruta y Ends of the Earth.

En un principio, no parece que experimenten demasiado con elsonido. Los temas mostrados antes del lanzamiento del disco dejabanclaro que no cambiaban mucho el estilo, siendo en su mayoría esesonido de Metalcore melódico con influencias thrasers contemas como “In Waves”.

Pero una vez avanza el disco, podemos ver que la incursión delnuevo batería no es solo para suplantar el hueco que quedaba vacío,sino que también notaremos influencias del death metal de susanteriores grupos en canciones como “Dusk Dismantled”, dándoleuna inesperada frescura al disco. Incluso hay cabida para algunosinterludios instrumentales y baladas metaleras.

Pero precisamente esto es un arma de doble filo, ya que lascanciones “típicas de Trivium” pierden un poco de nivelcomparando con las demás, ya que al final se hacen un poco cansinas.Ya son 6 discos, y a este disco le faltan temas más demoledores, alestilo de “Dawn of the Sky” en el anterior.

Normalmente los grupos metaleros que se hacen tan famososdescienden su brutalidad para dar una mayor importancia a lasmelodías, pero Trivium lo ha hecho justo al revés. Toda unadeclaración de intenciones, sin duda.

En términos técnicos, los integrantes del grupo lo hacen demaravilla. Los guitarristas cumplen con nota su función de hacermelodías, el batería hace un genial debut y el cantante mezcla a laperfección las voces guturales con las voces melódicas.


Conclusión: No es de los mejores de su discografía, tal vez nisiquiera consiga estar entre lo más destacable en el Metalcore deeste año, pero aún así altamente recomendable si quieres escucharalgún disco de metal que tenga una calidad asegurada.

Nota: 7’9/10

Mejor canción:


Te gustará si te gustó…