Miquiprince reflexiona sobre… las religiones y el cristianismo

 

Me voy a poner a reflexionar sobre la religión, concretamente sobre el cristianismo porque no acabo de conocer a la perfección a las demás (aunque también las tocaré). Puede que algunos ya me tachéis de anarquista o de cualquier otro adjetivo que se os pase por la cabeza sin ningún sentido respecto la entrada. 

Aclarar también que no “me hago el guay” solo por compartir mis ideas con vosotros ni por defender unos ideales que he ido acoplando mientras observaba acontecimientos de represión. También quiero aclarar que reflexionaré sobre experiencias personales (no todas de las cosas que cuente tuvieron que pasarme a mi forzosamente, pero las reflejaré y expresaré como tales) y esta va a ser de esas entradas amarillistas que tanto me tacharon en mis primeros pasos por Gamefilia.

Si queréis leer mi reflexión sobre el tema…entrad

– 

Sin más advertencias empezaré:

 Las religiones, aquellas cadenas del ser humano que hicieron que éste avanzara en sus épocas más perdidas y que ahora hace ir más lenta a la sociedad. Ahora mismo la mitad del pastel de las religiones se encuentradividido entre musulmanes y cristianos. Sin que caigamos en ello, todas las religiones se basan o acaban basándose en lo mismo: Algo que nos controla y que maneja todo a su antojo. Las grandes preguntas que surgen entre los creyentes son las de: “¿Cómo puede ser que XXXX permita tal?” o cualquier otra pregunta que les aparezca. La respuesta seria para mi fácil, todo es causa del azar y de nuestras propias decisiones. Cualquier perteneciente a uno de estos dogmas respondería al pobre creyente con: “Tampoco es tan malo” o “Reza y se solucionará”.

Rezar, otros de los grandes timos de la religión (pero no el más divertido). Yo tengo una teoría bastante entretenida sobre esta práctica…al rezar hablamos con nuestro propio interior y nos podemos hasta crear un efecto “placebo” para así parecer que nuestras súplicas son escuchadas. También es por la necesidad de saber que estamos siendo escuchados a todo momento, que podemos hablar con alguien de cualquier cosa en cualquier momento… simplemente, a mi parecer, es mentida. Hablamos con nuestro interior, práctica que algunas personas denominaríamos como: “Reflexionar”.

Ya me voy por las ramas… otra de las cosas que no me gusta de la religión (ahora hablo de la cristiana concretamente) es la de la hipocresía generalizada, la de estar en contra de todo lo que se hace. Yo estuve en un colegio cristiano, y aquí empieza mi crítica. Muchos de los profesores no manifestaban sus creencias en clase, eso era lo mejor de todo y lo que creo correcto…aunque claro, teníamos una asignatura (odiada por el menda) que se llamaba“religión”. Esta magnífica asignatura nos la daba un profesor que fue en su momento cura o vete tú a saber qué (nunca nos dijo porque le echaron del convento-iglesia) y este personaje era más creyente que yo ateo. El hombre este también nos daba (fíjate tú) la asignatura de Educación por la Ciudadanía. Ya os podéis imaginar los choques en medio de la clase entre él y yo. Contaré unos cuantos algo más adelante, simbolizando los mayores fallos del cristianismo y aquello que más odio de la religión cristiana (y de todas las demás).


(A ver si os veis con corazón de explicar esto en 1º de ESO)

La primera enganchada que tuve con el nombrado profesor fue nada más entrar en la ESO, con la primaria bajo el brazo y dos clases de religión dadas. En esta tercera clase nos habló sobre el Origen del Universo y del hombre y preguntó si sabíamos cómo se había creado. Bueno, los capullos sin cerebro de mis compañeros (o puede que tuvieran más que yo y se tragaran sus ideales para aprobar la asignatura) contestaron lo obvio que te iba a contestar una persona acabada de salir de 6º con el cerebro comido por el sistema. Yo no. Con mi timidez inicial le dije al profesor que habíamos salido del mono.

Mi “amado” profesor se puso a la defensiva y me puso enfrente de la afamada clase, con ganas de ver la discusión profe capullo religioso –miquiprince. El muy **** hizo reflexionar a miqui por sus orígenes con supregunta “¿Y antes de eso que había?” Intentando explicar toda la evolución, que había dado superficialmente, a un profesor de la ESO el tercer día de clase. Al final llegué al Big Bang (manda cojones que sepa que era…) y el muy capullo volvió con su pregunta “¿Y antes de eso que había?” Tensión en el ambiente y ganas de estrangular a ese profesor…me ponía de los nervios. Dejé por finalizada la conversación dándole la razón como a los tontos “Sí, profe… Dios movió las partículas que se chocaron en el Big Bang”. Pensando en el sector del cristianismo/cualquier otra religión que piensa o es igual que mi “querido”profesor, solo quiero trasmitir que me dan verdadera pena sus argumentos, ya que son inexistentes y basados en falácias.

Otra de las preguntas y de los discursos más tensos que me ahorré en la estancia de tal escuela fue la de la existencia de Dios. Según el profesor, cuando un ateo le decía que le demostrara que Dios existiese, le contestaba con: “Demuéstrame que no existe”. Sin responder a la pregunta, hacía que el ateo/lo que fuese acabara por finalizar la conversación cabizbajo. Este año, en filosofía, he aprendido que a eso se le llama falacia. No creo que una pregunta como esta pueda ser ignorada de tal forma y que con ella, se contra-ataque al propio formulador de la pregunta. Las veces que sentí unas ganas insuperables de decirle a ese profesor que lo único que hacía era evadir preguntas para no cuestionar su fe…

Ahora me voy a alejar de mi caso particular en este primero de ESO, ya que en ese curso (a pese de tal inicio) tratamos a la mitología y la teología greco-romana, cosa que me encanta tal cultura. Seguramente me gusta (igual que la cultura egípcia) porque me lo tomo más como si fuera história que religión. Los problemas empezarían en 2º, 3º (Con la inclusión de ciudadanía) y en 4º (Educación por la ciudadanía).

 

El caso que más me hace gracia entre tanto eclesiástico es el de los abusos en la iglesia. Preguntad a vuestro cura más cercano sobre estetema y veréis que os contestará, que son casos aislados pero que se sacan a la prensa por ser muy impactantes, haciendo mucho eco sobre ellos. La pregunta quese me ocurre es: ¿Por qué su amado papa estaba al día sobre los abusos en su amada iglesia y solo movía a los curas de sitio? Mi teoría es que solo sabemos unos pocos casos de estos, cuando en realidad hay miles de ellos. Y si no los hay,seguramente habrá abusos a otros sectores de la población o entre los mismos curas. Porque, y esto es bastante serio, no me creo que una persona se pase toda una vida sin (Seamos claros) follar, ni masturbarse porque tienen que mantener los votos y no cometer pecados. Creo que es bastante irreal esa idea, ¿no? Personas que no han tenido relaciones en su vida, lo que yo creo es que también van teniendo sus cosas y, que cuando se huele un caso (no solo de abuso, sino de relaciones con mujeres) cambian al cura de Iglesia – convento. Este párrafo solo son especulaciones que me surgían mientras el profesor anteriormente nombrado contaba sus anécdotas sobre su amada Iglesia y se llenava la boca sobre lo buenos que eran dando de comer a los vagabundos.


(La iglesia no es rica…es tan pobre como lo que se predica en la Biblia, ¿No veis el papel de plata que sirve para envolver esa "chapuza" que habrá costado cuatro duros?)

La riqueza de las religiones, concretamente de la Iglesia. Totalmente negada por este profesor. ¿A quién quieren engañar? Son dueños y señores DE UN PROPIO PAÍS y no solo eso, dicen que la Iglesia es pobre tal y como Jesús (comentado más adelante) la creó. No me quiero ni imaginar las cantidades de herencias que se han dejado en el poder de la Iglesia, las extensiones que tienen sobre el mapa político español (y mundial). El dinero que tiene la Iglesia es incontable. Ellos se niegan en aceptarlo pero para cualquier persona con dos dedos de frente se dará cuenta que están podridos de dinero. Y ahora mi afirmación: Cómo todos seres humanos, quieren más. Los curas (si no os habéis dado cuenta) siempre están pidiendo donativos a sus lacayos por cualquier gilipollez. ¿Porque la Iglesia, la del Vaticano, no reparte las riquezas que tiene y deja ya que las iglesuchas de pueblo sangren a los pobres creyentes? Seguramente porque seguirán la ideología de “robar a los pobres para dárselo a los ricos”. Pero sigamos pensando que la Iglesia es pobre,no tiene un duro y dadles un billete de esos naranjas, que ese azul no le acaba de convencer al cura.


[Insertar música electoral del PP para el siguiente párrafo]

Otro de los puntos que he visto y que he podido experimentar más de una vez es la mentalidad de estas personas. Pero no hablo del modo de pensar más profundo, sino del lado más político de este. Curiosamente forman parte de la derecha más reacia, aquella derecha que a mi, sencillamente, me asquea. Como tengo pensado hacer alguna entrada sobre la política española mejor no hablaré de ella, ya sabéis vosotros como es la derecha. Bueno, pues el susodicho profesor siempre tenía una mala palabra contra a algún miembro del gobierno, incluso hasta llegar el punto de INSULTAR A UN MINISTRO (o al propio presidente del gobierno). Una libertad que se tendría que moderar,como si fuera tan fácil gobernar un país como hacer un puzzle. Todo lo que hacía o decía el gobierno, lo contrarrestaba y lo criticaba el profesor. Decía que no diría el partido que vota ni de que “lado” estaba, aunque se veía de una hora lejos lo fachita que es. Que se critique al gobierno porque no lo acaba de hacer DPM lo veo correcto, pensar lo que uno quiera lo veo correcto. Decir tus ideales a una clase de 1º, 2º o 3º de ESO para comerles la cabeza con tus ideales e inculcándoles que el gobierno lo está haceindo mal, no lo encuentro correcto. 

 [Si vuestra consciencia sigue siendo vuestra…quitad esa aberración musical]


(Una de las campañas que nos mostró nuestro profesor) 

Lo más gracioso de la escuela… me obligaron a hacer ciudadanía y religión con tal profesor… donde claramente solo era una misma asignatura dividida en dos, sin examen alguno. En esta asignatura discutía con el ya aclamado profesor sobre los temas que le gustaban a él, poniendo a parir al gobierno y llenando la cabeza a los alumnos de que el aborto es malo, si la eutanasia es malo…solo le faltaba decir que no usáramos el condón (lo insinuó) para que me lanzara a su yugular. Ya sabéis más o menos como soy y ya veis toda la clase en una banda (nos dividía por la mitad) “en contra” del aborto/eutanasia y todo lo que proponía y yo solo en la otra banda de la clase a favor y criticando mientras daba argumentos a aquello que ellos atacaban. Las notas eran un reflejo de mi rebeldía y estuve marcado durante toda mi secundaria por no dejarme influenciar sobre la opinión de este profesor…¿vosotros creéis que soy más o menos cívico por estar a favor del aborto o de la eutanasia? ¿De la libertad que tiene cada uno con su cuerpo y con su vida?


(Manifestaciones, artículos sensacionalistas para convencer a la población…¿Porque no se ponen en el papel del pueblo y/o de una mujer embarazada/persona paralítica en una cama y deciden si querrían abortar/morir en esa situación?) 

 

Y no me voy a olvidar del "Mayor best-seller" de la historia de la humanidad…los testamentos bíblicos (Según ese personaje la Biblia y los libros sagrados eran los mayores vendidos de la historia). No puedo opinar demasiado sobre ello (y no se si lo he hecho anteriormente) pero… están siguiendo lo que está escrito en un libro…y un libro, por mucho que quieran, lo ha escrito una persona con sus exageraciones e idas de olla. Puede ser una saga de libros muy interesante, con asesinatos, sangre, mundos fantásticos e unicornios saltando por el valle encantado IX pero sigue siendo un libro. Es como si cogiera El código Da Vinci y empezara a adorar y hacer todo aquello que nombran en el libro y creerme todos sus hechos. 


(Quién sabe si no sería así xD)


(Una imagen tranquilizante para acabar)

La sociedad de hoy está todavía sobre las bases cristianas, pero estamos a tiempo de que esto se vaya degradando, que su presión ya no sea tan grande como anteriormente. Por la Iglesia se ha quemado, se ha matado y se han hecho barbaries. ¿Podemos seguir tolerando tal cosa? Es nuestro pasado, sí, pero nos jugamos nuestro futuro o el de nuestra descendencia. Seguramente, esto solo lo leerán mis cuatro amiguchos y mis lectores más selectos que hayan aguantado tal coñazo reflexivo. Pero la hora que he tardado en redactar tal entrada me ha servido para recordar el pasado y pensar en el futuro. ¿Un futuro sin influencia religiosa, donde no existiese esta presión sobre la población del constante dominio y de la “comida de coco” que supone? Nadie lo sabe…solo las misma religiones decidirán tal futuro.

PD: Aclarar que aunque critique las religiones y los practicantes en la entrada les respeto, a ellos y sus tradiciones.  

De regalo: La creación del mundo del hombre según los cristianos (en Padre de Familia)