Heart of Darkness (PS1 y PC)

 

Cuatro años. Este tiempo de desarrollo fue necesario para que Heart of Darkness (a partir de ahora HOD) viera la luz en nuestras tiendas a mediados del año 1998; pues durante el proceso, dieron a pie una serie de problemas contractuales en los que dos compañías iniciaron una disputa para obtener la licencia de su distribución, y en la que finalmente ganó Interplay. HOD posee muchas reminiscencias de Another World. Esto no es una mera coincidencia ya que ambos fueron desarrollados por el mismo diseñador. Eric Chachi, programó en solitario el título anteriormente mencionado para Amiga, y posteriormente porteado a numerosos sistemas. Pese a que en su momento pasó un poco desapercibido, ganó muchos enteros a posteriori por su revolucionario entramado gráfico y cinematográfico, y que a día de hoy sigue impresionando en toda su concepción. Unos años más tarde, HOD tomó el testigo (podríamos considerarlo como una secuela espiritual) y reutilizó la misma base jugable que el susodicho; e incluso a nivel artístico comparten algunos planos. Sin embargo, este posee el suficiente encanto como para que no se le pueda quitar méritos.

 

Captura de Another World

 

HISTORIA

 

El juego comienza con Andy; un niño que odia la escuela. Este se queda dormido durante la explicación de profesor, motivo por el que es castigado y encerrado en un armario pequeño en el que reina la oscuridad; el mayor temor de Andy. En un momento de distracción por parte del profesor, Andy consigue escapar airosamente. Después de salir del colegio; él y su perro Whisky se dirigen a una pradera para contemplar un eclipse solar. Sin embargo, tienen la mala suerte de que durante el fenómeno, su perro sea raptado por unas sombras y este sea entregado al Señor de las Tinieblas. Obviamente, Andy no se queda de brazos cruzados, por lo que decide volver a casa y preparar todo el equipamiento que sea necesario para el rescate. La escena cambia a un paraje montañoso. En el momento en que inicia el descenso con su nave, es atacado por una criatura voladora que le obliga a realizar un aterrizaje forzoso.

A partir de aquí, tomaremos el control de Andy el cual, deberemos llevarlo hasta el mismísimo corazón de las tinieblas a fin de salvar a su perro. Esto es, a grandes rasgos, lo que nos podemos esperar argumentalmente de este juego. No es que sea muy original, puesto que este esquema narrativo lo hemos visto hasta la saciedad, salvando algunas diferencias (la chica es raptada por el malo, y el bueno tiene que salvarla y acabar con el malo). Sin embargo, nada más empezar la partida, nos embriagará la magia que desprende el juego; un elemento que en los tiempos que corren, está medio-muerto.

 

JUGABILIDAD

La clave está en saltar

Andy posee un enorme repertorio de habilidades, que van más allá de las clásicas de correr y saltar. Podrá trepar zonas rocosas, nadar y bucear. Al principio del juego, tendremos una pistola de rayos tremendamente útil que nos permitirá eliminar a nuestros enemigos con suma facilidad. Sin embargo, está ventaja desaparecerá al cabo de unos minutos, puesto que seremos desprovistos de esta por dos enormes criaturas. De esta manera, la mayor parte del juego consistirá en elaborar las mejores estrategias a fin de librarnos de los enemigos (llegados a un momento argumental, obtendremos una habilidad muy útil que nos sacará de más de un apuro). Todo esto está aderezado con un control muy sencillo y que responde a la perfección.

 

Por otra parte, no todo se limita a la acción, sino que habrá momentos en los que nos pararemos a pensar. Otro aspecto que hay que resaltar es que el juego carece de barra de vida. Sí habéis leído bien; el más mínimo error nos obligará a repetir de nuevo la fase. Si por alguna razón somos incapaces de superar x obstáculo, el juego nos ofrecerá la opción de ayuda. El único elemento que puede no gustar, es que HOD puede completarse en 2-3 horas, dependiendo de la pericia del jugador, a pesar de constar de dos CD’s (la cantidad de cinemáticas es el mayor agravante en este sentido). Siempre nos queda la posibilidad de rejugarlo en niveles superiores de dificultad, puesto que estos estarán acompañados de nuevas y más complicadas situaciones.

 

GRÁFICOS Y SONIDO

 

HOD ofrece un enorme abanico de localizaciones. Recorreremos zonas montañosas, pantanos e incluso escalaremos acantilados a fin de evitar la lava que se encuentra bajo nuestros pies. Los escenarios son prerrenderizados y están compuestos de innumerables detalles que no dejarán indiferente a nadie. También, existen detalles muy vistosos y realistas, como el derrumbamiento de rocas. El único elemento que puede chirriar el conjunto, es que al diseño de todos los personajes se les nota la pixelación; y más si los contrastamos con los bellos paisajes por los que pasamos. Eso sí, las animaciones de estos son sorprendentes. Las escenas CGI tampoco podían faltar. Estas no sorprenden tanto como cabría esperar, pues en ese momento ya había una nada despreciable cantidad de títulos que ofrecían una calidad superior.

En lo que respecta al apartado sonoro, no faltan temas musicales que nos acompañan durante toda la aventura y que casan muy bien con la temática del juego. Los FX tampoco se quedan atrás, pues no pararemos de escuchar los gemidos de todos los enemigos que se nos crucen. HOD viene doblado al castellano y su calidad no tiene nada que envidiar al anglosajón.

 

01. Main Theme

 

11. End Credits

 

VALORACIÓN

 

Heart of Darkness es un título de los que ya no se hacen hoy en día. Este nos ofrece una historia que si bien no es la panacea que todos anhelamos encontrar, engancha de principio a fin. Además, posee un humor característico que lo hacen único. Jugablemente, ofrece una dificultad muy ajustada que nos obligará a repetir una misma fase una y otra vez. Si a esto le unimos un apartado técnico y artístico sobresaliente y que ha sabido envejecer bien con el paso del tiempo, y un doblaje de notable alto; nos encontramos ante un juego que desborda calidad por los cuatro costados.

 

 

Crítica cinéfila: La Cosa

La cinta que tenemos entre manos, es un remake dirigido por John Carpenter que aterrizó en las salas de todo el mundo en el año 1982. Asimismo, ambos filmes están basados en la novela escrita por John W Campbell titulada “Who Goes There?” Su paso por taquilla fue muy discreto pues en ese mismo año estrenaron E.T. Además, la crítica tampoco le ayudó a levantar cabeza. Tuvieron que pasar muchos años para que fuese valorada en su justa medida. A día de hoy está considerada como una de las mejores cintas del género de terror, sino la que más.

Antes de dar punto y final a la introducción, os comento que la precuela de La Cosa ya está en marcha y que el rodaje comenzará en el mes de marzo. Por el momento están confirmados el director y los productores. Mientras que Ronald D. Moore (Battlestar Galactica) y Eric Heisserer (Pesadilla en Elm Street 2010) producirán la cinta; Matthijs van Heijiningen Jr. se encargará de la dirección. Nuestros peores temores se han hecho realidad.


Argumento

Los primeros minutos de la película dejan un sinfín de dudas al espectador. Un helicóptero que sobrevuela la inmensidad de la Antártida, está disparando con escasa puntería a un perro. La persecución llega hasta una base en la que están instalados un grupo de científicos norteamericanos. Cuando el helicóptero aterriza a pocos metros de la base, este sufre un incidente y explota. Uno de los ocupantes, hiere a uno de los científicos, motivo por el que el primero es asesinado. Estos se quedaron desconcertados, pues los tripulantes del helicóptero exhibían un comportamiento fuera de lo común.

Los ocupantes del helicóptero eran científicos noruegos de una base cercana a la suya. El responsable de la base estadounidense, McReady, acude en compañía del doctor Copper a la base noruega para averiguar que es lo que ha sucedido. En ella observan extraños restos de los que parecen ser unos seres humanos carbonizados. También descubren, a través de unos papeles, que los noruegos habían descubierto una nave alienígena enterrada hace millones de años. De vuelta a la base, llevando dichos restos consigo para analizarlos, siguen desconcertados por lo que han visto en la instalación. A continuación encierran al perro que disparaban los noruegos en una perrera junto con el resto de la camada. Momentos después, este sufre una serie de transformaciones que lo convierten en un ser amorfo y que por consiguiente, ataca al resto de los perros.

 
Hasta aquí puedo contar. Creo que con estos dos párrafos os podéis hacer una idea, a nivel argumental, de la película. Sin embargo, comentaré un par de detalles de más, en el siguiente apartado, así que si preferís no leerlos, evitad el primer párrafo.

Opinión personal

Puestos a elaborar una crítica, comenzaré con una pequeña descripción de los últimos instantes que acontecen en la película:

El desenlace del filme es muy sugerente y sin una resolución absoluta. Los dos únicos supervivientes del desastre se vigilan mutuamente, expuestos ante las bajas temperaturas que imperan allí; pues las llamas que los rodean están a punto de extinguirse. Estos muestran una actitud que dan lugar a una serie de dudas; la posibilidad de que uno de los dos esté contaminado; o puede que los dos. En un lento sufrimiento, ambos están aguardando hasta que mueran a fin de que esa Cosa no llegue a propagarse más allá de la Antártida. Fin de la película.

El argumento es, en líneas generales, sólido. Es cierto que no está exento de alguna que otra laguna argumental, pero son minucias que pasaremos por alto. Sabe mantenernos aferrados al sofá, y nos obliga a formularnos algunas preguntas como ¿será este o aquel? Como ya he mencionado antes, el desenlace de la película es muy atractivo y este ha dado lugar a un sinfín de discusiones sin respuesta.

La música es un elemento que pasa a un segundo plano a fin de condicionar la fantástica ambientación opresiva de la que hace gala la película. Carpenter demuestra una vez más ser un maestro a la hora de crear un ambiente tenso y asfixiante en el que paulatinamente crece la angustia y molestar de los personajes; así como la del espectador. No hay duda de que la elección de la Antártida como escenario en el que se desarrolle la cinta, es el más idóneo; pues un lugar desierto en el que es imposible ser socorrido le da un toque muy especial.

Los efectos especiales, es otro elemento que merece ser mencionado. Todas las transformaciones han sido realizadas de forma artesanal, a fin de otorgarles de un mayor realismo. Es de agradecer que lo hecho a mano sea imperante en detrimento a lo digital, pues en esa época, esto último estaba dando aún sus primeros pasos a fin de convertirse, a día de hoy, en un estándar. No hay un solo efecto que destaque por encima de los demás. Todo el conjunto es sobresaliente, a la par que aterrador. Es uno de los aspectos que mejor ha sabido envejecer con el paso de los años.

El reparto destaca con creces. Kurt Russell, actor fetiche de Carpenter, firma uno de sus mejores papeles de toda su carrera. El resto de interpretaciones se sitúan al mismo nivel, sin caer en ninguno de los tópicos habidos y por haber.

Llegados a este punto, solo me queda recomendaros este filme. La Cosa, es una película que ha ido ganando adeptos con el paso de los años y la han elevado a la categoría de obra de culto; no ya como un referente de su género, sino en general. Si sois amantes del cine de terror, y por casualidades de la vida no la habéis visto, o bien, es la primera vez que os hacéis eco de este título, no sé que estáis haciendo aún leyendo esto. Corred a cualquier establecimiento a comprarla; alquiladla, u optad por otros medios si lo anterior no os es posible.

 
 

Crítica literaria: Juego de Tronos

El primer contacto que tuve con esta saga, fue hace cosa de un año aproximadamente, y fue gracias a los ríos de tinta que se vertían en relación a la futura serie de televisión que verá la luz este año. Me considero un seguidor del género fantástico, y creía haberlo visto todo. Sin embargo, Canciones de hielo y Fuego, me ha hecho ver que me equivocaba completamente. De hecho, este género puede seguir dando mucho de sí. Únicamente comentaré en esta entrada, la primera de las novelas (hoy por hoy están a la venta cuatro entregas), pues el hecho de elaborar una crítica de las siguientes, me obligaría a desvelar multitud de spoilers. Comencemos:

Argumento

La saga de Canción de Hielo y Fuego, nos transporta a los Siete Reinos de Poniente; un mundo en el que los dragones se extinguieron siglos atrás y en el que la duración de las estaciones son muy irregulares (pueden durar incluso décadas). Unos años antes de los sucesos que tienen lugar en la novela; se libró una guerra por el trono. Por una parte teníamos a las casas de Baratheon y Stark; y por otra parte a la casa real de Targaryen. Tras una serie de cruentas batallas, el líder de los Baratheon, Robert, se proclamó el nuevo rey de los Siete Reinos. Desde entonces, han pasado muchos años, y el invierno se prevé como uno de los más largos de todos los tiempos. En uno de los reinos de Poniente, Invernalia, vive Eddard Stark; señor de esta. Este recibe la visita de su amigo Robert, quien le pide que se convierta en su consejero, la Mano. Tras muchas reticencias, acepta el puesto.

Hasta aquí puedo contar, pues quiero evitar a toda costa los spoilers. Solo me queda deciros que el desarrollo narrativo es impactante. Las tramas de poder, intrigas políticas y gestas heroicas son algunos de sus mayores alicientes.
Opinión personal

Pese a que Canción de hielo y Fuego, está calificada como una saga fantástica, estos elementos pasan a un segundo plano, a fin de introducir intrigas políticas y traiciones. Podríamos definirla como una novela histórica, pues esta toma muchos elementos de unos hechos acaecidos en Inglaterra; la denominada “Guerra de las Rosas” Para los no entendidos fue una guerra civil que enfrentó a dos dinastías, la Casa de Lancaster y la Casa de York, a mediados-finales del siglo XV (se nota que el autor hizo acopio de la primera facción, pues el nombre de ambos son similares).

La estructura de la novela es la siguiente. En cada capítulo, saltaremos a uno de los protagonistas que conforman la trama. No hará falta decir que no existe un protagonista absoluto; de hecho, todos pueden calificarse como tales. Además, estos episodios se distinguen por tomar diferentes puntos de vista. El binomio bien-mal no resulta tan evidente como en otras obras. Sí que es cierto que hay personajes que los identificaremos al momento como una cosa u otra; pero hay otros en los que no resulta tan claro. Podríamos decir que actúan según sus intereses.

Por otra parte, aquellos mundos mágicos con los que disfrutamos en nuestra niñez, y que aún seguimos haciendo, han sido sustituidos por una visión mucho más realista donde los asesinatos (sin ningún tipo de miramiento; sean hombres mujeres o niños/as), las violaciones y el incesto son temas muy recurrentes en esta novela. Las batallas que se suceden, también han sido representadas con crudeza. En más de una ocasión, se nos revolverá el estómago ante muchas de las escenas que se nos presentan. Todo ello narrado con un estilo muy cuidado

Así como Tolkien es un autor proclive a dedicar tres o cuatro páginas para describir cada uno de los paisajes que conforman la Tierra Media; Martin apuesta por otros derroteros (sin que por ello, deje de lado este aspecto). En este caso; una de las grandes bazas de esta novela, sino la que más, son los personajes. Pese a que el número de estos supera la veintena, y puede darse el caso de que más de uno se desoriente ante esta cantidad; han sido retratados hasta el extremo. Aquí no tienen cabida los héroes fantásticos que son prácticamente invulnerables ante el peligro. Se ha querido humanizarlos, es decir, que sean personas de carne y hueso, susceptibles ante todas las desgracias que caen sobre ellos. De hecho, el autor no se corta un pelo a la hora de querer eliminar personajes claves después de habernos encariñado con ellos (u odiado, según se mire).

En definitiva, Juego de Tronos es el comienzo de algo prometedor. Un prólogo de más de 700 páginas que no dejará de sorprendernos con continuos giros argumentales y un desarrollo sobresaliente. Tras finalizar está mini-crítica; solo me queda recomendaros esta lectura (así como las siguientes) y dejaros con la siguiente frase; la más importante y significativa de toda la obra:

Cuando se juega al Juego de Tronos, sólo se puede ganar o morir: no hay puntos intermedios

Presentación

Hola; me presento como nuevo usuario de esta comunidad. Mi nick es Sendoh_90; en honor a uno de los jugadores estrella de Slam Dunk. Llevo un par de años leyendo los artículos de Meristation, pero hoy he decidido registrarme como usuario; así como crear un blog en gamefilia. Mi experiencia en la blogosfera es nula, pero trataré de ofrecer los mejores contenidos posibles.

Como la mayoría de los usuarios aquí presentes; el tema principal serán los videojuegos. Sin embargo, también escribiré entradas cinéfilas y literarias. También, ofreceré colaboraciones, a fin de promocionar mi blog; siempre y cuando estas tengan cabida en esta comunidad (de ser así, me lo comunicáis en vuestros comentarios).

Un saludo y hasta la próxima ^^