TOP 5 PERSONAL: Mis 5 Juegos De Rol Favoritos

No son todos los quehay pero sí todos los que están, todo ese rollo, ya saben:

5. Lost Odissey

Producción malenmarcada dentro de los juegos de segunda que aprovechaba acuerdos deexclusividad con microsoft, al dibujante de slam dunk (alias el quehacía el manga aquél de basket) y al creador original de finalfantasy para hacer un despliegue de medios inmenso en xbox 360.Cuatro hddvd’s de doble capa exprimidos hasta las trancas para contarla historia de un caballero inmortal que debería haberla palmado yademasiadas veces.

Narrativamentebru-tal. Insuperable. Indescriptible. La ostia en verso. Largo, llenode secretos, con imaginería que combina lo medieval con lo futuristay la banda sonora a cargo de Nobuo Uematsu, otro fuera de serie.Jugablemente hablando es como todos los juegos de rol por turnos perosin todos los fallos de los juegos de rol con turnos, con posicionesdefensivas, estadísticas a porrón y, diablos, una versión jovendel follet tortuga como hechicero del grupo. Memorable.

4. Sacred, laleyenda del arma sagrada.

Hubo una época enla que diablo 2 lo petaba, yo que sé, como ahora el minecraft y elgta. En esa época aparecieron decenas de clones que básicamenteconsistían en lo mismo: Recorrer el mapa aporreando el clicizquierdo como un mono epiléptico pasado de tripi contra todo bichoviviente en pantalla. Rol de chichinabo que lo llaman.

Solo uno sobrevivíaa las comparaciones: Sacred era un petarlo constante por susimplicidad. Crea un caballero, ponle una armadura chula y a correr.Venga dragones, venga hydras, venga salvar a campesinos, venga a laarena de gladiadores, venga hechizos, venga fiesta. Si existe unaversión interactiva exacta del Señor de los Anillos es Sacred y nootra cosa.

Tiene una expansióngratuita muy recomendable en la que un enano con bazooka mata enanosen el infierno y una secuela aberrante de la que es muy aconsejablehuir.

3. Mass effect 2.

Meto el 2 porque esel que más me gusta pero lo cierto es que toda la trilogía no tienedesperdicio alguno.

John Shepard es elmáximo representante de la raza humana en una sociedad futurista quese extiende a lo largo de toda la galaxia. La cual, por cierto, estáal borde de la extinción absoluta. A partir de ahí Star Wars enestado puro con la salvedad de que podemos escoger en todo momentonuestras decisiones con un sistema de conversaciones sencillo peropotente.

El origen del mismoes bastante cachondo: En bioware, que antes de hacer juegos eranmédicos, inventaron un algoritmo que descartaba opciones, unaespecie de doctor virtual. En inteligencias artificiales estamoshasta las pelotas de estudiar cosas de éstas, pues bien, esealgoritmo es el que se implementa en los juegos de bioware y permiteque tu shepard sea un santurrón intergaláctico o un genocidacabroncete interestelar. O que básicamente se convierta en ellatinlover del espacio, que también se puede.

flow y suajjjjj en el espasioh

Lo que no sondiálogos y ambientación son tiroteos con reminiscencia a gears ofwar, lo que para el no dado significa BIEN. A nivel de gráficos,trama y sonido lo podemos dejar en que es uno de los juegos mejorpuntuados de la historia a nivel mundial, lo que lo deja todobastante clarito.

2. Star Wars Knightsof The Old Republic

star wars kinghts ofthe old republic = (mass effect 2 * 2 + jedis + naves chulas + sith +dificultad heavy ) / fiesta

1. The ElderScrolls: Oblivion

Los originales eranbuenos a nivel técnico, morrowind tiene un nosequé brutal en susistema de juego preocupantemente realista, skyrim es posiblemente elrpg más espectacular que existe. Que sí, que ya.

¿Pero saben algo?,Paso olímpicamente de las leyes de progresión natural y el de enmedio, Oblivion, es el mejor de todos. Sobretodo si contamos lasexpansiones.

En Oblivion todoestá vivo y el mapa es enorme y bello hasta decir basta. Da gustitoexplorarlo y pararse en los detalles. Castillos enormes, bosques quellegan hasta donde se pierde la vista, parajes helados, templosbudistas, yermos infernales. Si está en tu mente o la de Tolkienexiste en Oblivion.

Incita a laexploración, mucho mejor de lo que lo hace su secuela o cualquierotro juego a base de construcciones de todo tipo desparramadas por elmapa que no afectan en absoluto a la historia principal pero queestán por ahí para dejarse ver. El sistema de combate másequilibrado a todos rasgos de éste tipo de productos y un rollocinematográfico que merece muy mucho la pena: La primera vez que unose adentra en los reinos de Mania y Dementia, alteraciones de lamente enfrentadas eternamente tal y como explica la propia mitologíadel juego, se nos quedarán grabadas para siempre en la retina.Espectacular.

Hoy: 5 Motivos por los que ver Twin Peaks sin morir en el intento.

¿Walking dead? ¿Breaking Bad?, ¿Expediente X?, nada, mal. Hubo una mucho antes que inventó todo eso y más y que vuelve el año que viene. Osdoy cinco razones de peso para que os descarguéis compréis(ya sea de nuevo o por primera vez) las dos temporadas de twin peaks para que cambien vuestra vida para siempre:

//www.soniablanco.es/wp-content/uploads/2014/05/TwinPeaks.jpg

Mira lo que dice, ahora viene lo importante…

1. Personajes locos.

Pero del todo eh, COMO CABRAS, zumbaditos del todo. El plantel de personajes que conforman el pueblo tiene desde una vieja que le habla a un tronco de madera a una psicokiller con un parche en el ojo obsesionada con las cortinas pasando por un psiquiatra que se ha medicado todas sus recetas. Y todos son más profundos de lo que aparentan: Como en todas las obras de David Lynch, sus personajes representan seres humanos llevados al límite mostrando su parte más oscura. Nada es lo que aparenta, todo invita a pensar y tiene un doble rasero. Hoy por hoy eso no abunda, no nos engañemos.

2. Intriga de la buena.

“¿Quién mató a Laura Palmer?”, pregunta anclada en el subconsciente popular de principios de los noventa y aunque resuelta a media serie, desentrañada poco a poco con maestría. Es la única serie de detectives del mundo en la que sus personajes resuelven los casos a medio camino entre la investigación y acción tradicional y el budismo y surrealismo más pasado de rosca. Habitaciones, rojas, caballos, enanos, gigantes, fantasmas, lechuzas…Y todo encaja. Es una absoluta locura genial, simétrica y repleta de paralelismos.

3. Esa banda sonora.

Angelo Badalamenti, “no ase falta digas nada más”. Supo dar el toque quenecesitaba la serie y creó algo que se puede escuchar tranquilamente aparte en el reproductor del coche. Una joyita. En la serie era capaz dedescolocarnos como jamás se había hecho: Una nota de jazz que de golpe nos desconectaba (o nos conectaba), efectos totalmente desincronizados (una música casi de los teletubbies acompañada de un primer plano de un muerto…esas cosicas) : Absolutamente irrepetible.

4. Es cultura pop.

//www.webomatica.com/wordpress/images/twin_peaks/twin_peaks_s2e17_wounds_and_scars.jpg

Mantente hipster.

Desde el tema principal (falling), a los diálogos buenrolleros de Cooper pasándo por los fetiches con la tarta y el café. Las decoracionesrurales sin dejar de lado la tecnología, las referencias culturales constantes o la autoconsciente sexy lolita Aundrey Horne. El pueblo de Twin Peaks es capaz de juntar ya en su primer capítulo lo gótico, lo heavy, lo grunge, lo punk y adelantarse doce años a lo Hipster. Muy grande.

5. El capítulo piloto.

Posiblemente el mejor episodio que ha tenido una serie jamás. Ahí lo dejo

Analizando que lo flipas: Wolfestein The New Order

Es un secreto avoces que ID software (creadores de doom, wolfestein, quake…), añosatrás sinónimo de diseño inteligente de escenarios, gunplay épico,graficazos, gore y heavy metal, dificultad desmedida y múltiplesopciones a la hora de afrontar un escenario ya no son lo que eran.

 

Tienen pinta de ser como tirando a chungos…Son peor 

Ahí tenemos Rage,cuyo modo campaña da cáncer de sida y su motor gráfico es unaestafa a la que te acercas dos palmos a una textura o el propioWolfestein de 2009, una suerte de intento de copia barata de losjuegos de starbreeze con sus microsandbox entre tiroteo y tiroteo queno funciona ni a patadas (por no hablar de un gunplay tosco y unosgráficos penosos). Incluso enemy territory quake wars, que tiene suscosillas interesantes, se puede considerar a todas luces un fracasocomercial y un juego que, como shooter online, tiene una estabilidadpésima.

Por ello me alegroque por fin en bastantes años hayan conseguido un juego que recuperela esencia de John Carmack y ese espíritu tan cafre propio de ellosque no se veía desde Quake 4 y Doom 3.

Wolfestein The NewOrder tiene algo que echo de menos (y mucho) en la mayoría de juegosde disparos que aparecen hoy en día: Varios caminos que se pueden (ono) recorrer. Diseño y arquitectura paranoica, itinerarios que seatan unos con otros. Lo que suele verse en un bioshock o un darksouls y que es tan poco habitual ver hoy en día. Sensación deperderse, de encontrar tesoros y secretos cuando nos salimos delitinerario principal. Pequeños detalles en definitiva que noarrebatan linealidad general al título pero generan una falsa yagradable sensación de exploración/desorientación. Es por eso queme gustó tanto también Alien Isolation al que le casqué uno de lospocos dieces desde que tengo este cutreblog.

 

En The New Ordertenemos multitud de coleccionables y rincones escondidos en sus nadacortas (pero que si que se hacen) doce horas de juego. Son unaliciente y otorgan variedad. El resto es patear el orto a los hijosde la Alemania nazi pseudofuturista con mucha sangre y casqueríavaria.

En primer lugar elmanejo (o gunplay) es delicioso: Hay gran variedad de armas con uncontrol perfectamente implementado, explosivos y botiquines y cadauna es adecuada para un tipo de enfrentamiento, obligándonos a usarla cabeza y gestionar sabiamente la munición, a lo que ayuda unsistema de sigilo perfectamente intercalable con otro de tiroteos,para abordar cada situación como queramos. No obstante no es unjuego especialmente complicado hasta las dos últimas pantallas, querecuerdan la locura noventera de id software en todo su esplendor.

La ambientación esmagnífica: Una combinación de juego basado en la segunda guerramundial, estética futurista pero atrasada en determinados elementos,homenajes a personajes famosos, documentación histórica eimagineria interesante (esa máquina Tesla…) : Todo un festín deteorías conspiranoides para el ingeniero medio, sobretodo que nosllevarán de pueblecitos apartados a bases militares en plena luna.Una locura.

A ello hay que sumarmucho gore, y cierto tono macarra de vez en cuando a lo “malditosbastardos”, personajes con carisma y lo que nos queda es un juegomuy cinematográfico y con entidad propia.

Wolfestein The NewOrder es muy divertido, sobretodo en sus secciones de exploración,que señalan con el dedo a Half life 2 e invitan a toquetear elescenario (la interacción y deformación del escenario esprodigiosa) pero para pretender ser un juego next gen lo cierto esque se queda a medio gas en la parte técnica: La inteligenciaartificial es bastante mala, aunque no es lo peor.

Es en los gráficos(escenarios bellos por su diseño pero muy parcos en detalles, pareceun juego de hace cinco años, y eso hablando de la versión ps4one)donde el juego deja ver su lado más raquítico. Tampoco destaca enel sonido ni la banda sonora salvo algún tema, bastante mediocres.

Es precioso lo de meter trallazos hasta que te salen callos en los dedos…¿que no? 

Detalles, endefinitiva, que no empañan una experiencia genial cuya bandera es unestilo de juego (el de un shooter puro sin artificios ni caminos quete llevan de la mano) tan divertido como abandonado y que por ello sedisfruta mucho más perdonando sus carencias y, por otro lado,compensándolas con grandes dósis de carácter y locura absoluta. Delo mejor en shooters que se puede encontrar hoy por hoy.

Resumen para vagos:Notable muy alto y medio punto más por un par de momento épicos loque te deja con un…

Nota: 8,9