Diagnóstico: Ataque de perritis aguda

Seré breve, y también explícito.

Acabo de recordar la existencia de este blog. Increible. Han pasado como 6 meses y no lo he tocado por vagueza (de ahí el título de la entrada, sagaz lector) y por olvido.

Después de leer unas pocas de mis entradas que me han hecho sacar una sonrisilla (podría decir que también me han sonsacado una lagrimilla, pero sería dramatizar en exceso), y de moderar un comentario de un chaval que quería venderme algo (aunque de mala manera, ya que hablándome en inglés lo tiene jodido), he decidido escribir una entrada.

Lo normal es pensar "Este viene aquí, deja una entrada chorra para recordar que era eso de tener un blog, y se marcha por donde ha venido". Pues… llamadme rebelde si queréis, pero sí, creo que viene siendo algo así. Aunque si puedo ser sincero, teniendo en cuenta el tiempo que me sobra (estoy viviendo ahora mismo en Inglaterra, sin amigos, buscando curro, y con poco dinero que llevarme a la boca), podría retomar este cutre blog (madre del amor hermoso, ¿en qué pensaba cuando puse este fondo?. Pero Dios, o el azar, o el destino, o lo que sea en lo que creais, proveerá.

Estoy escribiendo esto como si diese por hecho que alguien lo va a leer, cuando obviamente a poca gente le importa ("poca gente" es un eufemismo, se puede cambiar tranquilamente por "nadie") Quien sabe, a lo mejor Gamefilia ha quebrado o algo, es una posibilidad plausible. Así que cuando le de a Enviar, me pasaré por ahí a ver si encuentro algo interesante. Si hace unos seis meses habían blogs de lo más interesante, deben permanecer ahí… ¿no?

Y como una entrada sin imagen queda muy soso, voy a poner una al azar:

 

 

Jesus bailando
Eso es todo 😀