Los cinéfilos al descubierto (Entrada sin desnudos)

A todos, en mayor o menor medida nos gusta el cine. O eso decimos, claro. Este arte que tantos amantes ha tenido, en todo un siglo de bagaje que lleva ya, ha sido capaz de generar por sí mismo a una serie de seguidores arquetípicos perfectamente definidos por los mundos de dios.

Normalmente, todo el mundo entra en una de estas definiciones, al menos como base. Es fácil que un individuo cualquiera se identifique en más de uno de los grupos que serán descritos a continuación, pero siempre habrá uno de esos tipos que se adecue más a cada uno de nosotros.

Es posible que haya más posibilidades, o que haya otros modos de separar a cada tipo de amante del cine (y no tan amante… solo gustante), pero desde mi perspectiva, esta es la visión más acertada posible.

Sin más, aquí andan los tipos de cinéfilos:

Si proyectamos luces sobre un retrete y lo grabamos, seremos grandes del cine.
Tipo numero 1: El gafapasta antiamericano-antiespañol: Para él sólo es bueno lo asiático, lo africano y todo lo europeo que no sea español. Aunque sea cine albanés grabado con un Cinexin. Americano, sólo le gusta Lynch y un par de películas alternativas que conocen la tía del director y el vecino del actor principal y que se basa en secuencias aleatorias de collages de fotos de gente comiendo yogures o un plano secuencia de hora y cuarto dando vueltas a una alcachofa. El resto es basura comercial. No importa quién lo dirija, porque lo realmente importante es el dónde. Siempre será mejor una película islandesa sobre un híbrido entre robot y humano que ejerce de policía, con un título impronunciable y con violencia a cascoporro, que Robocop.

Me cuesta pronunciar Eisenstein, pero es mi director preferido.

Tipo numero 2: El viejo de espíritu: si se ha grabado antes de 1980 es bueno. Y si me apuras, antes de 1960. Da igual que sea ciencia-ficción, drama, musical o una boda grabada en super-8. Los remakes le parecen basura, pero ama a Charlton Heston en Ben-Hur porque eso no es un remake, es un homenaje. Si además las películas son de cine mudo afirmará siempre que la música que se le añadió posteriormente no deja captar la esencia intrínseca del personaje femenino principal. Toda excepción que se escape a estos criterios temporales, ocurre  por motivos puramente premenstruales y/o nostálgicos. Que haya dos generaciones o más entre él y el tiempo que ama es algo puramente circunstancial. Minucias.

¡Teeeeeeeeeeeeetas! ¡Teeeeeeeeeetas!
Tipo número 3: El palomitero: ¡Tetas! ¡Tetas! ¡Culos! ¡Mira que escopeta! ¡Pum! ¡Pum! Tetas! ¿Has visto qué tetas? ¡Ra-ta-ta-ta-ta-ta! ¡Mata al cabrón ese! ¡Que se quiere tirar a la zorra de tu novia! ¡Tetas! ¿Miyazaki? ¿Es un nuevo modelo de Mazda? ¡Tetas! ¡Pañum, pañum! ¡Tiros! ¡Sube el volumen, que en este trozo el MOSTRO revienta cuando le meten la granada por el ojete! ¡Tetas! ¡Ponme un Tarkovsky con piña! ¿Qué dices? ¿Qué la película tiene una interpretación meta-qué? ¡Lo que tiene es una chati con unas peras como los neumáticos de un camión! Vamos a ver The fast and the furious siete otra vez, a ver si ahora la entiendo… que además, ¡salen tetas!

Seguro que grabar mis pelos del sobaco es mejor que Ciudadano Kane.
Tipo número 4: El inconformista: Ama el cine pero odia las películas. Misterios de la vida. Odia a Lynch, a Bay, a Nolan, a Kiarostami, a Allen, a Spielberg, a Kurosawa, a Ford y a su propia hermana, que cuando estuvo en el instituto hizo un cortometraje. Y por encima de ellos, odia su cine. Por supuesto, los actores nunca darán la talla aunque sea un documental, y de su película favorita (o en su caso, la menos mala de las películas), dirá que flojea soberanamente en el apartado técnico y que el final está muy mal cerrado. Por supuesto, todos se han vendido y ahora son comerciales. El concepto del ahora para los inconformistas es bastante amplio. “Vivien Leigh se vendió mucho antes de hacer Lo que el viento se llevó” es el tipo de frase que le puedes oír a este tipo de cinéfilos.


Ver girar el plato de lentejas en el microondas es la mejor película que he visto nunca.

Tipo número 5: El sobreconformista: No importa si está viendo La sirenita o Cadena perpetua. Si ve Pulp fiction o La estanquera de Vallecas. Karate a muerte en Torremolinos o Un tranvía llamado deseo. A Burton o a Uwe Boll. A Truffaut o a la hermana del número 4. Cada película que ve es la mejor película de la historia. Además, él piensa que tiene un actor-actriz-director-directriz fetiche y aún no se ha dado cuenta de que realmente los idolatra a todos a la vez. Cada conversación que tienes con él sirve para que cambie a todos sus preferidos, excepto ese que según él es el mejor. Permanecerá imperecedero mientras tenga memoria, pero cambia a Resines por Stallone como segundo más mejor actor del universo en cuanto gira la esquina.

Y fin de la clasificación. Ahora, si vuestros amigos no os dan mucha conversación cinéfila, siempre podréis usar esta creación que he llamado Cinefilómetro (Patente pendiente). Sólo tenéis que usar alguno de los términos de la barra horizontal superior y esperáis respuestas. Si no es completamente satisfactoria, probad con otro término de la misma barra al azar. Dos términos y tenéis a vuestro amigo cazado sin ninguna duda.

Aquí lo presento en primicia mundial:

El Cinefilómetro (Patente pendiente)
¡PINCHA EN EL CUADRO PARA AMPLIARLO!

Ya lo tenéis todo para saber con quién habláis, de qué hablar si surge el tema del cine y cómo comportaros para ser uno con ellos y no ser tildados de mala gente.

Es posible que en futuro, os desmenuce a través de Zerael los tipos de jugadores de videojuegos que he podido conocer, pero por ahora, se queda en posibilidad.

Buenas noches, noches, a todos, todos.


Zerael:

Bueno, tras muchos lustros en deuda conmigo, Juanjico Lawless ha conseguido escapar a las garras de mis sicarios ofrendándome esta colaboración. No puedo prometer que su vida ya no corra peligro, pero al menos ahora daré de comer a los perros de mi guarida infernal (no tiene nada que ver, lo sé, pero así son las cosas).

Juanjico_Lawless es un bloguero novel de gamefilia que regenta un bonito lugar decorado por el que suscribe ^^ Os aconsejo encarecidamente que le visitéis y le comentéis muchas burradas. Más que nada porque hemos sido compañeros de facultad la tira de años y mi orgullo clama por una venganza. 

Muchísimas gracias por esta colaboración, Lord Escoba ^^ Bien sabes que he disfrutado mucho leyéndola XD

¡Un saludete!